Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones






descargar 92.54 Kb.
títuloReconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones
página2/3
fecha de publicación13.03.2016
tamaño92.54 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Derecho > Documentos
1   2   3

Plaza de los tres poderes:  Símbolo de poder

Incorporación de un conjunto de elementos:

  • Pintura

  • Escultura Arquitectura

  • Mural

  • naturaleza



l punto focal era la plaza de los Tres poderes, que contenía el Palacio Presidencial, el Tribunal Supremo y el Congreso con su secretariado.

El bloque escindido (dividido) de este secretariado se alzaba entre las principales Cámaras de estado, que se expresaban como dos formas de cuenco, uno boca arriba y otro boca abajo. La hendidura entre los prismas marcaba el eje de la ciudad y lo alzaba sobre el vasto espacio del continente hacia el infinito.

A ambos lados del eje estaban los ministerios, también prismas alargados con fachadas acristaladas, pero esta vez colocados de costado.

Completaba este conjunto de figuras abstractas de catedral (1959-1970), con su manojo de vigas curvas que contribuían a crear una figura hiperboloide, pero que también completaban los espacios totalmente abiertos e impulsaban la vista hacia el cielo.

Brasilia era la concepción de una elite tecnocrática que rodeaba a la figura del presidente Juscelino Kubitschek de Olibera, y pretendía ser un símbolo del compromiso nacional con el desarrollo industrial. A su manera, la ciudad exaltaba el romance del coche y la autopista, en un momento en que Brasil estaba invirtiendo en la industria automovilística y en unas nuevas infraestructuras.

Pero las supercuadras o supermanzanas de viviendas separadas por amplios espacios tenían el aire de especulaciones teóricas vacías basadas en anteriores utopías modernas no construidas, alejadas de las realidades sociales brasileñas del momento.

La elite gubernamental iba y venia en avión desde otros escenarios mas urbanos, mientras que los pobres se precipitaban en el vacio de un concepto urbanístico diagramático. El conjunto principal de monumentos era tan ambicioso como el capitolio de Chandigarh de Le Corbusier.


  1. Edificio del congreso nacional.

  • Dos torres, con un punto de inicio y finalización.

  • El acceso se da a través de una rampa.

  • Torres: volumen geométrico y de repente se dan 2 volúmenes curvos  desequilibrio.

  • La elección por parte del estado tiene una connotación ideológica

La arquitectura moderna es sinónimo de:

  • Tecnología y avance.

  • de igualdad para todos (Significado social).

  • Adecuación tecnológica al clima: galería para proteger los paños de vidrio.

  • Lagos artificiales. uso paisajístico y climático.




Es la culminación del Eje Monumental y desde el punto de vista simbólico un exponente alegórico de la democracia.

Para lograr una impronta por sobre los demás edificios de la explanada Niemeyer opto por la simplificación de los elementos, la unión de formas puras y geométricas, junto a la elección de volúmenes como eje para conferir al edificio un carácter monumental.

Aun tratándose de objetos escultóricos aislados, el congreso se inserta en la trama enriqueciendo la perspectiva del conjunto urbano. La maestría en esta obra y en gran parte de la producción de Brasilia, consiste en componer armónicamente las formas arquitectónicas, los requerimientos urbanísticos y el tratamiento paisajístico como una totalidad indisoluble.


  1. Palacio de Planalto sede de gobierno.

  • Columnas  estética característica además de su función de transmitir cargas.

  • Incorporación del agua.

  • La explanad  gran espacio: preludio de ese gran edificio.


La concepción de este edificio es similar al del Palacio Alborado. Parte de la creación de una columna como forma irrepetible y capaz de dotar a todo el conjunto de liviandad y monumentalidad.

La osadía estructural y la libertad formal se logran por el uso del hormigón armado de manera novedosa, en combinación con técnicas de ingeniaría.

La horizontalidad de la losa y de la caja vidriada, combinada con la verticalidad de las columnas, crean un ritmo y una dinámica sostenido en la armoniosa conjunción de curvas y rectas.

Se pueden observara las influencias de la arquitectura moderna europea:

De Mies la virtualidad, la caja vidriada y la elegancia de las delgadas losas.

