Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos






descargar 18.1 Kb.
títuloRealismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos
fecha de publicación12.03.2016
tamaño18.1 Kb.
tipoLiteratura
l.exam-10.com > Literatura > Literatura

  1. POESÍA DE 1939 A FINALES DEL SIGLO XX. TENDENCIAS, AUTORES Y OBRAS PRINCIPALES

En la década de los 40 predomina una literatura de tipo existencial; la década de los 50 está dominada por el realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p. experiencia) junto con otros más novedosos.

Al igual que sucedió con los otros géneros, la Guerra Civil supuso un corte brutal en la trayectoria de nuestra creación poética. Comenzaremos ocupándonos de la poesía española en el exilio y de la figura singular de Miguel Hernández, antes de trazar el panorama de las tendencias poéticas que se suceden en España en los últimos cincuenta años.

POESÍA DEL EXILIO. La lista de poetas que salieron al exilio es muy larga: Antonio Machado, muerto a los pocos días de abandonar España; poetas de la Generación del 14 como J.R. Jiménez o León Felipe; poetas del Grupo del 27, todos exiliados salvo D. Alonso, G. Diego y V. Aleixandre. Resulta muy difícil establecer unas características generales para todos ellos. No obstante, como temas comunes pueden destacarse tres: la patria perdida, las eternas preocupaciones humanas y ciertas realidades de las tierras que los acogieron. En el terreno del estilo, siguen camino muy variados.

MIGUEL HERNÁNDEZ. Sirve transición entre la poesía de la G. 27 y la de posguerra. Se le considera el último miembro del 27 por su relación con los componentes del 27 y por su peculiar amalgama de lo neogongorino y lo popular, como se aprecia en Perito en lunas (obra compuesta por 42 octavas reales escritas en un lenguaje barroco y gongorino y en el que dominan las metáforas e imágenes de impronta vanguardista) y en El rayo que no cesa (obra donde conjuga el neogongorismo anterior con sentimientos amorosos). No obstante, algunos críticos estiman que, por la fecha de su nacimiento y por su evolución poética hacia la poesía de combate, se le debe incluir en la nómina de la Generación del 36. Dentro de este tipo de poesía comprometida y combativa destaca Viento del pueblo, obra que incluye cantos épicos, arengas, poesía de combate y poemas de nítida preocupación social. En estas obras, el lenguaje poético es más claro, más directo, y la preocupación estética, evidentemente menor. En la cárcel compone la mayor parte del Cancionero y romancero de ausencias. Es una poesía de versos cortos y con un lenguaje sencillo en la que nos habla del amor a la esposa y al hijo (amor frustrado por la separación). La muerte de su hijo y la cárcel son los dos ejes de este poemario. Destaca entre todos el poema titulado Nanas de la cebolla.

  1. LA POESÍA EN ESPAÑA DESDE 1939

En la evolución de la poesía española a partir del 39 se distinguen una serie de etapas, paralelas a las de la novela o el teatro.

  1. LA POESÍA EN LOS AÑOS 40: GENERACIÓN DEL 36 O GENERACIÓN ESCINDIDA

Los poetas que siguen en España se orientan por diversos caminos, que Dámaso Alonso redujo a dos: una poesía arraigada y una poesía desarraigada.

POESÍA ARRAIGADA: en puras formas clásicas encierran una visión del mundo ordenada y serena. Este tipo de poesía se inspira en los clásicos del Siglo de Oro, lo cual determina sus características: deseo de belleza formal; temas tradicionales como el amor, el paisaje, las cosas bellas y el sentimiento religioso; uso de estrofas y metros clásicos, especialmente el endecasílabo y el soneto. A tales características responde la poesía de Luis Rosales, Retablo de Navidad; Leopoldo Panero, La estancia vacía; Luis Felipe Vivanco, Tiempo de dolor; Dionisio Ridruejo, Sonetos a la piedra; Rafael Morales, El corazón y la tierra; José García Nieto. Se dieron a conocer a través de la revista Garcilaso, de ahí que se conozca a estos poetas con el nombre de garcilasistas.

-POESÍA DESARRAIGADA: opuesta a la poesía anterior, es la de aquellos para los que el mundo es un caos y una angustia; de tono existencial, es una poesía de agrio tono trágico que se enfrenta a un mundo invadido por el sufrimiento y la angustia. La religiosidad también está presente pero adopta en estos poetas el tono de la desesperanza. Frente al formalismo y el esteticismo garcilasista, esta es una poesía de estilo bronco y apasionado, directo y desgarrado. Los poetas de esta tendencia se agruparon en torno a la revista Espadaña. Entre los poetas desarraigados podemos destacar a José Luis Hidalgo, Los muertos; Blas de Otero, Ángel fieramente humano; Gabriel Celaya, Las cosas como son; pero la máxima expresión de esta poesía desarraigada es sin duda el libro de Dámaso Alonso titulado Hijos de la ira, publicado en 1944 (formalmente escrito en verso libre y con un lenguaje desgarrado).

