Paulatina desaparición de la sociedad feudal






descargar 23.98 Kb.
títuloPaulatina desaparición de la sociedad feudal
fecha de publicación30.05.2015
tamaño23.98 Kb.
tipoAula
l.exam-10.com > Literatura > Aula

RENACIMIENTO LITERARIO

(Introducción) Es fundamental que en este apartado menciones una breve definición de Renacimiento (re-nacer al mundo clásico grecolatino), los límites cronológicos de esta tendencia cultural y artística (que tiene su origen en Italia en el Quatrocento (siglo XIV) y el Cinquecento (siglo XV) y en España en el siglo XVI) y el contexto histórico y social en el que surge (la paulatina desaparición de la sociedad feudal, el desarrollo de las ciudades y las actividades ligadas a los núcleos urbanos (burgos), como el comercio y la artesanía, el creciente poder del dinero como factor de ordenación social).

En España la transición de la Edad Media al pleno Renacimiento se produce en el siglo XV, el Prerrenacimiento (como recordarás, en este periodo se sitúan dos obras que reflejan el cambio de mentalidad, son las Coplas de Jorge Manrique y La Celestina de Fernando de Rojas)

En España tras la culminación de la Reconquista y el reinado de los Reyes Católicos, el siglo XVI está marcado por los reinados de Carlos I, el Emperador y Felipe II. Relaciona a ambos monarcas con las dos etapas del Renacimiento español. La primera de plenitud y la segunda dominada por los ideales de la Contrarreforma que impulsa el Concilio de Trento (1545) como reacción a los movimientos de renovación religiosa que se denominaron Reforma.

(Desarrollo)Antes de iniciar la explicación de los géneros literarios renacentistas, conviene que expliques, relacionándolas entre sí, las ideas literarias y otras circunstancias culturales que son esenciales en este periodo:

  1. La invención y el desarrollo de la imprenta, que permite la difusión más rápida, a un público más amplio y en soporte escrito (frente a la literatura esencialmente oral de la Edad Media, que exigía el verso para estructurar y memorizar textos no sólo líricos, sino también narrativos). La imprenta no sólo facilita la difusión de las ideas renacentistas, sino que en el terreno de la literatura favorece la proliferación de diversos géneros narrativos de ficción, como la novela idealizada: morisca, pastoril, caballeresca y bizantina.

  2. El antropocentrismo frente al teocentrismo medieval. A esa visión optimista y vital de la existencia humana van asociados muchos tópicos que muestran la confianza en las cualidades del ser humano y no conciben su existencia sólo como un camino hacia la muerte: tempus fugit, carpe diem, collige, virgo, rosas, fortitudo et sapientia (poeta-soldado, las armas y las letras... El mundo y la carne dejan de ser enemigos del hombre. El fruto de la confianza del hombre en el propio hombre no es dogmático, sino que necesita analizar, desarrollar su espíritu crítico, valorar la realidad a través de la razón. Nace la ciencia moderna (descubrimientos, inventos), hallazgos geográficos (descubrimiento y conquista de América), Este planteamiento precientífico pone en tela de juicio dogmas religiosos, que se suma al proceso de Reforma, las teorías del humanista Erasmo de Rótterdam, que tuvieron gran acogida en España y que proponían una recuperación de la espiritualidad y la pureza evangélica de la Iglesia como institución que la alejase de la corrupción y el poder político y las riquezas que había adquirido.

  3. El desarrollo del Humanismo, como corriente de pensamiento refleja la visión antropocéntrica de la sociedad y la cultura de esta época y se relaciona con los “studia humanitatis” que recuperan desde las universidades el saber clásico grecolatino. En esta etapa las universidades, centros de estudio laicos, liberados de la tutela absoluta de la Iglesia ejercen una doble misión: valorar las lenguas romances como vehículo de expresión literaria (recuérdese que la Gramática de Nebrija da carta de naturaleza a la lengua castellana) frente al uso exclusivo del latín, pero también permite el estudio de las lenguas clásicas, el latín y el griego y, por lo tanto, el acceso a través de ellas a las obras esenciales de la literatura clásica grecolatina.

