Primera parte "como" y "por que" se pierde en el casino 10






descargar 252.25 Kb.
títuloPrimera parte "como" y "por que" se pierde en el casino 10
página13/21
fecha de publicación31.05.2015
tamaño252.25 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Ley > Documentos
1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   ...   21

l06- CONSIDERACIONES FINALES SOBRE CATEGORÍAS POSITIVAS Y NEGATIVAS



Las cinco categorías negativas citadas en el punto 104, son las principales de las que el practicante del método debe apartarse resueltamente. Tratar de captar a cualquiera de ellas - salvo las pocas excepciones - tarde o temprano conducirá a pérdidas inevitables de tiempo o de dinero.
Descalificando a estas cinco categorías, el campo de las observa-.clones quedará muy limitado y, por consiguiente, las posibles actuaciones no serán muy frecuentes. Esto de ninguna manera debe inquietar al activante de este procedimiento de juego. El principio del Método del Ritmo - y lo repetimos una vez más - consiste en pocas pero precisas y exitosas actuaciones diarias, con el fichaje más alto posible. Muy a menudo, tres o cuatro intervenciones globales son suficientes para obtener una utilidad más que interesante y razonable.
Debe tenerse también muy en cuenta que todas las categorías mencionadas, las negativas y muy especialmente las positivas, son constantemente fluctuantes. De esta manera, un perdedor fulminante con facilidad' se transforma en un Jugador "liquidado" y éste en uno "groggy"; de la (141) misma forma, un Jugador de pérdidas constantes pasa a ser neutro - es decir, parejo en sus aciertos y desaciertos - para después constituirse en un providencial ganador. Un Jugador neutro puede virar a cualquier otra categoría, etc.
Asimismo, cualquier grupo positivo puede transmutarse en negativo. En este caso, es conveniente abandonarlo totalmente• Si ha habido una simple constatación o una observación sin actuación, o una intervención con algunas fichas ganadas con alguien que de positivo ha variado a negativo, poco cuesta dejarlo del todo.
En el supuesto de que esto no fuera así, y que la actuación haya ocasionado algunas fichas de pérdida, también conviene liquidar y abandonar el caso lo más pronto posible. Es mejor dejar un asunto de esta indo le con poca pérdida, que seguirlo con perspectivas de pérdidas mayores. Resulta más productivo emplear el tiempo en la captación de otro caso positivo, que seguir observando o actuando con uno que - teóricamente - es negativo.

Para finalizar, hemos de recomendar - nuevamente - que el lector haga personalmente la comprobación de cuanto aquí se dice y la correspondiente práctica, con la cual irá adquiriendo La rapidez de percepción indispensable para materializar los conocimientos que vaya asimilando, hasta poder así decidir las Jugadas casi instintivamente. Y cuantos más ensayos se hagan, más se podrá verificar la exactitud de cuanto se ha dicho hasta ahora y se dirá en el resto de esta obra. Como que no puede ser menos, ya que no cabe la posibilidad de que el azar se produzca, respecto del Jugador, de distinta manera.

142 OJA BLANCA

(143)

CAPITULO XII - TÉCNICA DE LAS ACTUACIONES



"Hasta lo más difícil puede ser rápidamente hecho. Solamente lo imposible exige un poco más de tiempo" (Guiller mina de Nassau, reina de Holanda)


