Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora






descargar 84.79 Kb.
títuloGonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora
página1/4
fecha de publicación29.03.2017
tamaño84.79 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Historia > Documentos
  1   2   3   4

Comentario de textos narrativos medievales

Lengua y literatura 2016

COMENTARIO DE TEXTO

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora

El labrador avaro

Había en una tierra un hombre labrador

que usaba el arado más que otra labor;

él amaba a la tierra más que al Creador,

era de muchos modos un hombre enredador.

Hacía una vileza –sucieja en verdad-,

cambiaba los mojones¹ para ampliar su heredad²;

hacía toda clase de agravio y falsedad:

tenía mala fama entre su vecindad.

Aunque malo, quería bien a Santa María,

oía sus milagros y bien los acogía,

saludábala siempre, decíale cada día:

“Ave gracia plena que pariste al Mesías”.

Murió el arrastrapajas³, de tierra bien cargado;

en cuerda de diablos fue luego cautivado;

lo arrastraban con sogas, de coces bien sobado,

le hacían pagar el doble del pan que dio mudado.

Doliéronse los ángeles de esta alma mezquina,

porque se lo llevaba el diablo con inquina,

quisieron socorrerla, ganarla por vecina,

mas para hacer tal pasta faltábales harina.

Si le decían los ángeles de bien una razón

ciento decían los otros, malas de perdición.

Los malos a los buenos tenían en un rincón,

el alma, por sus culpas, no salía de prisión.

Levantándose un ángel, dijo: “Yo soy testigo,

verdad es, no mentira esto que os digo:

el cuerpo que llevó esta alma consigo

fue de Santa María su vasallo y amigo.

Siempre la mencionaba al comer y a la cena,

decía tres palabras: Ave gratia plena

boca de donde sale tan santa cantilena,

no merece yacer en tan mala cadena”.

En cuanto de este nombre de la Santa Reïna,

oyeron los diablos, escapáronseaína

derramáronse todos como una neblina,

desampararon todos a esta alma mezquina.

Los ángeles que la vieron quedar abandonada,

de manos y de pies con sogas bien atada,

estando como oveja que yace enzarzada,

fueron y la llevaron dentro de su majada⁶.

¹mojón: señal para limitar una finca. ²heredad: propiedad ³arrastrapajas: Ave gratia plena: Salve, llena de gracia (es un saludo a labrador la Virgen) aína: en seguida ⁶majada: albergue para el ganado.

1. Localización:

El fragmento pertenece al libro Milagros de Nuestra Señora, veinticinco milagros en los que destaca la exaltación a la Virgen María, cuyo autor es Gonzalo de Berceo; el texto, es el milagro XI, perteneciente al grupo de milagros del perdón, la Virgen encubre o disculpa el pecado cometido por alguno de sus fieles. Dicha obra data del siglo XIII, ya que pertenece a la literatura medieval, en concreto al género de la poesía narrativa y dentro de este al mester de clerecía; abordando temas de carácter religioso.

2. Análisis del contenido:

A. El autor en el texto:

En este milagro Berceo muestra una actitud didáctica como en toda su obra, pretende transmitir la doctrina religiosa de manera más directa para que llegue al pueblo.

Respecto a su postura es objetiva, ya que muestra fidelidad hacia lo exterior; también podemos considerarla irónica, ya que se produce una discrepancia entre el texto y el contexto, es decir entre lo que se espera que suceda: que el labrador vaya al infierno debido a sus malos actos y a sus pecados cometidos- versos del 3 al 8. Y lo que sucede realmente: el alma del labrador es salvada del infierno por los ángeles, debido a la devoción, que vivo, mostró a la Virgen María- versos del 25 al 40. Además podemos clasificar su postura de irracional, ya que narra hechos que están fuera del razonamiento y la lógica, y considerar su postura afectiva debido a su labor y entrego por la Iglesia; además de imaginativa-fantástica al tratarse de milagros, ángeles, infierno, diablo… Pero debemos considerar que la obra pertenece al siglo XIII por lo que los asuntos religiosos y fantásticos (milagros) estaban aceptados como reales.

