Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con






descargar 48.6 Kb.
títuloTodo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con
fecha de publicación07.07.2015
tamaño48.6 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Historia > Documentos
Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con ella, ya que ella estaba interesada en salir con alguien que yo me trataba y como para no perder la oportunidad le pregunte si tenía quizás, alguna amiga para presentarme. Sería como una especie de favores.
Ahí fue donde comenzó todo, me presento una amiga por Facebook, me dio su dirección de correo y la agregue al Messenger, a partir de ahí comenzamos a charlar todos los días con la chica, nos presentamos el uno al otro y como toda nueva conversación tratamos de buscar un punto de partida de un tema que sea agradable y llevadero, así estar en esa misma sintonía y que todo arranque de buena manera, después de varias semanas de seguir conociéndonos me animé y le pedí su número de celular sin compromiso y ella acepto dármelo sin ninguna excusa.
Hablábamos casi siempre y de a poco y paso a paso todo parecía ir bien encaminado, íbamos conociéndonos siempre con esa buena intención por ambas partes.
Todo iba relativamente bien, nos escribíamos muy seguido. Un día cuando al fin quedamos en conocernos en la ciudad donde ella vivía para poder hablar y conocernos, por cosas que suceden, esa primera vez fue un fallido intento al no coordinar los tiempos, ya que ella no se encontraba allí, dejamos para una próxima vez.
Mientras tanto, seguíamos hablando por Messenger y Facebook, al mismo tiempo de eso yo no pude conseguir que Camila saliera con quien me había pedido, todo los días me escribía preguntándome si ya había arreglado su tema y si yo ya había hablado para que saliera con ella,
transcurrieron los días y nunca llegaron a verse pues él no quiso pero nunca le dije. Al pasar un mes de esto un día fui a visitar un amigo, Felipe, mientras me escribía unos mensajes de texto con la chica a ver si quería que vaya a conocerla y charlar como habíamos quedado,
le puse: -¿Dime a dónde voy?
Y recuerdo me mandó un mensaje solo con la dirección de su casa, le mostré a Felipe
y le pregunte: -¿Dónde queda esta dirección?, ¿Me acompañas? porque yo no tengo idea por donde queda.
El me respondió: - Es acá a unas cuadras de casa, te acompaño.
Genial, parecía que todo estaba dándose de una manera muy sencilla, simple.
En respuesta a su mensaje le contesté: - Bien, voy con un amigo porque no conozco esa dirección, en 10 minutos estoy.
Salimos de casa de Felipe y caminamos unas cuadras, de solo imaginar que nunca jamás nos habíamos visto en persona con ella, se tornaba como un ambiente de incertidumbre, una nube de preguntas y nervios de por medio, era todo como una novedad que vaya a su casa algo así como clandestinamente solo porque justo ella estaba sola, pero bueno así fue, de pronto alguien se asomó por una puerta como para ver si estábamos cerca y nos vio venir casi a una cuadra de la dirección que me había dado, no se porque pero me di cuenta que era ella, sonreí y le dije a Felipe: -la vi. ¡Escóndete!
Y corrimos a la esquina donde estaba la puerta de una farmacia, a esa hora de la tarde estaba cerrada.
Dentro de mi cruzaban una mezcla de sensaciones extrañas y emociones, ni yo sabía cómo iba a encarar solo la situación, para nada sencilla, ya sabía de antemano que Felipe no iría conmigo, su misión solo era llevarme hasta el lugar y esperarme a pocos metros.
Ahí tomé aire y le dije a el: -me da no sé qué ir.
Y él me dijo: - ya que vinimos anda, anímate.
Yo le contesté: -Es verdad voy a tomar coraje y voy a ir. Espérame, ya vuelvo.
Así fue tomé aire, respire profundo y comencé a caminar en la dirección donde la vi asomarse,
no sabía si estaría allí esperando o que porque solo había podido verla de lejos, o al menos me había parecido verla
Cuando al fin estaba llegando a su puerta la vi; estaba con la puerta abierta esperando, ella siempre del lado de la puerta sin desprenderse, parecía como si estuviera en un estado tranquila pero nerviosa por dentro,
quizás en esos momentos se le vinieron cosas a su cabeza, la mire y sin atreverme a entrar, no dije nada; en ese momento solo la mire a los ojos y en un momento de silencio, como sorprendido por verla primera vez frente a frente, en ese instante el tiempo se detuvo, como que si ese momento quedaría grabado en la memoria, su rostro,
sus ojos, su forma tan reveladora, y como suspendido en el tiempo
le dije: -Hola.
Ella parecía querer decirme: “hasta que no entres aquí no hablaré”, quedo en silencio, me miro y miro hacia el frente,
Note que ella estaba asustada, lógicamente era la primera vez que ella hacia una locura, por así llamarla, ella que ni tenía aún los15, aprovechando la ausencia de sus padres y su hermana, mientras el mundo seguía en marcha todo esto ocurría.
No era para nada bueno, ni común este tipo de situaciones, entonces nuevamente le hable
le dije: ¿qué hago? ¿Entro? , Porque allí en frente hay personas mirando y señalé, no quiero meterte en problemas.
Ya que quizás alguno podría ser conocidos de tu familia, (eran algo así como personas de la construcción que estaban sentados en la vereda de enfrente con unos cascos amarillos).