107.- CONSIDERACIONES GENERALES




En el Método del Ritmo las actuaciones pueden ser llevadas a cabo de pie o sentados, aunque lo más recomendable es el primer temperamento. Nuestra experiencia personal indica que, al menos en la etapa de observación, la captación se realiza con mayor objetividad estando parados. La" diferencia y eventual comparación es la siguiente: parados, es COMO ver la representación de una obra de teatro desde la platea; sentados, es verla desde el mismo escenario. Quiérase o no, en una situación somos espectadores natos, y en la otra nos sentíamos casi integrantes del elenco; y por estar tan cerca de los actores, pueden pasar desapercibidos ciertos detalles individuales o del conjunto.
Además, en tren de observación, el permanecer largo rato sentados sin efectuar postura alguna, puede acarrear al actuante una sensación molesta que es necesario evitar. Encima, al tocarle tirar el "sabot", forzosamente debe "pasar" por una razón fácilmente comprensible: su misión es especular y no Jugar. Desde ya que el "pasar" no trae ningún problema; pero el hacerlo y no hacer apuesta de ningún tipo durante un lapso prolongado, hace que el experimentador sea blanco de las airadas y la atención de los circunstantes. Y ello no es adecuado para su estado emocional, ya que su actuación - en lo posible - debe pasar casi inadvertida.
Sin embargo, no es conveniente actuar de pie durante un tiempo muy extenso para no llegar a sentirse físicamente cansado, lo que - de reflejo - puede influir sobre el ánimo del actuante. Entonces, si casualmente se desocupara un asiento y nuestra intervención en la mesa es inminente o ya ha sido iniciada, podemos sentarnos durante unos minutos para descansar un poco. En una palabra, dado que las situaciones y circunstancias son sumamente variables, sugerimos que el lector adopte el criterio de actuar de pie o sentado, según se presenten las mismas.
Lo importante es que el ejecutor de este método debe estar siempre como un buen deportista: en inmejorables condiciones físicas y mentales. De tal forma, que en el terreno de las actuaciones es absolutamente imprescindible que esté completamente libre de cualquier inquietud espiritual; libre de la ansiedad y de la necesidad de tener que realizar grandes y urgentes ganancias; libre de todos los apresuramientos e impaciencias de querer plasmar intervenciones rápidas y frecuentes. Insensible, sereno e imperturbable frente a la Banca y frente a "sus casos ideales".
Las actuaciones no deben producirle alteración ni hacer mella en su estado anímico, tanto en las ganancias como en las pérdidas. La tensión nerviosa y cualquier presión sicológica, son los peores consejeros en la (144) práctica de este método. Lo único que al lector le debe preocupar, es si las intervenciones han sido técnicamente aconsejables y correctamente ejecutadas. Una constante autocrítica al respecto resulta muy recomendable.
En lo demás, su mano no debe temblar poniendo, cobrando, perdiendo o ganando. Un cirujano de canos temblorosas es un operador peligroso; y el operador de este método con tensión nerviosa, producirá resultados desastrosos. La absoluta impasibilidad en el curso de las actuaciones, es una condición temperamental Innata o fruto de un prolongado y sistemático entrenamiento especial.
Si el experimentador, después de algún tiempo prudencial de intensa práctica, no vislumbra en su persona una paulatina mejora en el aspecto temperamental, seguramente será mejor que abandone la activación de este método cuyo éxito radica, fundamentalmente, en la CONDUCTA del actuante.
Continuando, diremos que en las actuaciones es aconsejable el siguiente plan de trabajo: Al entrar a la sala de juego conviene hacer un poco de "footing", observando y revisando regularmente las diferentes mesas de juego, empleando la "técnica de peinada1*. Esta consiste en ir de una mesa a la otra, tratando de localizar y actuar en los casos patentes. Esta manera de trabajar, acelera notablemente el proceso de selección de los jugadores adecuados y encuadrados en las distintas categorías.
Claro que esto no significa emprender una loca carrera a través de toda la sala de juego a la "pesca del caso ideal", ya que tal actitud tiene sus factores perturbantes como veremos algo más abajo. Quiere decir, sencillamente, que al margen de abreviar la localización del jugador requerido - cuando es bien visible y notorio -, nos permite ubicar usa o varias mesas que reúnen el máximo de condiciones enumeradas en el capitulo anterior, en cuanto a categorías positivas y negativas se refiere. Detectadas estas mesas, nada nos impide permanecer luego tras una de ellas, a la espera de un caso manifiesto - que casi siempre se presenta , en vez de cambiar demasiado frecuentemente de mesa.
Las actuaciones con la "técnica de peinada" son muy convenientes, pero encierran el gran peligro del cansancio físico que, poco a poco, en forma imperceptible para el activante del método, repercute sobre su raciocinio disminuyendo al mismo tiempo la eficacia de su facultad de observación. También aminora, lentamente, su poder de razonamiento lógico y la claridad de sus conceptos.