El Humanismo propugnaba la exaltación del hombre y sus ilimitadas potencias, que se definían bajo el término genérico de “virtú” y que nada tiene que ver con la “virtud” religiosa. Era una valoración de lo polifacético como desarrollo de sus potencias, un desarrollo integral (físico y espiritual, “mens sana in corpore sano”.Ej. Leonardo da Vinci.

La virtud, para los humanistas, lejos de su concepción religiosa (“hábito del bien que tiene su premio en la salvación del alma y la vida eterna”), era la capacidad de distinguirse de cada uno, de integrarse en la comunidad y serle útil. La virtud y el esfuerzo personal podían tener un logro terrenal: el éxito, que suponía la valoración de la fama y la gloria, bienes vedados a la masa indiferenciada; propia sólo de los ilustres, de los que destacan en la sociedad: estratos medios y altos. La riqueza y el honor eran elementos del éxito. La virtud comprendía también la habilidad para saber aprovechar las ocasiones y para calcular las ventajas sociales que escondía cada gesto (hacerse propicia la Fortuna). La virtud exaltaba al individuo, su esfuerzo y su capacidad. “Cada uno es hijo de sus obras”. La voluntad ha de sobreponerse a las adversidades de la Fortuna.

Los humanistas pretendieron ser, frente a los eclesiásticos, los guías laicos de la sociedad.

  1. El principio de la creación estética es la “imitatio” o “imitación de modelos” frente al concepto de absoluta originalidad o creatividad de la nada del artista. La imitatio plantea que el parecido, la recreación de un modelo no se entiende como plagio o copia, sino como factor de prestigio y calidad de una obra.(recuérdese, por ejemplo, el valor que se atribuye en las obras literarias como fuente de inspiración a la Mitología, a la versión bucólica e idealizada de la Naturaleza...)

  2. Modelos literarios del Renacimiento italiano: Además de los autores grecolatinos, como Virgilio (Las metamorfosis), Horacio (Odas), los autores renacentistas se inspiran en modelos contemporáneos o más cercanos en el tiempo como Dante, Divina Comedia (poema alegórico); Petrarca, Cancionero (visión idealizada del sentimiento amoroso, descripción de la belleza de la dama, influencia del neoplatonismo en la relación entre el mundo sensible y el mundo espiritual o de las ideas), Boccaccio, Decamerón (narración enmarcada y en sarta como estructura narrativa).

  3. El arte al servicio del poder: los artistas del Renacimiento suelen buscar la protección y el sustento económico de los poderosos, reyes, nobles, ricos y eclesiásticos. A cambio, sus protectores obtienen de ellos el prestigio de sus tareas artísticas (pintura, monumentos, obras literarias). Es la figura del mecenas o protector de las artes.

  4. Temas: recopila las ideas esenciales que hemos visto en clase de la visión del amor petrarquista y neoplatónico, la concepción idealizada de la Naturaleza y la inspiración de la Mitología.


h) El problema religioso en España: El problema de los conversos acentuó en España la crisis religiosa que dominaba toda Europa. En la Edad Media convivieron tres razas y religiones, que alternaron periodos de paz y de enfrentamientos bélicos. La Reconquista supuso una ruptura definitiva de la convivencia; los decretos de expulsión dieron paso a las conversiones obligadas para imponer en el dominio territorial de los Reyes Católicos la unidad religiosa y política.

Quedaron así configurados dos grupos sociales en conflicto, los conversos o cristianos nuevos (una minoría marginada y perseguida) y los cristianos viejos, a los que se les reconocían derechos y méritos de los que los conversos estaban sistemáticamente excluidos.