En cuanto al punto de vista la historia, se relata a través de un monje riojano, de un clérigo que es el autor de la obra, pero el texto es contado por un narrador. El narrador aparece a lo largo de todo el texto, las únicas ocasiones en las que no aparece es en las recreaciones de palabras textuales de alguno de los protagonista (el labrado, ángeles…). Sin embargo no es partícipe de la acción, se ciñe a relatarla. Muestra más conocimiento por el protagonista, el labrador,- versos del 1 al 12; que por el resto de personajes, como los ángeles o el diablo. Sabe todo acerca de los personajes y las acciones que llevan a cabo: labrador-versos del 1 al 12; ángeles-versos del 17 al 20 y del 37 al 40. El narrador no interviene como comentarista de los hechos sin embargo si juzga los acontecimientos, aunque no se percibe de manera clara en el texto, sabemos que la intención de Berceo es de exaltar a la Virgen y promover la Religión Cristiana, por lo que todos los actos narrados en el texto mantienen esa intención y se juzgan los que no lo hacen. El texto no se dirige expresamente al lector, pero si presenta recursos para atraer su atención como: presencia de expresiones que hacen referencia a elementos de la naturaleza, de la agricultura y del mundo rural (entorno de los destinatarios de los versos, el pueblo)- usaba el arado más que otra labor (verso 2), cambiaba los mojones para ampliar su heredad (verso 6), le hacían pagar el doble del pan que dio mudado (verso 16), para hacer tal pasta faltábales harina (verso 20); además de comparaciones- derramáronse todos como una neblina (verso 35). El narrador mantiene el punto de vista fijo y habla desde la tercera persona omnisciente, tiene un conocimiento completo de todo.

B. El contenido:

El tema principal del fragmento es la salvación del labrador gracias a la Virgen María, es decir la bondad de la Santa; ya que como el labrador la rezaba en vida esta le ayudó una vez muerto a ir al cielo en vez de quedarse en el infierno: el tema se puede ver a lo largo de todo el poema pero queda más claro en los versos del 25 al 36.

Organización del milagro: debido a que se trata de un texto de poesía narrativa seguiremos la organización de los textos narrativos. En El labrador avaro Berceo relata los acontecimientos en orden cronológico; comienza el fragmento con una breve descripción y presentación del protagonista (el labrador)- versos del 1 al 4; continua con acciones de la vida cotidiana de este- versos del 5 al 12; pasa a describir su muerte- versos del 13 al 16; muestra el conflicto entre los ángeles (quieren salvar al labrador) y lo diablos (quieren que se quede en el infierno)- versos del 17 al 32; finaliza con la salvación del labrador- versos del 33 al 40. MUY BIEN

3. Análisis de la forma:

A. Plano fónico:

Respecto a las figuras retóricas basadas en el sonido, en este fragmento encontramos una aliteración, es decir la repetición de un fonema en lugares próximos en el texto, con la intención de crear un determinado ritmo en el poema, potenciando su contenido; en este caso la aliteración está presente en la primera estrofa, con la repetición del fonema /r/ y /­r/ (tierra, hombre, labrador, arado, otra, labor, Creador, enredador). Berceo utiliza esta figura para realzar el carácter tramposo y avaricioso del labrador.

Por otro lado nos encontramos con la estrofa característica del mester de clerecía: la cuaderna vía, estrofa formada por cuatro versos de catorce sílabas con la misma rima consonante (riman todas las letras de la última sílaba). Se presenta el siguiente esquema métrico:

AAAA

BBBB

CCCC

DDDD

EEEE

FFFF

GGGG

HHHH

EEEE

B. Plano morfosintáctico:

Dentro de las unidades lingüísticas observamos a lo largo del texto la presencia de sintagmas nominales como sustantivos: tierra, hombre, arado, Creador, mojones, heredad, agravio, arrastrapajas, diablos, pan, ángeles…; adjetivos: labrador, enredador, malo, mezquina, inquina, buenos, enzarzada…; adverbios: más, bien, mas, si, no…. Además hay abundante presencia de verbos, para destacar las acciones del labrador: había, usaba, amaba, era, hacía, cambiaba, tenía, quería, oía, saludábala, murió…. OBSERVA QUE ESTOS VERBOS ESTÁN EN IMPERFECTO PARA INDICAR ACCIONES CONTINUADAS EN EL PASADO; LA ÚLTIMA ES UNA ACCIÓN CONCLUIDA, FINALIZADA QUE NO TIENE VUELTA ATRÁS.Aparecen preposiciones, conjunciones y pronombres. Por último, las oraciones son simples.