Este cansancio físico, asociado a la pérdida momentánea de un 25 a un 30 % de la lucidez mental habitual, puede provocar y conducir final-mente a estados anímico-sicológicos peligrosos para el experimentador. Si al mismo tiempo las intervenciones se presentan un poco difíciles y complicadas o con alguna pérdida, el riesgo en estos casos es completo. Empieza a debilitarse el razonamiento y a predominar la impaciencia. In conscientemente se tratará de acrecentar y apresurar la cantidad y frecuencia de las posturas que, en estos casos, ya dejan de ser posturas fríamente meditadas y seleccionadas. Prevalecerá el deseo incontenible de llegar rápidamente & resultados positivos que, siendo eventualmente negativos, terminan por materializar en la psiquis del experimentador, el estado anímico de máximo peligro.
En esos momentos se está formando el estado mental de "querer perder” (145) lo más rápido posible para terminar de una vez y poder salir del casino. En un momento dado, el experimentador - sin darse cuenta - se había ubicado él mismo en la categoría de perdedor fulminante. No se debe olvidar manera que si la impaciencia es la madre y e1 principio de todas las pérdidas del Jugador, este factor tiene también e1 mismo valor para e1 activante del método.
Lógicamente, al lector es le hasta un poco difícil admitir la casi absurda posibilidad del "deseo de perder"; pero esta en comprobado y confirmado por varios científicos versados en la psicología humana - y en especial del Jugador -, que esta pernicioso estado anímico realmente existe. Los comentados estados síquicos, inicialmente derivado y causados por e1 cansancio físico son elementos excelentes para transformarse - como etapa final - en el increíble deseo inconsciente de perder.
Atento lo expuesto, dado que la mayor parte del trabajo se hará de pie, es Absolutamente necesario que después de un tiempo prudencial - ha ya habido o no alguna o varias actuaciones - el experimentador descansa una media hora, por lo menos, fuera le la sala de juego (confitería, salón de estar etc.) Más aun: sugerimos la Batida total del casino por un par de horas, ya que el ambiente tensionado, el aire enrarecido y la involuntaria nerviosidad, liarán que el descanso "dentro" del casino, no sea descanso.
Si el actuante, después de transcurrido ese tiempo, nota y siente que está en condiciones reales de volver, lo hará en un estado mucho mas útil y provechoso, E1 abonar nuevamente la entrada al canino, será un gasto ínfimo realizado en aras de su salud física, mental y económica. Entendemos que es preferible acertar y ganar poco a poco, que equivocarse y perder de una sola vez. Tal actitud será concordante con el famoso "CHI VA. PIANO, VA SANO; CHI VA SANO, VA LONTANO". (14)
Volviendo a las actuaciones propiamente dichas, diremos que al rea-litar las misas es importante colocarle siempre al lado del pagador para que, en los casos de intervenciones apresuradas con apuesta correspondiente a "banca", haya tiempo suficiente pare la entrega de la postura al empleado, naturalmente que las fichas deben estar siempre a mano para poder colocarlas o alcanzarlas rápidamente a éste, en los casos necesarios. Prestar para efectuar las apuestas adecuadas, pero controladas y lerdas en los casos dudosos y técnicamente desaconsejable.
En aquellas ocasiones en que podamos actuar sentados es recomendable hacerlo en los asientos Nº 1 u 8. Ello, por las mismas razones apuntadas en el párrafo anterior; es decir, en los casos de posturas de ultimo momento a realizar en "banca", habrá tiempo suficiente para hacerlas sin la mediación del pagador. Así mismo , para retirarlas totalmente o cambiarlas de paño.
Otro detalle para ser tenido en cuenta, es no comenzar observaciones ni actuaciones en una mesa cuando quedan pocos naipes para terminar el "sabot". Nuestra tarea se tornara inútil, ya que los 10 ó 15 minutos que median entre la finalización y el comienzo de un nuevo "sabot", serán tiempo suficiente para enfriar el ambiente y lograr que en nuestro eventual observado, desaparezcan gran parte de los síntomas que hacen (146) eficaz y positiva nuestra intervención.
(14) "Quien va despacio, va seguro; quien va seguro, va lejos" (Proverbio italiano)

1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   ...   21

similar:

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconPara mi hermano Michael Índice primera parte 4 Segunda parte 68 Primera parte

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconResumen de la primera parte. (Primera parte de Guzmán de Alfarache)

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconPrimera parte el misterio real o el arte de hacerse servir por las fuerzas

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconDocumento elaborado por el Dr. Juan Carlos Medina Salas. Filosofía primera parte

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconResumen El presente texto busca explorar la relación entre el pensamiento...

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconEsclavitud de por acá (la de ébano y la de los otros) y la historia...

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconEl cuento Primera Dama, es parte de la colección Obras Completas...

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconCuando enfrentamos un problema por primera vez, cuando queremos comprender...

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconPor primera vez (literalmente quiere decir "después de la física")...
«¿Qué hay?». Puede además responderse en una sola palabra: «Todo», y todos aceptarán esta respuesta como verdadera. Sin embargo,...

Primera parte \"como\" y \"por que\" se pierde en el casino 10 iconResumen: Se divide en tres partes: La primera parte (las primeras...






© 2015
contactos
l.exam-10.com