Es lógico que, en esta situación, los conversos se interesaran por el erasmismo y los principios que propugnaba: el deseo de favorecer un cristianismo evangélico, una práctica religiosa sincera, sencilla, sin los lujos ni la ostentación de la liturgia externa; la idea del cuerpo místico de los creyentes, que integraba a los conversos en la Iglesia, a pesar de su pasado religioso; las ideas de Erasmo daban un enfoque al cristianismo que les permitía participar de los mismo derechos que los cristianos viejos.

Los conversos, en literatura, representan una actitud crítica, y a veces incluso con pretensión polémica y reivindicativa, que se hace eco de estos problemas. Ej. La Celestina, de Fernando de Rojas (Areúsa: “las obras hacen linaje”, crisis de la sociedad estamental a través del conflicto entre amos y criados, el poder creciente del dinero como factor de ordenación social...), Lazarillo de Tormes (crítica clerical, a la Iglesia le faltan devoción y caridad), Guzmán de Alfarache, de Mateo Alemán (obra contrarreformista, un pícaro regenerado por un clérigo), El Quijote (el fracaso del idealismo, en una sociedad en crisis).

En esta situación de vigilancia y recelo religiosos, naturalmente en España el Tribunal de la Santa Inquisición ejerció una importante labor de censura y prohibiciones (Índice de libros prohibidos en el que apareció en 1559, por ejemplo El Lazarillo) respecto a ideas que parecían sospechosas respecto a los dogmas de la autoridad de la Iglesia. Buen ejemplo de este recelo constante sobre las labores de intelectuales y escritores es la persecución de la que fueron objeto Fray Luis de León, San Juan de la Cruz o Santa Teresa de Jesús.

Géneros literarios: es muy importante que los sitúes relacionándolos con las dos etapas del Renacimiento español. Como recordarás, en la segunda mitad del siglo surge una importante tendencia, la literatura religiosa (en prosa y en verso) impulsada por los ideales contrarreformistas.

Etapas: Frente a la disgregación política y territorial de la Edad Media y el feudalismo (el monarca es un señor feudal más), se produce en España, a través del matrimonio de los Reyes Católicos, una unión política bajo la autoridad de la monarquía que permite en los reinados de Carlos I y Felipe II el desarrollo de España como Imperio, con dominios más allá de sus fronteras. Política exterior: esta hegemonía militar y política en Europa, lleva aparejada un aumento de la población, la expansión económica ligada al comercio en las Indias (aunque gran parte de estas riquezas se emplean en empresas bélicas, que intentan mantener el dominio sobre los territorios sometidos). En la política interior hay que destacar la oposición de las Comunidades a la política de la monarquía y la represión ejercida por la inquisición, que pretende frenar la heterodoxia religiosa, defender la limpieza de sangre y las falsas conversiones de judíos y moriscos. Estas circunstancias hac3en que el Renacimiento español sea más tardío y más reducido que en el resto de Europa, aunque es un periodo de gran importancia cultural y artística que abarca dos siglos, los llamados “Siglos de Oro” de nuestra literatura.

a) Reinado de Carlos I ( desde los Reyes Católicos hasta 1556).

Primer Renacimiento.

Prosperidad política y económica (Imperio), apertura cultural (influencia del Renacimiento italiano)

Lírica profana, Garcilaso, métrica italiana. Neoplatonismo, erasmismo, poesía italianizante, petrarquista. Pervivencia del “amor cortés” a través del petrarquismo, ideales caballerescos, presencia de lo popular (lírica popular y Romancero nuevo)

Prosa: influencia erasmista y humanista.

b) Reinado de Felipe II.

Segundo Renacimiento.

Crisis política, económica y social, censura de las nuevas ideas, Contrarreforma e Inquisición, exaltación de lo religioso y lo nacional. Aislamiento respecto a la cultura europea.