De Gropius la separación funcional de Gropius

De Le Corbusier la lecciones plásticas de se enuncian con criterio y originalidad tropical.


  1. Tribunal supremo. 1956-1960.

  • Caja vidriada sobre elevada.

  • Columnas con el orden invertido.

  • Incorporación de elementos como: pintura, escultura, murales y la naturaleza en la arquitectura.


Niemeyer retoma el tema de los “Palacios de Porticos” con el elemento básico de sustentación: la columna. La misma adquiere un tratamiento formal espacial, y de la variación, repetición e interacción de este elemento, surge un “leit motiv” que será el distintivo de cada obra.

El conocimiento de las leyes compositivas y de las formas canónicas clásicas le permite mantener el ritmo, la proporción, asegurándole armonía y permitiéndole alterar a conveniencia las convenciones del lenguaje clásico para instaurar un nuevo repertorio.


  1. Palacio de la alborada. 1957. Residencia gubernamental.

  • Caja vidriada, pero por su función privada de vivienda se hace necesario contar con paredes opacas en determinados sectores.

  • Losas en voladizo.

  • Columnas plásticas.

  • Incorporación de esculturas.




Residencia oficial del presidente de la República.

La definición del edificio se apoya en la columna: un gesto que se transformaría en el sello de gran parte de los edificios.

Las columnas apenas rozan el suelo en uno de sus vértices. Niemeyer elimina por completo peso y gravedad.

Las columnas enmarcan y crean un espacio de transición a modo de galería, proporcionando a la caja de vidrio interna una protección climática, controlando así la permeabilidad del vidrio mientras su transparencia proporciona una continuidad interior exterior.

Distribución de plantas:

  • Subsuelo- servicios

  • Planta baja – lo social

  • Primer, segundo piso – sector residencial, exclusivo presidencial.




  1. Catedral. 1958-1970.

  • Columnas de hormigón y toda la superficie de cerramiento era de vidrio.

  • Connotación mística; simbolismo de las columnas.

  • Desde el exterior se accede por un túnel a través de una rampa.

  • Interior, gran manejo de la luz a través de recursos como el vidriado y la pintura que se hizo en ella.

  • Gran explanada que enmarca la entrada.


Es un conjunto de figuras abstractas, con un manojo de vigas curvas que contribuían a crear una figura hiperboloide, pero que también completaban los espacios totalmente abiertos e impulsaban la vista hacia el cielo.

La obra aunque de pequeña escala posee una singularidad arquitectónica, y por ello adquiere una contraposición al conjunto uniforme y secuencial de los ministerios.

La planta circular, su volumetría de nervaduras curvilíneas de hormigón, alternadas con vitrales, le confieren un carácter expresivo y de gran originalidad. Su materialización tiene una fuerte inventiva estructural.



  1. Palacio Itamarati. 1970. Ministerio de relaciones exteriores.

  • Caja vidriada.

  • Losa despegada de la caja, y además como galería.

  • Jardines internos, en el espacio interior hay una representación del paisaje de Brasil.

  • Uso de agua.

  • Arcos abocinados.

  • 1970: corte desde lo formalista a lo historicista.

  • El hormigón es usado en estado puro en su color y forma de trabajar. Anteriormente se lo usaba de forma plástica y de color blanco.


Entre los palacios de Brasilia, este es el ejemplo arquitectónico mas acabado.

Su distinción se debe a la conjunción de varios factores. Por un lado, la originalidad de la forma, un volumen compuesto por pórticos alargados y su inusual proporción. Por otro el especial juego armónico que se establece entre la arquitectura y el paisaje, y la fuerte presencia de un acervo histórico.

El diseño de Niemeyer con habilidad enlaza el juego entre arquitectura y paisaje. La duplicación virtual de su altura reflejada en las aguas del jardín le suma distinción elegancia y belleza.

Seria apresurado tomar a los arcos, el ritmo o la composición como un retorno a la tradición clásica.

Lo que apariencia es fachada, en realidad una envolvente de hormigón translucido que contiene otras envolventes transparentes.