Me respondió: - si pero hasta acá nomás, para allá adentro no.
En un tono firme, como imponiendo valentía y coraje, imagino que pasarían mil cosas en su mente, en eso momento yo me sorprendí ya que mis intenciones eran poder charlar y conocerla.
No es normal este tipo de encuentros y menos de esta manera, es claro que muy peligroso y nadie debería hacerlo en ningún lugar, menos en estos tiempos que vivimos, pero esta historia fue cuadrando de esta manera, y por más riesgosa que pareciera, al parecer se dio así, mis intenciones desde el principio fueron las mejores.
En ese momento que escuché su respuesta así tan directa en un tono poco común, entre y me pare frente a ella dentro del pasillo a dos metros de lo que seguía que eran unas puertas y una escalera, aproximadamente a un metro de distancia de ella, como pude intente hablarle lo primero que se me viniera a la mente, tratando de resolver la situación a la brevedad
dije: - No quiero incomodarte.
Ella solo respondió: - No, todo bien.
De alguna forma yo sabía que quien tenía que entablar una charla de primera era yo,
así que arranque diciéndole que Felipe me esperaba al otro lado de la calle, y diciéndole que al menos había llegado el día de conocemos en persona, ya que un tiempito atrás todo había fracasado y conversamos de a poco sobre cosas así, como que ella vivó antes en un pequeño pueblo cuando era niña, que tenía familiares allí
y algunas de las cosas que ella hacia actualmente, que iba al colegio, iba a clases de inglés,
jugaba handball y le gustaba mucho esa disciplina, etc.
Habremos estado quizás media hora aproximadamente, hablando de varias cosas, siempre desde un principio la note rara, como a la defensiva y bastante nerviosa, de seguro era normal estar así en ese momento; yo recuerdo haberle dicho que yo me sentía igual, bastante nervioso, en realidad nunca se me cruzo en mi mente que ella solo tenia pensado ver como era yo superficialmente, por fuera, mi estilo, mi cara, mi forma de ser quizás, no se que tenia en mente pero de entrada no era lo que ella pensaba o quería.
Ella ya se tenía que ir a la casa de una amiga, lo único que se me cruzo en ese momento el presentimiento de que nunca más iba a vivir ese momento, que ese tiempo seria único para siempre y jamás volvería a estar frente a ella, y por eso decididamente lo primero que hice fue decirle:
-perdóname que te diga esto pero sos mucho más linda en persona que en el Facebook y perdón que sea directo simplemente antes de irme al menos quisiera poder darte un beso.
Y ella lo primero que dijo fue un: ¡No!
Y yo le dije: -Bueno pero solo uno y me voy.
Y ahí me dijo: - Pobre de vos si me tocas un pelo.
A esas palabras solo le dije: -Bueno está bien, y sonreí.
Me le acerque como en forma de broma y le toque apenas el pelo irónicamente,
y ella abrió sus ojos bien grande, bien a la defensiva, seguramente con temor
ella ahí recién estaba conociendo cosas nuevas era muy chica, era de entender,
cuando note que ya estaba re nerviosa y estaba como paralizada de susto se me cruzo pensar que no le caí bien, y que no le parecí un chico agradable ni lindo o como ella imaginaba,
le dije: - está bien me voy, me voy, solo te saludo normal y me voy.
Ella puso su pelo como tapándose la cara la salude a medias, y salí, ella cerro su puerta al instante.
A los 5 minutos mientras le gritaba a Felipe nos vamos! me escribió un mensaje
diciéndome: - Que no quería saber de mí y que no le interesaba nada que tenga que ver conmigo.
Ahí pensé entre mí: “No le agrade,
seguramente soy feo para ella, o también me equivoque al pedirle un beso”.
Regresamos a casa de Felipe, junte mis cosas y pensando sobre la situación sacaba mis conclusiones, volví a mi ciudad.
Mientras todo ocurrió, ya todo había cambiado, no hablábamos por Facebook ni Messenger,
menos por celular, además de eso, no sé ni porque yo estaba seguro que Camila estaba diciéndole “miles de historias” y “mentiras” sobre mí,
entonces eso hizo más su rechazo sobre mí,
al menos eso creo, seguro todavía estaría resentida ya que nunca cumplió su propósito conmigo.
Después de esto ya no nos hablamos más por bastante tiempo, y habíamos cortado todo contacto.
Difícil de aceptar era un golpe bastante bajo después de todo, Paso bastante tiempo…
No sé decir bien cuanto pero Mucho tiempo paso,
Yo había conocido una chica de mi ciudad con la cual me había puesto de novio muy recientemente,
harían unas semanas de eso, y de repente así de la nada un día como a las 6 de la mañana, me despertó una llamada y cuando mire: Era de ella,
cuestionándome cuales serían las razones de esa llamada, a esa hora,
me moleste ya que parecía haber sido de mal gusto y tenía que levantarme a las 9 para ir a dar una prueba y no había dormido en toda la noche, no se si fue o no casualidad pero recuerdo haberle contestado: - ¿que paso porque llamas? Pero nadie respondió.
Yo aún seguía pensando ¿por qué?
Y para devolverle ese humor a ella, a los pocos días la llame a las 6 de la mañana, y le mande un mensaje que decía:
-te la debo ya que vos también me hiciste lo mismo, me despertaste por molestar.