Al margen de estas dos corrientes, merecen destacarse en los años cuarenta los poetas siguientes: José María Valverde; José Hierro, una de las máximas figuras de nuestra poesía actual, aborda una variada temática de cariz íntimo o universal; Carlos Edmundo de Ory, fundador del Postismo (abreviatura de Postsurrealismo); El grupo Cántico de Córdoba (Pablo García Baena, Ricardo Molina…).

  1. LA POESÍA EN LOS AÑOS 50: POESÍA SOCIAL (existencialismo más disensión política)

Partiendo de la poesía desarraigada, se ha pasado a la poesía social, cuya función primordial no consiste en expresar los sentimientos personales del autor, sino en contribuir a cambiar el mundo y la sociedad. “La poesía es un instrumento para cambiar el mundo” (Celaya), “un arma cargada de futuro”. El ejercicio de la poesía es un acto de solidaridad con los que sufren, de aquí que los temas fundamentales de esta poesía sean dos: la preocupación general por España y la denuncia de la situación concreta del hombre (injusticias sociales, opresión, lucha por la libertad…). En cuanto a la forma, deseosos de que su poesía llegue a la inmensa mayoría, se busca un lenguaje claro y sencillo, con un tono coloquial. Los poetas más representativos de esta tendencia son Blas de Otero y Gabriel Celaya. De hecho, en 1955 se consolida el realismo social con la publicación de Pido la paz y la palabra (Blas de Otero) y de Cantos Iberos (Gabriel Celaya). Ambos poetas superan su anterior etapa de angustia existencial para situar los problemas humanos en un marco social.

  1. LA POESÍA EN LOS AÑOS 60: GENERACIÓN DE LOS 50, POESÍA DE LA EXPERIENCIA

A finales de los años cincuenta, un nuevo grupo de poetas, conscientes del prosaísmo de la poesía social, se proponen como primer objetivo la renovación del lenguaje poético, con una mayor atención a los valores estéticos y formales del poema. En cuanto a los temas, sin renunciar del todo al sentido cívico y social de la poesía, predominan los de la experiencia personal y cotidiana, con un cierto tono escéptico y moral. Ello explica que sea habitual en sus versos la presencia de lo íntimo, el gusto por el recuerdo, la expresión de la subjetividad; se asiste, por tanto, a un proceso de poetización de la experiencia personal. La temática se caracterizará por un retorno a lo íntimo: el fluir del tiempo, la evocación nostálgica de la infancia, lo familiar, el amor y el erotismo, la amistad, el marco cotidiano, etc. Frente al estilo directo de la poesía social, renace en estos poetas el interés por los valores estéticos y por las posibilidades del lenguaje (ambigüedad en las palabras…). Si muchos autores siguen fieles a un estilo conversacional, antirretórico, ello no debe ocultar una exigente labor de depuración y de concentración de la palabra. Cada poeta se propone la búsqueda de un lenguaje personal. Es relevante en la lírica de estos autores su apertura intelectual a muy variadas influencias, entre las que destaca la de Luis Cernuda.

Los poetas más representativos de esta Generación de los 50 son: Ángel González, cantor irónico y pesimista de lo cotidiano en libros como Áspero mundo; Jaime Gil de Biedma, que expresa con lenguaje coloquial su visión desencantada de la vida en obras como Moralidades; José Ángel Valente, maestro del lenguaje depurado y concentrado: A modo de esperanza; Claudio Rodríguez: Don de la ebriedad.

  1. AÑOS 70. LOS “NOVÍSIMOS” O GENERACIÓN DEL 68/70 Y LA POESÍA EXPERIMENTAL

El alejamiento de la poesía social se consolida en los años setenta con la aparición de poetas más jóvenes, nacidos entre 1939 y 1948, especialmente los reunidos en una antología confeccionada por J. Mª Castellet y titulada Nueve novísimos poetas españoles. Estos son: M. Vázquez Montalbán, Martínez Sarrión, José Mª Álvarez, Félix de Azúa, Pere Gimferrer (Arde el mar, La muerte en Beverly Hills), V. Molina Foix, Guillermo Carnero, Ana Mª Moix y Leopoldo Mª Panero. Se puede decir que constituyen un nuevo vanguardismo por su talante provocador y su voluntad rupturista con la literatura previa.

