Xii encuentro nacional de escritores






descargar 11 Kb.
títuloXii encuentro nacional de escritores
fecha de publicación09.03.2016
tamaño11 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Literatura > Documentos
XII ENCUENTRO NACIONAL DE ESCRITORES

“MANUEL JESUS BAQUERIZO” – TARMA
Acabo de volver de Tarma, una bonita ciudad andina de nuestro país.
En Tarma, el XII Encuentro Nacional de Escritores “Manuel Jesús Baquerizo”, organizado por el Gremio de Escritores del Perú y auspiciado por la Municipalidad Provincial del lugar, del 21 al 23 de noviembre.

En Tarma, más de un centenar de mochilas venidas de diferentes partes del Perú, con su propio peculio, como en una suerte de peregrinación a la Meca.

En Tarma, un verdadero huayco de ponencias, presentación de libros y revistas, recitales, visitas a centros educativos que, por esas cosas de la cultura en el país, no se llevó a toda la población, pero si a una parte culturalmente más sensible.

Todavía persisten en mis retinas y en mi memoria, muchas imágenes de las nutridas actividades literarias y artísticas habidas.

Por ejemplo, la fraternal presencia de escritores del Ecuador y Argentina.

El profesor Julián Loja, autor de un hermoso libro de leyendas, cuentos y mitos de Tarma: PUKA TORO, nos da la bienvenida y, más luego, ya en conversa con él, le agradezco por su colaboración para el evento. “Yo sólo me he dejado llevar aquí, allá, arriba, abajo, por alguien que tiene tanto dinamismo y un verbo tan convincente. Ya usted sabrá de quién se trata”. ¿Lu…? ¡Ella misma!.

Seis chicos de Lima en mesa, acompañados de la sagacidad orientadora de Jorge Luis, para presentar su revista ALTARES, dirigida por José Juan Crispín.

La participación de un grupo de escolares de Tarma, uno de ellos con un reggaetón proletario y otro que se despacha un recio poema en quechua. Lo actual y lo ancestral en rebeldía. ¡Vale!.

La Prof. Elba Romero de Ayacucho con dos de sus caras alumnas, Leonor y Jackelin, y su revista. Tuvo que obtener autorización notarial de los padres, permiso del Director del cole, permiso de UGEL, permiso del permiso. Ella misma con un impactante poemita a Cuba en su libro.

José Zumaeta en conversación con versación sobre el escritor tarmeño José Gálvez Barrenechea, “Poeta de la juventud”.

El maestro Manuel Maticorena deshoja con maestría los versos de Scorza en “Los adioses”.

El compañero Salomón García, luchador social de puño y verso, echándose a la espalda la minusvalía presente en el evento ¡Vale!.

Ernesto Montero, Rafael, Santos Burgos, dinámicos versos en madrigal, décima y arenga respectivamente y dinámicos también en dinamizar el evento.

Entre los post –homenajeados vuelven sus amicales rostros el tremendo narrador del Ande Eleodoro Vargas Vicuña, el furibundo editor de Chimbote Jaime Guzmán y el cariñoso Federico Latorre .

No sigo. Hay demasiado. Sólo me detengo en tres asuntos que tienen agua para mi molino:

  1. Se produce un debate cuando el ponente de literatura y pos modernidad trata de tratar la literatura y la sociedad actual en términos de modernidad y pos modernidad, proponiendo entre otras cosas, para enfrentar el problema, hacer del escritor un sujeto político, etc.

Retruco: Lo que tienen que hacer el movimiento popular, los pueblos indígenas andinos y amazónicos de América es seguir impulsando sus organizaciones políticas y culturales, para retomar lo que era nuestro. Categorías europeas no nos hacen mucho favor para tal efecto. Hay que crear incluso nuestras propias herramientas gnoseológicas y fácticas.

  1. Mi maestro Jorge Luis Roncal, al presentar lúcidamente el poemario de la poeta Nora Alarcón, (lo repito de memoria) “En la sierra, cuando se camina por las calles, se entra al mercado, a una picantería, la gente misma, todo es poesía”. Así es. Y más aún cuando todo eso y mucho más es visto y vivido por el serrano con su alma animista, que lee en la coca su destino. Aquello, a más de poesía, es ya leyenda viva, mito feliz, respetable cultura, que la gente de Lima no entiende aún y la venida a Lima deja de entender.