Resulta que en ese tiempo quien era mi novia iba a patinar, y en el mismo grupo de patín existía una amiga de mi novia (en ese entonces) y también iba a la misma clase de colegio de la chica la cual había llamado a mi celular, la misma que me había rechazado un tiempo atrás.
Entonces esa misma Mañana la chica que me había timbrado le mostró mi llamada y Mensaje a esa compañera de Patín de mi novia (en aquel entonces) y esa misma noche tenían ensayo, yo me enteré que esa compañera ni bien llegó le contó a mi novia todo eso que había pasado, cruel demasiado cruel esa persona; y ella empezó a llorar desconsoladamente, y Después de ahí me cortó, y nunca más fue la misma conmigo, lamentablemente eso ocurrió. Nunca existieron culpables.
Pasaron unos Meses, y está claro que no todo es tan fácil de superar, menos de un día para otro.
Al pasar un tiempo largo, cuando yo estaba en Buenos Aires, primera vez que conocí ese lugar,
yo ya había superado esa historia, injusta quizás pero así sucedida por esos mal entendidos; también entendía que si yo había sido rechazado por la chica que me había llamado en ese entonces, no comprendía el motivo de llamarme así de la nada, y lograr romper mi relación,
si nunca jamás se logró llegar a nada con ella, si ella misma fue quien decidió que no deberíamos seguir conociéndonos, nunca entendí; logre escribirle para que pudiera explicarle las cosas a (en aquel entonces) mi novia, en ese momento ya había pasado a ser exnovia, y me contestó que lo lamentaba mucho y que no podía hacer nada, que me las arreglara solo, que estas cosas eran temas de nosotros.
Era un punto en que todo esto pasaba ser una historia repetida, vuelta atrás con el mismo tema, Volviendo el tiempo otra vez, desde un principio yo sabia que a ella no le guste, no le agrade, no era un ser especial para ella, algo así fue lo que ella siempre me dio a entender con sus actitudes la única vez que hablamos en persona, no entendía porque tenia que volver a recurrir a ella. Hablar con ella.
Estando en Buenos Aires, una noche fue algo que me vino tan de repente que tampoco entendí, una inspiración, no sabría describirlo, pero fue algo que hizo cambiar dentro de mi, quizás todas las cosas juntas emocionales que vivía, realmente no lo sé,
pero fue algo como un impulso emocional “ Dale” intenta una vez más con esa chica que desde un principio iba todo bien hasta que se conocieron personalmente, y ahí fue que le mande mensaje,
Hoy no recuerdo exactamente qué le escribí pero era algo de que me había pasado algo con ella,
y que la extrañaba, poder charlar o algo así, ella me contesto: " No puedo hacer nada."
Y de ahí pasaron 2 o 3 días y llame me atendió alguien haciéndose pasar por ella, porque ella no quería atenderme (al pasar el tiempo pude enterarme que era su prima) volví a llamar y ahí si me atendió, era ella.
Ahí empezó como mi verdadero amor hacia ella, no se como surgió, pero sabia que era inalcanzable, fue como más me aferre a lo imposible.
Apenas volví a Uruguay, pensé en escribirle alguna canción, ya que tocaba la guitarra
pero no había escrito ninguna canción para nadie, y así fue que nació: “Te extraño indiferente”
la primera canción que le escribí a ella, y recuerdo que se la mostré, pero nunca me expreso sus pensamientos, si recuerdo que todas sus compañeras de colegio la escucharon.
Ella solo quería tenerme lejos y ningún tipo de contacto conmigo de nada.
Aún pienso que cuando más imposible se vuelven las cosas, es cuando uno más trata de alcanzarlo,
como que sabía que a esa altura de transcurridas las cosas que sucedieron, era una utopía pero eso mismo
fue lo que llevo al desenlace de cada pequeña cosa que fue sucediendo.
Yo empecé a mandarle mensajes pero no me respondía,
Todavía seguía pensando en cómo poder comunicarme directamente con ella, y así poder hablarle, que me escuchara;
Un día se me ocurrió llamarla directamente a la casa al teléfono fijo, solo de tarde porque
ella casi siempre estaba sola, esto lo sabía de la primera y única vez que hablé con ella personalmente
y así comenzó toda la “Película”,
Ella me preguntaba ¿porque había llamado ahí?
Y yo le dije que al menos quería poder hablar con ella,
y como nunca me respondía ni para saber de ella, entonces con poco interés igual me atendía el teléfono de su casa de tarde después del colegio, primero me cortaba y decía que no llame más,
pero después si, como que fue acostumbrándose o aceptando que la llame no sé bien,
y yo como que empecé a creer en mí mismo, agarré confianza y a creer que podía tener la oportunidad de conquistarla, que ella acepte que nos conociéramos todo lo que no nos habíamos podido conocer, era raro, después de todo lo que había sucedido, quizás necesitaba que aunque sea me conozca más, ya que la primera vez todo había fracasado, y ya había pasado mucho tiempo.