Entre los rasgos más destacados de esta nueva generación de poetas cabe citar: la influencia de los medios de comunicación de masas, particularmente el cine; búsqueda de nuevas formas de expresión, con técnicas que van desde el collage hasta la escritura automática; amplia variedad temática (lo personal, los mitos de la cultura de masas, motivos culturales, etc.); tono inconformista y provocativo a veces. La rica formación literaria de estos poetas contribuye al sesgo marcadamente culturalista de sus poemas, que rayan muchas veces en el exhibicionismo cultural. No es menos importante la inspiración que encuentran al margen de la literatura en motivos propios de la sociedad de consumo: el cine, la música, la canción (The Beatles, los Rolling Stones), los cómics, la publicidad. Todo ello tiene mucho de frivolidad pero también algo de irónica actitud provocadora e inconformista.

En la temática encontramos motivos “personales” (infancia, amor, erotismo…) junto a cuestiones “públicas” (la guerra de Vietnam, los conflictos raciales…).

Pese a todo, lo que les importa es el estilo. Vuelven la espalda definitivamente al prosaísmo y a las formas tradicionales. Emprenden una búsqueda exigente de un nuevo lenguaje. Es una poesía experimental que se preocupa por renovar la forma del mensaje.

  1. A PARTIR DE LOS AÑOS 80.

Se produce un renovado interés por lo íntimo. Así que toma gran importancia lo estético. Además se rehumaniza la lírica, hay un neorromanticismo, vuelta a los temas eternos: el tiempo, la soledad, el amor más abierto. Existen multitud de tendencias, por ejemplo:

Poesía de la experiencia: Se trabaja la experiencia individual, con un estilo narrativo que prefiere la representación de la realidad más cercana e identificable. Tiene un estilo sencillo, conversacional y un léxico urbanita. Destacan: Luis García Montero con Habitaciones separadas, Carlos Marzal con El último de la fiesta, Luis Alberto de Cuenca…

Poesía conceptualista: enlaza con la poesía pura y el simbolismo.

Poesía Neoimpresionista: con el tema fundamental del paso del tiempo. Andrés Trapiello, La vida fácil.

Poesía épica: rescata la historia y los mitos. Julio Llamazares, La lentitud de los bueyes.

Poesía Neosurrealista: oscuridad e irracionalismo. Blanca Andreu.

Mirada crítica: Jon Juaristi.
Desde 1990 hasta la actualidad se sigue dando pluralidad de poéticas y de influencias. Disminuye la presencia del yo poético y hay una búsqueda de la trascendencia. También se usan motivos coetáneos (cine, publicidad...) y hay una renovación lingüística, puesto que se tiende a la condensación. Autores: Vicente Gallego, Luisa Castro, Benjamín Prado…

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconCurso de renovacióN 2010 a partir de la “experiencia tierra”
El carisma mismo de los fundadores se revela como una experiencia del Espíritu transmitida a sus discípulos, para ser por ellos vivida,...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconBibliografías 12
«el más joven, de mente retorcida, el más terrible de los hijos [de Gea]» 22 castró a su padre y se convirtió en el gobernante de...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconLos juegos en línea nos divierten, y además ahora nos permiten relacionarnos...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos icon* Este poema fue encontrado después de la muerte de Blake junto con...
«Se puede ver sólo lo que se observa y se observa sólo lo que ya está en la mente.»

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconRecursos que utiliza
«cuento fantástico» nace en Alemania como un sueño con los ojos abiertos, con la declarada intención de representar la realidad del...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconLa teoría del conocimiento es una parte importante de la filosofía....
«teoría del conocimiento» con otros términos como «epistemología», &c. Aquí nos limitaremos a exponer brevemente los problemas fundamentales...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconLa literatura realista adopta las siguientes tendencias: Realismo...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconSobre la experiencia espiritual, las religiones, los caminos místicos, y la realización personal

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconLos resultados de un encuentro, en el que participó chile, junto...

Realismo social; a partir de los 60, se impone una literatura de carácter renovador y experimental y en los 80 y 90 se retoman caminos ya abiertos (p experiencia) junto con otros más novedosos iconDepartamento de Lengua y Literatura ies nicolás Salmerón y Alonso
Diálogo de un hombre con su tiempo. El tiempo se erige en uno de los grandes temas machadianos; los otros, el sueño y el amor tienen...






© 2015
contactos
l.exam-10.com