  2. Nuestro querido “Fico”, no obstante sus añitos y su absorbente labor de cineasta, se puso al frente del GEP. En Cajamarca volví a ver su ya clásica película “Túpac Amaru” y en Tarma veo “Los danzantes de la montaña mágica”. Fico aparece en ella con su sombrero blanco y barbas blancas como en un zafari africano, indagando en lengua madre (el quechua) el origen, el misterio, el encanto de la danza de tijeras entre los mismos agentes andinos.

“En el mundo andino, también la muerte es fuente de vida”. “Cuando el wamani le confiere su poder al danzaq, éste se vuelve inocuo al dolor y la muerte”. “El waqapu, el pago a mama pacha” Esta es la unidad armoniosa y prometeica que hay entre el hombre y la naturaleza, según la cosmovisión andina. Mi alma vibra como una hoja agitada por el viento.

Es un poema fílmico de nuestra identidad milenaria, un saber de este lado del mundo. Que no nos vengan entonces con discursos europeos a hablar de nosotros, donde no cabe la lógica formal, ni la ciencia capitalista degradada para asesinar a mama pacha.

Doña Pilar Roca, autora de un regio libro sobre Micaela Bastidas y aguerrida gepista, se paró bien chiquita de su asiento para parar cierto gesto incorrecto que faltaba el respeto a los escritores. ¿Ya?

Ricardo Elías, con Vallejo, Romualdo, Scorza, nuestra carta de presentación en materia declamatoria, ante los colegas ecuatorianos que también chamullan la cosa. Alterna en la maestría de ceremonias con Róger García que saca sus garras en ello. Y mano firme en la conducción del plenario.

Doble juramentación al presidente del nuevo consejo directivo del gremio por el presidente del comité electoral y por el presidente cesante del GEP. Exclusividad del gremio.

Walter Lingán que no viene de su Cajamarca natal, sino de Alemania, donde está avecindado, acepta el cargo de la Secretaria de relaciones internacionales y termina bailando en círculo con los demás miembros electos del CD, un carnavalito ayacuchano, cantado por Nora Alarcón no sólo de fina poesía, sino también de fina voz, con sus dos feroces guitarristas ayacuchanos. Después que una compañera ecuatoriana se cantara moviendo la cintura nuestro emblemático vals. “Alma, corazón y vida”.

Reflexiones finales.- Cuando un movimiento político o cultural alcanza esta dimensión y fuerza, gracias al poder iniciático y utópico de alguien y el esfuerzo de un núcleo activo, el infundio queda reducido a lo que es: una pequeñez. Me explico: El infundio tiene la imposibilidad absoluta de ser algo grande por su naturaleza pigmea. Pregunto: ¿Un infundio persigue algo noble y grande? ¿O lo contrario?

Lima 25 de noviembre del 2013

Néstor Espinoza.

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Xii encuentro nacional de escritores iconIx encuentro nacional de escritores

Xii encuentro nacional de escritores iconEl XI encuentro nacional de escritores manuel jesús baquerizo

Xii encuentro nacional de escritores iconPrograma encuentro nacional de escritores jóvenes Tlaxcala 2011

Xii encuentro nacional de escritores iconPrograma XII encuentro internacional de estudios clásicos

Xii encuentro nacional de escritores iconX XII premio Nacional de Poesía Acordes 2014

Xii encuentro nacional de escritores iconIv encuentro internacional de escritores

Xii encuentro nacional de escritores iconPrograma oficial de XI encuentro nacional

Xii encuentro nacional de escritores iconEncuentro Nacional de Alfabetizadores Estudiantiles

Xii encuentro nacional de escritores iconIii congreso Nacional de Escritores de

Xii encuentro nacional de escritores iconIv encuentro Nacional – III internacional y Certamen






© 2015
contactos
l.exam-10.com