Entonces sin malas intenciones y sin darme cuenta como que empecé a centrarme en mi propósito:
“que era que ella no se fijara en la belleza de la persona por fuera, sino que se fijara en la parte interior de una persona” fue difícil quizás aceptar que no fui de su agrado de primera instancia,
porque no pude demostrarle que simplemente quería llegar a conocerla a fondo y que ella también pudiera llegar a conocerme, de esa manera quizás las cosas podrían ser diferentes, eso mantenía mis ilusiones conectadas, entonces yo seguía llamándola siempre y pidiéndole que me acepte en Facebook ya que me había eliminado y volvió a aceptarme, entre todo esto ella tenía un regalo anticipado a sus 15, un viaje que hizo con sus compañeros de colegio a Bariloche este proceso al cual yo le llamo “Novela” estaba comenzando,
porque yo le mandaba mensajes a su celular y ella me había pedido que cuando este allá no le escriba porque si alguien estando en otro país le escribe le gasta todo el saldo, yo le dije que yo quería saber cómo iba a estar o mínimamente saber algo, pensé en poder recargarle algo de tarjeta a su celular así al menos si me dejaba poder escribirle; así fue que le dije que le iba a escribir algún mensaje para poder saber de ella, no entendí porque pero me preocupaba, le mande algunos y ella me respondió algunos mensajes.
Antes de eso yo ya había hablado con ella para poder llamarla por el celular y poder hablar con ella,
porque a ella le molestaba que yo llamara a su casa, entonces como que resolvimos algo así como un trato
que no llamaba más a su casa pero que me dejara llamarla a su celular, y bueno ella acepto que yo la llamara a su celular, de Lunes a Viernes a las 22.30,
yo necesitaba como que tiempo para poder hablar con ella y explicarle lo que yo pensaba,
tuve que usar de garantía, y meter un poco de presión, que si ella no me escuchaba al menos tenía que hablarle a la madre y decirle la historia que había sucedido la primera y única vez que no vimos, ella me dijo que ni le iba a importar, que ni siquiera le daría importancia de cualquier cosa que yo pudiera decirle o contarle, que nunca pondría atención en lo mínimo.
Al ella aceptar que yo podía llamarla a las 22:30,
llegue a pensar que si podía lograr algún objetivo, conquistarla.
Yo ya la había comenzado a llamar antes de que vaya a su viaje a Bariloche, y siempre le hable de buena manera y buena forma, aunque ella muchas veces no hablaba bien, muchas veces se molestaba conmigo y con mucha razón por las circunstancias de cómo se daban las cosas,
en esos momentos yo solo me centraba en pensar en mí,
mientras que yo desconocía por completo que ella estaba mal, que lloraba mucho y que siempre habían días que entraba en bajón, recuerdo que muy pocas veces de todas las que hablamos la encontré bien,
recuerdo siempre preguntarle en cada llamada si estaba bien, si se sentía bien.
Tratando de que ella no se pusiera mal, no quería en lo mínimo que se molestara y menos que estuviera mal,
siempre traté de ser algo que fuera motivo de hacerla sentir bien, quizás no lo logre pero solo intenté, sin éxito tal vez, solo le decía todas las cosas que yo pensaba en aquel momento, creía que había sido injusta conmigo porque jamás me dejo poder llegar a conocerla
que al menos conocerse bien podría resultar ser diferente,
le dije que una persona no siempre es lo que parece ser, que no debería fijarse solo en si tiene apariencia, si es linda persona, le dije muchas veces que lo que me pasaba a mí con ella era diferente, especial, si sabía que ella había decidido antes que ya no iba más, pero como sucedió eso de la llamada, y junto a eso rompí la relación con la otra chica, tal vez eso más que nada me llevo a ser persistente, solo quería mostrarle mi manera de pensar y de ver las cosas pero desde mi punto de vista, en esos momentos no me di cuenta que nadie puede hacerle pensar diferente a nadie, que cada uno es libre de optar por si mismo, que tenemos la libertad de elegir lo que queremos y lo que no; ella si sabe cada cosa que hablamos durante ese tiempo, y seguramente serán solo palabras que se ha llevado el viento: pero hay cosas que ella me dijo que si, que tiene razón, me dijo que nada es para siempre, que si las cosas no fueron es porque no tenían que ser, y que quizás en un mañana lejano la historia sea otra, que todos tenemos siempre algún imposible, que nunca dijera nunca, porque nadie sabe qué sería de esta historia en el mañana, si la vida lo dispone el día de mañana podríamos terminar juntos, una utopía razonable.
Cosas que nadie sabe, pero que siga mi vida y la deje seguir a ella, cada uno por su lado.
Aprendí muchas cosas con ella, a pesar de no haber logrado conquistarla, que la vida me la haya puesto en el camino fue algo que realmente me fue de mal a bien.
Llamarla ya era costumbre, y hablar de muchas cosas entremezcladas, pero la note muy triste una vez y le pregunte que le sucedía, me decía que no era nada, en momentos parecía casi que lloraba ella no quería contarme nada, yo siempre le dije que yo estaba allí, y que estaría cuando me necesite que si ella estaba mal podría confiar en mí, que aunque no nos conocíamos un cien por ciento, yo estaba para escucharla y para ayudarla en lo que haga falta, pero ella no quería contarme nada de nada porque eran cosas familiares.