Las figuras retóricas presentes en el fragmento son la elipsis, omisión de algún elemento sintáctico necesario en el texto que el contexto o situación permite suplir: quisieron socorrerla, ganarla por vecina, (verso 19)…; símil, comparación por medio de un término comparativo: estando como oveja que yace enzarzada, (verso 39); metáfora, comparación sin el término comparativo: mas para hacer tal pasta faltábales harina. (verso 20) DEBERÍAS EXPLICAR QUÉ ENTIENDES AQUÍ; encabalgamiento suave, cuando el final del verso no coincide con el final de una frase, en este caso el verso encabalgante ocupa todo el verso encabalgado- versos 27 y 28-; perífrasis, dar un rodeo para expresar una idea, en vez de expresarla directamente, en este caso utiliza la perífrasis para nombrar al infierno: no merece yacer en tan mala cadena”. (verso 32) y paranomasia, juego de palabras basado en el uso de palabras parónimas: (versos 35 y 36)

derramaronse todos como una neblina,

desampararon todos a esta alma mezquina.

C. Plano semántico:

Se caracteriza al labrador mediante el uso de adjetivos que le muestran como avaricioso y tacaño, aunque también como devoto de la Virgen: enredador, malo…. Utiliza palabras propias de oraciones en latín como Ave gratia plena, además de utilizar vocabulario propio del mundo rural: arrastrapajas, majada, mojones, arado…

4. Conclusión y crítica personal:

En el texto se ve clara la intención propia del mester de clerecía de poner la doctrina religiosa al alcance del pueblo ya que alterna cultismos con palabras coloquiales; además en este poema en concreto se manifiesta la bondad de la Virgen María, con esto Berceo intenta que cada vez más gente se haga fiel de la Santa. Considero que es un poema muy bien estructurado y de fácil comprensión que hace que sea claro su mensaje.

Gonzalo de Berceo: “Milagros de Nuestras Señora”

Milagro III: “El clérigo y la flor”

"De un clérigo leemos que era de sesos ido,

y en los vicios del siglo fieramente embebido;

pero aunque era loco tenía buen sentido:

amaba a la Gloriosa de corazón cumplido.
Como quiera que fuese al mal acostumbrado,

en saludarla siempre era bien acordado;

y no iría a la iglesia, ni a otro mandado

sin que antes su nombre no hubiera aclamado.
Decir no lo sabría por qué causa o razón

(nosotros no sabemos si se lo buscó o no)

dieron sus enemigos asalto a este varón

y hubieron de matarlo, déles Dios su perdón.

Los hombres de la villa, y hasta sus compañeros,

que de lo que pasó no estaban muy certeros,

afuera de la villa, entre unos riberos

se fueron a enterrarlo, mas no entre los diezmeros.

Pesóle a la Gloriosa por este enterramiento,

porque yacía su siervo fuera de su convento;

aparecióse a un clérigo de buen entendimiento

y le dijo que hicieron un yerro muy violento.

Ya hacía treinta días que estaba soterrado:

en término tan luengo podía ser dañado;

dijo Santa María: "Es gran desaguisado

que yazga mi notario de aquí tan apartado.

Te mando que lo digas: di que mi cancelario

no merecía ser echado del sagrario;

diles que no lo dejen allí otro treintenario

y que con los demás lo lleven al osario."

Preguntóle el clérigo que yacía adormentado:

"Quién eres tú que me hablas? Dime quién me ha mandado,

que cuando dé el mensaje, me será demandado

quién es el querelloso, o quién el soterrado".

Díjole la Gloriosa: "Yo soy Santa María,

madre de Jesucristo que mamó leche mía;

el que habéis apartado de vuestra compañía

porcancelero mío con honra lo tenía.