El manejo de la escala, de los detalles y la singularidad del conjunto hacen de esta una de las obras significativas de una época en que la Arquitectura Moderna oscilaba entre la desilusión ideológica y el vaciamiento de sus propósitos formales, y estaba en búsqueda de nuevos horizontes.
Los palacios de Brasilia responden a estas búsquedas y difieren esencialmente de aquello que el clasicismo concibió como palacio. Las grandes masas y ostentaciones decorativas dan lugar aquí a la liviandad compositiva. Los palacios de Brasilia se definen en trazos particulares, casi irrepetibles. Una de las marcas diferenciales aparece en las columnas, ellas dejan de ser elementos estructurales para convertirse en invenciones plásticas. Por esta razón sus formas se tornan emblemas y su articulación en conjunto, en el sello distintivo de cada obra y de Niemeyer como arquitecto.




  1. Casas Blancas. Hacia una arquitectura Argentina.


Argentina: contexto histórico.

José Feliz Uriburu. 1930-1932.

Liga patriótica argentina.

Golpe de estado de 1930.

Década infame.

Argentina 1930-1966.

Juan Domingo Perón. 1946-1951. 1951-1955.

Día de la Lealtad peronista. 17 de octubre de 1945.

Planes quinquenales. 1947-1951.

Tratar de emparejar las diferencias sociales -Iconografía peronista-.

  • Vivienda colectiva (solo cuando se acudía vivienda colectiva se recurría a la arquitectura moderna).

Conjunto 17 de octubre de la Matanza.

  • Estilo californiano (se lo usaba en los planes de vivienda de baja densidad).

La ciudad estudiantil, en el bajo Belgrano.

  • Ciudad Evita, partido de la Matanza. Bs. As. 1947-1963.

  • 17 de junio de 1955.

  • Eduardo Leonardi.1955.

  • Pedro Eugenio Aramburo. 1955-1958.

  • Arturo Frondizi. 1958- 1962. Desarrollista industrial.

  • Arturo Illia. 1963-1966.

  • Juan Carlos Onganía. 1966-1970. Noche de los bastones largos 29 de julio de 1966.



Casas blancas. Hacia una nueva arquitectura argentina

  • Componente ideológico  mirada nacionalista, oposición ideológica y práctica a la arquitectura extranjera.

  • Bases:

  • Aprecio a la arquitectura de Le Corbusier (serie de casas de materiales en estado puro como el hormigón en bruto, ladrillo, materiales nobles).

  • Mirada así al interior del país (capillas del noroeste).

  • Visión social o rol social de la arquitectura y de la democracia cristiana.


El casablanquismo es una corriente arquitectónica desarrollada en la República Argentina durante las décadas de 1950 y 1960.

Fue una búsqueda de una identidad arquitectónica en la Argentina, donde la reinterpretación del pasado colonial se combina, y se relaciona, con los elementos vanguardistas modernos, creando así un único estilo basado en la síntesis de ambas corrientes.

A simple vista esta arquitectura es de carácter moderno, donde el predominio del color blanco se relaciona con el cubismo racionalista y el uso del hormigón visto con las primeras intervenciones brutalistas de Le Corbusier.

Pero en una observación más profunda y detenida de los interiores y sus espacios y de las técnicas constructivas, podemos apreciar como comienzan a aparecer elementos característicos del pasado colonial argentino.

Los patios internos como organizadores del espacio y los techos inclinados típicos de la vivienda colonial son los elementos aparecen que con más fuerza, así como también el uso de la chimenea, las galerías, y los interiores maderiles.

El casablanquismo busca generar una arquitectura más humanizada acorde para el hombre local, respetando sus tradiciones y generando vínculos con el pasado. Pero sobre todo busca lograr que se sienta identificado con el espacio que lo rodea, busca lograr una arquitectura local, pero con estilo internacional.
Contexto, desarrollo del movimiento

Fue un difuso movimiento que se dio entre mediados de los años cincuenta y los sesenta, un intento sincero por buscar las raíces de una identidad arquitectónica perdida en aras de la modernidad académica o de la creciente influencia tecnológica y formal de los Estados Unidos de esos años.

El casablanquismo se desarrolló simultáneamente en ambas orillas del Río de la Plata; aunque curiosamente teñido de aura cristiana de este lado, y de marxismo en el Uruguay.