En ese momento yo no sabía nada de lo que sucedía en su vida, pero logramos hablar muchas cosas,
había días que no quería hablar, muy pocos días ella estaba bien, yo siempre hablándole
que podía confiar y siempre hablándole con serenidad, honestidad y tranquilidad,
le decía que yo lo que quería era que ella pudiera darme esa pequeña oportunidad de que me conozca y yo a ella,
pero siempre con buenas intenciones, ella un día me pregunto si yo la deseaba, o si quería otra cosa, o que me pasaba y yo le conteste:
“-no sé porque piensas así de mí, no soy ese tipo de personas que al parecer crees, yo siento que en este poco tiempo que ha pasado siento que te aprecio mucho, y aunque nunca me hayas dado una oportunidad de conocerme y de conocerte, en este corto tiempo que hemos podido cruzar ideas, pensamientos e intercambiar muchas más cosas, todo eso ha logrado encontrar ese querer, y ese espacio donde lograste ubicarte” siempre pensé que no es necesario ser grandes amigos, ni novios, ni conocidos por muchos años, ni cruzarnos todos los días, creo que con solo pequeñas cosas podemos hacer mucho, por más que no hayan sido buenas las cosas que me sucedieron, también tiene un aprendizaje y también hay que buscarle la parte positiva, querer a una persona va más allá de toda la mentalidad del mundo actual, querer es saber que dentro de uno mismo existe comprensión, existen valores, existe esa parte invisible del ser humano que puede lograr tantas cosas, llamada FE, sin ella creo que nunca alcanzaríamos nada.
La vida nos lleva por diferentes caminos a todos, diferentes experiencias, diferentes modos de vivirla, distintos conceptos de vida, a raíz de eso diferentes pensamientos, también deriva de nuestra educación, y así sucesivamente es una cadena.
Es importante en la vida poder saber aceptar cada vez que nos equivocamos, saber pedir perdón y saber perdonar.
Cosas así hablamos muchas veces con ella, y termine diciéndole que ella me ha transmitido eso, me ha hecho sentir como que me ha faltado siempre algo, porque yo sé que nos vimos esa vez, y no le guste como persona por fuera, de físico, de aspecto, y quería demostrarle que no todo se relaciona con el físico ni con la belleza.
Ella me dijo: “- si algún día me doy cuenta que te necesito te buscaré” …
Yo le dije: “ eso es imposible, si nunca me diste la chance de conocerme, nunca vas a saber si algún día me vas a necesitar o no”,
Le dije que me perdonara por ser así con ella, por tratar de cambiar las cosas de una manera inusual, que me costaba mucho aceptar tantas cosas, que un día pueda perdonarme, hablamos muchas más cosas por celular, pero eso fue lo que más resalta hoy en mi memoria
hablamos de lo que ella quería para su futuro en aquellos momentos, que le gustaría ser Psicóloga, a esa respuesta le contesté:
-Qué bueno que a esta altura de tu vida, casi tengas decidido lo que quieres ser, es maravilloso, de mi parte te deseo la mayor suerte.
A pesar de todas las charlas concluidas, de todo lo que hablábamos ella igual no quería que yo la llamará y menos cuando estaba con sus amigas, ni que le mandará mensajes, nada de nada, era como que “Desprestigio” para ella que sus amigas supieran que ella hablaba conmigo “ alguien desconocido” ya que no era común en la vida de ella masajearse con nadie, en aquel entonces, ni que la llamarán por celular, estando con sus amigas se veía comprometida, a contarles porque cada vez que escuchaban un mensaje o el sonido de llamada, sus amigas le preguntaban quién era, y algunas de sus amigas se enojaban con ella porque al parecer ellas le contaban todo a ella, y así pasó en varias ocasiones, lo mismo estando sus padres presentes, por esa razón
yo la llamaba solo a partir de las 22:30 después que cenaba y que hacia los deberes, así transcurrieron semanas como que a pesar de todo las cosas iban relativamente bien o por decirlo de alguna forma a esa altura hablar con ella no era poca cosa.
Una vez en el mes de agosto como creí que todo marchaba bien, le pedí verla, y tanto estuve que había dado el sí. Y así fue, ese día que quedamos de encontrarnos ella estaría en su casa a la noche, despierta hasta tarde, dijo que la llamara aproximadamente a media noche para coordinar, cuando llego ese día, justamente un 24, noche de nostalgia, mi amigos me habían invitado a bailar antes, entonces esa noche tomamos un bus y fuimos todos, nos juntamos en una casa a comer y tomar algo. Mientras tanto mi mente planeaba buscar la forma de escapar de allí quedando bien con ellos, llegado casi l hora que debía llamarla, la llame y le dije que iba en unos minutos, necesitaba la excusa perfecta para salir de ahí.
No tenía ideas y lo único que se me ocurrió fue decirles que tenía que ir a comprar unos chicles y que si demoraba los veía dentro del baile.
Haría eso tan solo para verla, lógico, estaba emocionado, casi feliz diría, sería algo tan esperado. Volví a llamar, ella me contesto que sí que vaya enfrente a su casa que iría a bajar, ya que ella se encontraba en el segundo piso.
Cuando llegue la llame nuevamente y me atendió,
le dije: - Ya estoy, ¿bajas?
Ella me contestó: - No puedo bajar, solo con abrir la puerta mis padres se despertarían.
Mientras el reloj seguía corriendo, solo trataba de que me contestara porque me hizo ir hasta ahí, ella me contaba que un tiempo atrás si había podido salir de su casa para ver a alguien más, y bueno que ahora no se iba a arriesgar y que no iba a bajar.
