Epoca colonial (el teatro)






descargar 16.13 Kb.
títuloEpoca colonial (el teatro)
fecha de publicación18.06.2016
tamaño16.13 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Literatura > Documentos
EPOCA COLONIAL

(EL TEATRO)
    El teatro, por ser durante esa época, además de una expresión artística, un medio de comunicación masiva, constituyó, para los fines de los evangelizadores, el arma más efectiva.

       El uso del teatro con afán didáctico es tan antiguo como las religiones. Danza, música, teatro  estuvieron siempre estrechamente relacionados a los rituales que se celebraban en honor a la divinidades. Así sucedió en Europa, entre los griegos,  así sucedió también en América, como bien los describen varios cronistas y como puede uno descubrirlo en a través de la lectura de antiguos textos, mucha riqueza expresiva, que sobrevivieron a la conquista y colonización.
      El Rabinal Achí, cuyo valor va más allá de lo que significa para nosotros actualmente el teatro, es una muestra de este teatro donde confluyen muchos elementos antropológicos, como ocurre con mucha literatura griega en su momento.

      Durante la Edad Media en Europa la Iglesia se apoyó, por ello, mucho en el teatro. La representación dramática resultó siempre más efectiva que la oratoria.

      En nuestro país, sin que algunas de estas obras sean exclusivas de nosotros encontramos varias piezas coloniales de carácter dramático, algunas de las cuales se han seguido representando hasta fechas recientes, como el Baile de los diablitos o  tragedia del suplicio de  San Sebastián que se representaba en fechas determinadas cada año en Comayagua, algo similar sucede con El guancasco en los pueblos lencas.
    Las particularidades de este teatro son pues, su afán didáctico, su temática religioso, cuyo contenido procura influir en los espectadores. Es igualmente anónimo y, en algún momento, su autoría se vuelve colectiva por los cambios que se producen de una generación a otro, sobre todo cuando se pierden los textos escritos de carácter oficial.

     Francisco Salvador Aguilar Cerrato con Alma Caballero, hicieron hace algunos años una aproximación al teatro colonial y señalan para él , más o menos, las características dichas arriba.
     En el trabajo de los autores mencionados (Teatro en Honduras, editado por Sectin, se incluyen muestras de tres piezas de Teatro colonial "netamente " hondureño: El drama de san Sebastián o Baile de los diablillos, con "actores comparsas, máscaras de diablos y vestuario de la época colonial que se representaba todos los años entre el 18 de enero y el dos de febrero, días de San Sebastián, el primero y de la virgen de la Candelaria el segundo.

     Se trata , dice Francisco Salvador, " martirologio de del capitán de la guardia pretoriana en Roma, Sebastián, durante el imperio Diocleciano. Sebastián se ha convertido en cristiano y apoya a su grupo; el emperador le exige reniegue de su nueva creencia; este se resiste y es martirizado a flechazos; su muerte redime a sus enemigos; los diablillos o cómplices de los paganos ( en este caso los indígenas) , se convierten al cristianismo.

    Otra pieza es El baile de Moros y Cristianos de Trujillo, conocida también como Baile de las tiras o las cintas. Lo han representado los garífunas  usando vestuario brillante y manteniendo un texto que lógicamente debió haberse originado en España, pues, como sabemos el conflicto planteado reproduce el pleito de siglos, de carácter religioso que hubo en España, entere moros (árabes y judíos) y cristianos (católicos españoles).

        

No se produce sino hasta la época independiente teatro colonial en Honduras, de autoría individual.

José Trinidad Reyes, es en verdad, un autor colonial, aunque toda su producción la haga en pleno época independiente. Ello significa que su mundo intelectual y espiritual correspondía todavía a las ideas y al espíritu de la colonia.

    Salvo algunos poemas en que se manifiesta lo patriótico, que se canta a la libertad y a la independencia. Reyes, muestra, en sus obras de teatro: las pastorelas, piezas que se inspiran en obras similares de la tradición religiosa de la literatura española de la edad media, su clara intención didáctica. El propósito de Reyes es el mismo de los evangelizadores de los años de la conquista y de la colonización posterior.

Entre las pastorelas del Padre Reyes podemos encontrar:

Nueve Pastorelas escribió el Padre Reyes:

Noemí; que todas las personas de su tiempo, que le sobreviven, reconocen por la más antigua.