Ciertamente no era un momento fácil, pero sí entusiasmante: a la riesgosa apertura política y religiosa (temblores de fondo en la gestión frondicista, agitación juvenil de ‘libre versus laica’, desarrollo del Concilio Vaticano II, horizonte de nuevos alineamientos ideológicos, etc) se unía el desconcierto provocado por nuestros máximos líderes arquitectónicos: Le Corbusier y Frank Lloyd Wright. Wright, en magnífico despliegue de llenos y vacíos, por sus volúmenes lanzados al espacio y la calidad táctil de su arquitectura “orgánica”; Le Corbusier, en cambio, renunciando a las geometrías precisas y pulimentos propios de su programa racionalista, había engendrado la iglesia de Ronchamp, esa magnífica escultura recorrible y aparentemente alejada de toda ortodoxia anterior.

Herejes de sus propias doctrinas, ambos líderes parecían haber cruzado veredas opuestas, dejándonos en el medio, como huérfanos desconcertados.  

Con el fondo de ese caldero nació y se desarrolló la vida breve del “casablanquismo”, movimiento intuitivo, sensible, joven, sincero. Sin duda se trató de una afirmación local frente a la invasión de tipologías foráneas y una indagación sobre las raíces de la propia identidad.

Por supuesto, no pueden negarse conexiones ideológicas lejanas con Morris y Ruskin, influencias cercanas del Wright de las prairie houses y empatías inmediatas con el Corbusier de Ronchamp.

Pero en lo fundamental se trató de reflexionar privilegiando el interior (lo real) sobre el exterior (la apariencia), practicando una austeridad en el diseño a través de la ortogonalidad de la mampostería portante, el dramatismo de las luces rasantes y las texturas cálidas (madera natural, cerámica rústica y ladrillo encalado), los llenos y vacíos, el despojo ornamental.

Una poética novedosa que bebía en ciertas imágenes del pasado colonial pero sin atravesar los umbrales del neo y el folklore.

Es verdad que las realizaciones del casablanquismo se restringieron a edificios religiosos (con la iglesia de Fátima, de Caveri y Ellis, como mojón paradigmático y piedra angular), viviendas individuales y conjuntos sencillos.

En muchos casos se dio la espalda a posibilidades de confort ambiental, y también es indudable que su proliferación epidérmica durante los últimos años sesenta y los setenta se confundió con un folklorismo mediterráneo en el que la supervivencia de algunas formas escondía la distorsión del equilibrio conceptual con que nació. Pero así y todo queda incólume la sinceridad de su óptica cultural, incomparablemente más profunda que cualquiera de los neos locales anteriores y las entelequias actuales o las modas retro que nos acompañan en este nuevo siglo.
1   2   3

similar:

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconPara explicar lo moderno uno podría tener muchos recorridos. La elección...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconGlobalización y sustentabilidad. Una indagación sobre las oportunidades...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconGlobalización y sustentabilidad. Una indagación sobre las oportunidades...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconEscribir algo a mi padre en sus 80 cumpleaños es difícil para mí....
«más allá», pero reconozco que hay veces que desearía que ese «más allá» fuese «un ven acá»

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconHamartiología viene de la voz griega "hamartia" que quiere decir...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconPor primera vez (literalmente quiere decir "después de la física")...
«¿Qué hay?». Puede además responderse en una sola palabra: «Todo», y todos aceptarán esta respuesta como verdadera. Sin embargo,...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconDiscurso y realidad: las palabras y las cosas en la antigüedad
«mito» o «relato mítico» y significa, etimológicamente, «palabra». Curiosamente, el significado etimoló­gi­co de logos, es también...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconEs una palabra que tiene un significado total o parcialmente idéntico a otra
«Mi padre subió a un automóvil» o «Mi padre subió a un coche», pero aunque podemos decir «La locomotora arrastraba tres coches» no...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconActualmente las limitantes más importantes en el diseño y ejecución...

Reconocer las tensiones, que hay nuevas planeaciones, y también concreciones que quiere decir que se concretan obras más allá de las tensiones iconSi te interesa este libro que tienes entre las manos, quiere decir...






© 2015
contactos
l.exam-10.com