Estuvimos discutiendo eso más de una hora, hasta que de pronto mi celular se quedó sin batería y se apagó, me senté a esperar en un muro que había allí, solo imaginando que quizás en algún momento bajaría y saldría al menos hasta la reja, abajo donde da la puerta de su casa. Pero solo eran ideas que se cruzaban, eso jamás ocurrió.
De pronto comenzaban a caer algunas gotas de agua, y ya eran casi las 3 de la madrugada y yo seguía allí, casi perdido, desbordado por los hechos, decidí emprender mi viaje de regreso mientras era inevitable que unas lágrimas en los ojos estuvieran presentes cayendo junto a la llovizna que de a poco arrancaba con más fuerza.
Camine unas 8 cuadras, no entendiendo tantas situaciones, llegue a la terminal de buses y media hora después emprendí regreso, mientras iba pensando si a alguien alguna vez podría haberle ocurrido algo así, lógicamente en ese momento creí ser el único ser existente más torpe del planeta que terminaba de esa forma, mientras ese día todos mis amigos estaban disfrutando.
Como que en un punto de vista diferente la historia una vez más se había vuelto a repetir, como que en una forma similar paso nuevamente lo que había pasado hace mucho tiempo atrás. Poco después por alguna razón muy especial, no recuerdo bien, ella estuvo mal conmigo no recuerdo el motivo y sé que me moleste mucho y ahí reaccioné, me descontrolé y empecé a llamarla a la casa,
a llamarla a cualquier hora a su celular a escribirle mensajes y entre en “ese mundo” y aun así seguíamos hablando a la noche a esa hora que ella había aceptado que yo la llame tuvimos otro tiempo así, aunque más entre cortado todo por mis actitudes diarias, de estar enojado y haciendo cosas en contra.
A esa altura ya había compuesto varias canciones para ella, las cuales escribí y canté yo, todo con una guitarra eléctrica conectada a la computadora y un micrófono, recuerdo haber pasado horas escribiendo esas letras, ensayarlas miles de veces para que quedara algo más o menos bien, era lógico grabando de forma casera iba a quedar algo no muy lindo, pero como eran escritas por mí para ella, decidí hacerla lo mejor posible y que pudieran quedar de la mejor forma, después de pasar horas y horas en eso, semanas completas centrado en eso, un día ya estando todo pronto pensé en grabar en un CD las canciones y le coloque una imagen de ella,
Que ironía recuerdo haberle dado a la persona que más me había perjudicado que era la misma chica que iba con ella al colegio que le llevara un CD que había grabado como demo y que hice para ella como un obsequio ya que solo era eso, estaban las canciones y pues se lo dio,
y después de eso se vino una lluvia de problemas,
Y por supuesto un día se cansó, era lógico, hablando lo último que llego a decirme fue:
- ¡se acabó no vamos a hablar nunca más!
Y cortó desde ahí no volvió a contestar llamadas y le contó a sus Padres lo que ocurría,
y ahí me llamaron que no la llamara más, que ella no quería hablar y que yo no la molestara más,
me hablaron muy bien, yo también les hable bien primero fue su Padre, en el entre medio de esto me puse a meditar y pensar, ya que estoy metido en esto inconcluso, ya que estoy definiendo muchas cosas, solo decidí que muchas cosas de estas terminaran en un fin para poder algún día contar y no dejar inconcluso,
que si ya estaba metido en eso que pasará lo que sea, no importaba en esos momentos y así fue que aparte de que ya estaba metido en esa sintonía y seguí insistiendo, y la llamaba, le escribía, Yo también estaba mal, me sentía así después de todo ya me había como acostumbrado a eso, a la siguiente vez me atendió su madre y me dijo que dejara de llamarla que solo me decía una sola vez, que ella no quería que yo la moleste.
Tenía esa historia muy comprimida por cómo se había dado todo y a pesar de “su desprecio” ,“su repudio” yo seguía siendo el mismo, ese mismo que la quería, y fue así como surgió que sus padres hicieron una denuncia a investigación, es claro que estuvieron bien, ya que se preocuparon por su hija, era lógico,
yo creo que cualquier padre o madre que realmente quiere a sus hijos esto es lo mínimo que debería hacer ya que se trataba de ni más ni menos que su hija, mientras mi persona creía que podría llegar muy lejos mientras seguía intentando por todos los medios,
y porque yo “ No abrí mis ojos y estaba tan metido en el tema”.
Estando en Montevideo, me llego una llamada de mi madre diciéndome que habían ido a llevarme un papel que citaba mi presencia tal hora en tal lugar, así como recibí esa noticia imagine lo que vendría, todo de película, ficción, solo le dije: - no es tan grave, entre solo en estos problema y solo quiero salir, no quiero dar explicaciones.
Es claro que estaba preocupado por lo que podría venir, era todo nuevo, jamás había pasado circunstancias cruciales tan serias, solo pensaba que errores en esta vida todos tenemos, que perfectos no somos por más que intentemos llegar a imitar serlos, pero que esta vez estaban mezclados los sentimientos con los problemas y que de a poco todo parecía hundirse, y esta vez definitivamente.
Solo pensaba si realmente me había equivocado por querer llegar a alcanzar un objetivo,
y ser demasiado insistente en eso, por querer lograr algo que sentía que nunca lograría,
difícil de decidir en esos momentos, a veces se te cruzan ideas o pensamientos que te parecen correctos en ese momento, y quizás solo vas a saber si son fallidos intentos o si solo es otra equivocación, pero solo se puede saber solo cuando todo ya hubiera pasado.