Literatura ascética y mística, la Contrarreforma en literatura. Fray Luis de Granada, Fray Luis de León, Santa Teresa de Jesús y San Juan de la Cruz. La ascética tiene como objetivo alcanzar la perfección moral; por lo tanto, brinda consejos a los lectores para lograr la salvación del alma. La mística, sin embargo, pretende expresar la unión del alma con Dios; por eso es una descripción de experiencias religiosas personales. El proceso místico se desarrolla a través de tres vías: la vía purgativa en la que el alma se libera de lo terrenal para aspirar al contacto con Dios; la vía iluminativa, en la que la oración sirve para meditar sobre la idea de Dios; la vía unitiva, en la que el alma por fin consigue el contacto con Dios y se produce el éxtasis provocado por la contemplación de Dios.
a)La prosa narrativa de ficción: los géneros idealizados (novela de caballerías, pastoril, morisca, bizantina) y la novela picaresca y otras novelas realistas, continuadoras de La Celestina. [te remito para que completes el contenido de este apartado el material del libro de texto referido a este género y las explicaciones de clase. Naturalmente tienes que saber explicar en qué consiste la idealización de ciertas obras narrativas, cuál su intención y los rasgos que definen a cada género. Especial interés tiene que sepas los rasgos que definen el género picaresco en el Lazarillo y el realismo de su técnica literaria y su intencionalidad)

b)La lírica amorosa, petrarquista. [vuelvo a remitirte a los materiales del libro de texto y a las explicaciones de clase. Naturalmente debes dedicar alguna explicación a las innovaciones métricas, a los temas y motivos poéticos y a los rasgos esenciales de Garcilaso de la Vega como autor representativo de esta corriente y género a través de sus obras más significativas].

c) La literatura religiosa (ascética y mística) (en prosa y en verso). Por facilitarte su estudio te sugiero que la estudies agrupada bajo un solo epígrafe. No sería lógico diferenciar poesía amorosa (la de Garcilaso) y religiosa (la de los ascetas y místicos). Es importante en esta tendencia que expliques claramente el contexto histórico en el que surge (Reforma y Contrarreforma), las características esenciales que definen la corriente y analices autores y obras representativos (Fray Luis de León y San Juan de la Cruz) [Nuevamente, te recomiendo el estudio a través del libro de texto y las explicaciones de clase]

(Conclusión) [Como siempre, te aconsejo que cierres la explicación de un panorama destacando algún aspecto esencial que deba ser valorado por su aportación a la explicación general de la Historia de la Literatura. Por ejemplo: si has tenido que desarrollar el género de la prosa narrativa de ficción sería muy interesante que destacases la modernidad del Lazarillo explicándola y relacionándola con otras obras picarescas posteriores. Si el género explicado hubiese sido la literatura religiosa, podrías subrayar la importancia del contexto histórico y la intencionalidad de este tipo de obras y autores... etc. En clase a veces se suscitan debates espontáneos sobre ideas relacionadas con la explicación de una materia y que precisamente son el embrión de vuestras propias ideas. Os ayudan a pensar por vosotros mismos. Dale forma a ese enfoque personal en la conclusión, sin ser demasiado fantasioso; puede ser una buena forma de demostrar tu grado de madurez y capacidad crítica. Así que ánimo y a elaborar tus propias conclusiones.







Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconEstadio II: La Sociedad Feudal y el Paradigma Educativo Escolástico Medieval

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconA 36 años de su desaparición

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa Era de la Información. Economía, Sociedad y Cultura. “La Sociedad Red”. Reseña crítica

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa desaparición del candombe

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa desaparición del universo

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa educación no falta en ninguna sociedad ni en ningún momento de...

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa desaparición de los dinosaurios se debió a la caída de un meteorito

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconInforme sobre la desaparición forzada en México 2011

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconLa desaparición del Impero Romano. El reino visigodo

Paulatina desaparición de la sociedad feudal iconNo podemos darle un premio a quienes convirtieron el vientre de la...






© 2015
contactos
l.exam-10.com