Micol; que según la copia de fecha más remota, que obra en mi poder, fue escrita el 15 de diciembre de 1838. Esta fue dedicada a las señoritas Rafaela y Juana Rovelo, y se estrenó, a lo que recuerdan algunas personas, en 1841, aunque es de presumir que se haya estrenado antes, dada la fecha de su composición.

Neftalia, la que compuso para las señoritas María Antonia e Isidora Reyes, la segunda de las cuales fue escogida para el papel de Séfora.

Zelfa, dedicada a las señoritas Manuela Vega (después de Ugarte); Juana Vásquez (después, de Bonilla); y Maclovia Bonilla (después de Dávila).

Rubenia, dedicada a las mismas personas a quien dedicó Zelfa. En varias representaciones se ha suprimido el acto primero, o sea, las Posadas de José y María, que han creído algunos obra independiente; pero la intervención de estos personajes en el último acto, que también han acostumbrado suprimir, quita toda duda de que las Posadas forman parte de Rubenia. Por lo demás así consta en el manuscrito más antiguo que poseo.

Elisa, que compuso para las señoritas Juana y Jerónima Godoy, se estrenó el 2 de febrero de 1851, día de Candelaria. La señorita Teodora González (después, de Vigil) y don Juan Ramón Jereda, primeros que la estrenaron, sacaron copia de ella por saberla de memoria: el original quedó en poder de la familia Godoy, y se perdió.

Albano, que dedicó a la señorita Raimunda Milla (después, de Moncada). Refiérese que se iba a estrenar en 1851, pero que se quedó ensayada y no se representó por haberse anunciado que apedrearían a los pastores por las alusiones a ciertos personajes políticos. Otros afirman que, no obstante la amenaza, se dio la representación.

Olimpia, la cual dedicó a la señorita Trinidad Borjas, y se estrenó en 1855. Al representarse por segunda vez, se perdió el original.

Y finalmente Floro, o sea la Pastorela del Diablo, la cual casi no parece del Padre Reyes, tan defectuosa es la copia que de ella se conserva. De ésta, don Miguel R. Ugarte me ha informado que se imprimió en vida del Padre Reyes: ¿se habrá salvado algún ejemplar impreso? ¡Dios lo quiera!
    Dicha actitud y el retraso nuestro frente a otros países es comprensible debido a que jamás existió tradición literaria durante el período colonial en nuestro país.

   Desde luego el marco de la literatura colonial, no puede circunscribirse a Honduras, tal como hay la conocemos, sino a la provincia que formaba parte de la capitanía general. En ese sentido lo que se hacía en León y en Guatemala será lo más destacable. En León el clero fundamentalmente, y Guatemala sin estar desplazado este, algunos criollos (nobles) que acceden al conocimiento  a través de la universidad de San Carlos.

    No es casual que Reyes proceda de Nicaragua, es decir, que se haya formado religiosa e intelectualmente en León.

    También es cierto que a finales del período colonial y como producto de la influencia napoleónica en España, a comienzos del siglo xix, habrá mayores posibilidades para otros sectores tradicionalmente marginados del conocimiento.

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Epoca colonial (el teatro) iconPiratas y corsarios en la época colonial

Epoca colonial (el teatro) iconIntroducción en este recordación vamos a descubrir a algunas personas...

Epoca colonial (el teatro) iconLa literatura española desde 1975 hasta la época actual: narrativa, poesía y teatro

Epoca colonial (el teatro) iconLa literatura española desde 1975 hasta la época actual: narrativa, poesía y teatro

Epoca colonial (el teatro) iconDe acuerdo con la «teoría de los ciclos historiográficos de Venezuela»,...

Epoca colonial (el teatro) iconTablas
«La relación entre Historia y Poesía en el último cuarto del siglo XVI (con especial atención al teatro cervantino de la “primera...

Epoca colonial (el teatro) iconTema Teatro clásico europeo. El teatro isabelino en Inglaterra. Shakespeare....

Epoca colonial (el teatro) iconDefensas ante la piratería inglesa en las costas del Nuevo Mundo:...
«residuos de una historiografía liberal, iniciada en la segunda mitad del siglo XIX, que tras un primer rechazo de la época colonial...

Epoca colonial (el teatro) iconI. la escena europea en el siglo XX
«etapa de maduración». En 1905, Stanislavski le da la posibilidad de dirigir el Teatro Estudio, dedicado a la experimentación escénica...

Epoca colonial (el teatro) iconBloque 8 la renovación del teatro del siglo XX: renovación del teatro....






© 2015
contactos
l.exam-10.com