Siempre creí que historias así, parecidas o no, ocurren en cualquier parte del mundo, no sé si están bien o mal pero me quedo preguntando, ¿será que esto solo me ocurre solo a mí?
Y no había más opción había que ir y declarar, las cosas estaban hechas, las advertencias también, antes que nada recurrí a hablar con una conocida persona que me conoce y conoce mi familia y que daba la gran casualidad que ella conocía a los padres de ella y le explique todo lo que me había pasado y lo que había hecho y ella me dio varias sugerencias, las cuales seguí al pie de la letra.
Así fue llego ese día y me presenté y yo les dije que no había nada de malas intenciones de mi parte que sí que me había equivocado con lo que hice de molestarla pero que jamás con malas intenciones, entonces ahí anotaron toda la historia que yo les iba relatando, siempre con la verdad y allí estaba aquel CD que le había obsequiado, al parecer lo habían mandado como prueba para poder realizar su denuncia, y recuerdo que un Señor que me decía: - ¿Que es esto? ¿Usted no está autorizado para poner una foto de la chica en algo que hizo usted?
Solo le explique que solo lo hice como para obsequiárselo, nada más.
Y muchas preguntas más, las cuales respondí con la mayor sinceridad, de seguro estaba en problemas, los cuales yo solo debería salir. Me dijeron que en unas semanas debería volver, me iban a avisar.
Cuando me hicieron la otra citación a un juez al mes que me llego el papel, así fue que fui, entregue un papel, espere mi llamado y cuando al fin me llamaron, me senté frente a un señor que agarro un par de hojas y dijo:
-Bueno, veamos.. Por lo que vi no hay nada tan grave aquí en esto, lo que sucedió fue que los padres de la chica solo se preocuparon demasiado y por eso le llego tal audiencia. En esos momentos ya estaba más relajado,
me dijo que habían retirado al denuncia, que bueno que está bien que yo descargue mis emociones sentimentales en escribirle canciones pero que ella era menor y que por ahí quizás algún día cuando ella sea mayor, ahí al menos podría tranquilamente expresarle todo o que ella ya entienda más las cosas o pueda hablar con ella o lo que sea, pero que deje y que se encargue el tiempo. Aquel señor dijo que sus padres dijeron que no querían exponer a su hija en todo esto, y me pareció bien. Cuando esto finalizo y dio por concluido, entonces desde ahí entendí las cosas, y a veces hay que pasar por estas situaciones para poder abrir la mente y los ojos, desde ahí yo entendí que por más que la haya querido mucho,
por más que yo si tuve las mejores intenciones, si ella no acepta ni quiere no puedo hacer nada,
y solo acepte las cosas, yo le deseo lo mejor, la quiero muchísimo y si algún día necesita lo mínimo de mí, voy a estar, porque yo si la quiero un montón y me enseño muchas cosas y se por las cosas que atravesó y atraviesa, los problemas dentro de su entorno, y sé que me equivoque y que en la peor época de ella estuvo ahí llorando y sufriendo y más por mi culpa, estuvo pasando los peores momentos y fui en parte responsable, no ayudé lo necesario y no quise que ella pasara todo eso porque mis intenciones no eran esas de verla muy mal ni que llorara siempre, pero me di cuenta que sin querer paso así.
Hoy por hoy entendí y acepte, y ojala un día me perdone si en aquellos momentos yo contribuí para que ella se sintiera mal.
Estos son los temas que están dentro de ese álbum digital de 9 canciones de las cuales 5 son inspirados en ella, (Porque la 1, la 2, la 8 y la 9 no son inspirados en ella son para completar el CD).
Los nombres de los temas son:
-Te extraño indiferente,
- Ya verás,
- Allí estaré,
- Solo una vez más,
- Canción en mi sostenido menor,
nombre del álbum "Soy tan común."
Paso así, hace mucho, y quedará como una anécdota en el tiempo, que ambos recordaremos en el transcurso de los años, en ese mismo periodo también llegue a componer un segundo álbum digital llamado
"Tiempo de descuento" con 7 con canciones reflejadas directamente a esos momentos vividos y a todas esas mezclas de cosas transcurridas, muy simples y muy acordes al momento, después de haber logrado terminar salir de eso, no volví a hablar más con ella, no la vi nunca más y como es claro tampoco hice más nada que saliera de mí, solo una vez me enteré un tiempo después
que ella le comentó a su prima, la cual sabia toda la historia de principio a fin aquella que una vez me había atendido por celular que le dijo que quizás había exagerado con todo esto, solo pude enviarle esto por escrito a su prima:

"De nada me han servido un par de canciones, inspiradas para ella, de intentar hacer mucho logrando poco, de no conquistarla de "perder" este tiempo con una guitarra, de nada me ha servido cada cosa que intenté desde el día que la conocí hasta hoy, que hice con la mayor sinceridad, con el mayor afecto, afinidad, voluntad, esfuerzo, corazón si al final sigo siendo el mismo, sigo significando lo mismo, solo de verla a ella con alguien más hoy por hoy me pone así tan expresivo...
solo porque jamás fui nada para ella, nadie, por más que lo intenté una y mil veces, por más que a veces te digan "el destino es así" es tan injusto que ella no haya podido
ver a alguien desde su interior desde un principio, dejando de lado el exterior que solo da apariencias,
no tengo la culpa de que nunca pude gustarle, ni la de estar dentro de este cuerpo, solo soy así y me acepto así, no sé si me entiendes.