El que habéis soterrado lejos del cementerio

y a quien no habéis querido hacerle ministerio

es quien me mueve a hacerte todo este reguncerio:

si no lo cumples bien, corres peligro serio".

Lo que dijo la dueña fue pronto ejecutado:

abrieron el sepulcro como lo había ordenado

y vieron un milagro no simple, y sí doblado;

este milagro doble fue luego bien notado.

Salía de su boca, muy hermosa, una flor,

de muy grande hermosura, de muy fresco color,

henchía la plaza con su sabroso olor,

que no sentían del cuerpo ni un punto de hedor.

Le encontraron la lengua tan fresca, y tan sana

como se ve la carne de la hermosa manzana:

no la tenía tan fresca cuando a la meridiana

se sentaba él hablando en medio la quintana.

Vieron que esto pasó gracias a la Gloriosa,

porque otro no podría hacer tamaña cosa:

trasladaron el cuerpo cantando "Specïosa",

más cerca de la iglesia a tumba más preciosa.

Todo hombre del mundo hará gran cortesía

si hiciere su servicio a la Virgo María:

mientras vivo estuviere, verá placentería,

y salvará su alma al postrimero día".

COMENTARIO DE TEXTO

Localización:

Este poema está extraído del libro “Milagros de Nuestra Señora”, de Gonzalo de Berceo. Fue un monje riojano que ha pasado a la historia como el primer autor de la literatura española preocupado por firmar sus obras. Vivió en la primera mitad de siglo XIII y se sabe que ejerció su ministerio en el monasterio de San Millán de la Cogolla, del cual hizo notable propaganda en varios de sus textos. La producción literaria de Gonzalo de Berceo es toda de carácter religioso. Tradicionalmente se divide en dos núcleos:

• Cuatro vidas de santos relacionados o próximos al entorno riojano: Vida de San Millán de la Cogolla, Vida de Santo Domingo de Silos…

• Tres obras de exaltación a la Virgen María: Duelo que hizo la Virgen, Milagros de Nuestras Señora (obra más conocida)

Los “Milagros de Nuestra Señora” constande 25 relatos breves en verso en los que se elogia la devoción a la Madre de Dios y los beneficios que ella ofrece a los que la veneran. Se distingue tres tipos de milagros de María a sus fieles:

• Milagros en los que la Virgen premia o castiga a los hombres, son once.

• Milagros del perdón: son ocho en los que la Virgen encubre o disculpa el pecado cometido por alguno de sus fieles.

• Milagros de la conversión o crisis: en estos seis milagros, la Virgen ayuda a salir de algún apuro a los que la rezan.

Hay once milagros protagonizados por religiosos, frente a trece cuyo personaje principal es un seglar. Son catorce los que cuentan la historia de un pecador y el resto narra las peripecias de personas virtuosas. Lo que puede llamar la atención es la libertad con la que Berceo muestra las debilidades de aquellos consagrados al servicio divino. Un clérigo borracho, otro ignorante, un sacristán impúdico y un fraile ladrón, entre otros.

Los textos de Gonzalo de Berceo se caracterizan por su sencillez e ingenuidad. Sin embargo, el clérigo riojano fue un autor culto y con plena conciencia de su estilo y su condición de escritor.

Este poema que he elegido trata de un clérigo que se dedica a los vicios mundanos, tales como beber…; en cambio, es muy devoto a la Virgen y siempre le dedica una oración, por lo que al ser asesinado, Ella se compadece y obra un milagro: hace que de su boca salga un hermosa flor.
  1   2   3   4

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconGonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconMilagros de Nuestra Señora / Gonzalo de Berceo; edición y notas de...

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconMilagros de Nuestra Señora

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora icon1. Gonzalo de Berceo

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconLiteratura Gonzalo de Berceo

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconGonzalo de berceo y el arcipreste de hita

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconMilagros de nuestra sennora

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconParroquia Nuestra Señora de La Esperanza

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconA la purísima concepción de nuestra señora

Gonzalo de Berceo. Milagros de Nuestra Señora iconColegio nuestra señora de fatima






© 2015
contactos
l.exam-10.com