¿Si yo hubiera nacido "Lindo" o "tan lindo" por fuera como ella prefiere quizás sería otra la historia no?
quizás si yo pudiera haber nacido en "Finlandia" o "Japón"
quizás nunca hubiera existido la historia de que un día "nos conocimos en la entrada de su casa" verdad?
así mismo si mi fecha fuera cualquiera nacimiento y muerte, 1929-1945, hoy no estaría escribiéndote,
pero existo y estoy vivo en el mismo tiempo, lugar y espacio que ella y que vos, tiempo ( fecha actual ) lugar ( tierra ) y espacio (lugar físico) , no sé si vas a entender cada cosa que te explico,
pero todo esto es lo que siempre me hizo sentir "mal" porque busque mil modos,
mil formas de que ella mirara las cosas como se las explique, como se las hablé, jamás tuve éxito, solo fracasé, una y otra vez.. es claro que llevo todo eso dentro de mí, todo lo que paso y en gran parte tuve mis culpas, pero a pesar de mis grandes errores siempre fui con la mejor honestidad, amabilidad, sinceridad, paciencia, modo, de nada sirvió tampoco eso, y a veces solo queda auto-cuestionarse,
¿que hice tan mal? si solo soy humano, una persona, yo a pesar de todo la quise y muy en el fondo fue quien ayudo a poder sacar en mi las ganas de escribir, cantar,
y en el fondo ella para mi sigue representando "lo que jamás alcance" y estoy casi seguro
que van a pasar los años y nunca se va recordar que alguien le escribió con tanta dedicación, que alguien alguna vez la quiso mucho, pero con la parte de adentro esa parte que sentís debajo de tu pecho donde sentís dolor cuando te lastiman, cuando lloras,
esa parte donde también se ubica el corazón. Siento que ya es tiempo que deje esta historia y deje de lado cantar y hacer esto que solo hice por ella, es tiempo de abandonar todo."

En particular creo que cada uno de nosotros tiene más de una historia así por contar,
es más tal vez hemos contado en más de una ocasión a amigos, quizás alguien de la familia, quizás un desconocido y ellos serán quienes guarden o sigan transmitiendo a través del tiempo nuestras anécdotas e historias, inolvidables u olvidadas, lo bueno de todo esto es quizás existir para contarlo, más allá de que todos tenemos historias buenas, malas, increíbles, insólitas, comunes, exageradas, delirantes, ganadoras,
perdedoras, reales, ficticias, no es lo mismo haberlo vivido y poder contarlo a que alguien me relate algo y yo imagine como había sido y contarlo a mi manera de ver, en fin, solo hay que sacar la parte literaria de nuestro interior, expresar y poder llegar a escribir no interesa donde, en una hoja con un lápiz, sea lo que sea que estemos pensando, es bueno lograr seguir manteniendo esa cultura de escribir donde sea, todas las ideas ,preguntas, canciones, poemas, historias, anécdotas, rimas, palabras, pensamientos.
No importa lo que pueda parecer toda esta historia, importa lo que significa para mí y así mismo cada cosa que expresemos es lo importante que sea para cada uno de nosotros, a pesar de las cosas buenas y malas que nos puedan tocar en esta vida solo debemos intentar, los resultados vendrán después y habrá tiempo de poder concluir que fue positivo y negativo,
la idea es luchar siempre y dejar siempre todo lo bueno que podemos dar en cualquier sitio que nos encontremos.
Esta historia sin fin seguirá siendo una incógnita en el transcurso del tiempo.




En la memoria Página


Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconLa Cigarra, después de cantar todo el verano, se halló sin vituallas...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconActual, donde un grupo de personas mueren y aparecen en un apartamento...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconTodo es perfecto cuando sale de las manos de Dios, pero todo degenera...
«naturaleza» puede tener un sentido muy vago, conviene que la fijemos con claridad

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconLas bacterias pueden crecer en tamaño como todo ser vivo, pero es...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconMi historia, la historia de "cómo me hice monja", comenzó muy temprano...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconSor Juana era una mujer extraordinario. Su vida es una muy interesante...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconPero por el costo se agradecechilambalam24/12/2010la chica llamada...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconOlvida las complicaciones y entra en el maravilloso mundo donde todo es fácil
«cronometría», pero es una cronometría que nada tiene que ver con los relojes. Nunca necesitas un reloj porque la sintonización de...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconSé muy bien que os sentiréis intranquilos porque hace muchísimo tiempo...
«¡Pero, qué niñerías!». ¡Ríete, sí ríete de mí todo lo que quieras te lo suplico ! Pero, por Dios, los pelos se me ponen de punta...

Todo Comenzó en el verano del 2010 cuando una chica llamada Camila venía muy seguido para la ciudad donde resido, no sé como pero hice una pequeña amistad con iconCuento de Navidad. La niña de los fósforos
«¡ritch!». ¡Cómo chispeó y cómo quemaba! Dio una llama clara, cálida, como una lucecita, cuando la resguardó con la mano; una luz...






© 2015
contactos
l.exam-10.com