Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado






descargar 56.02 Kb.
títuloMiguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado
fecha de publicación06.01.2016
tamaño56.02 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Economía > Documentos
NARRADOR
Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. Pocos poetas tan generosos y luminosos como el muchachón de Orihuela cuya estatua se levantará algún día entre los azahares de su dormida tierra. No tenía Miguel la luz del Sur como los poetas rectilíneos de Andalucía sino una luz de tierra, de mañana pedregosa, luz espesa de panal despertando. Con esta materia dura como el oro, viva como la sangre, trazó su poesía duradera. ¡Y éste fue el hombre que aquel momento de España desterró a la sombra! ¡Nos toca ahora y siempre sacarlo de su cárcel mortal, iluminarlo con su valentía y su martirio, enseñarlo como ejemplo de corazón purísimo! ¡Darle la luz! ¡Dársela a golpes de recuerdo, a paletadas de claridad que lo revelen, arcángel de una gloria terrestre que cayó en la noche armado con la espada de la luz!
RECITADOR1
Conozco bien los caminos

Conozco los caminantes

Del mar, del fuego, del sueño,

De la tierra, de los aires.

Y te conozco a ti

Que estás dentro de mi sangre” (foto chica en bici)

MIGUEL: Nací en Orihuela, provincia de Alicante el día 30 de Octubre de 1910. Mi familia, numerosa, vivía de la de la crianza y pastoreo de ganado. A los siete años empiezo a ayudar a mi hermano Vicente
RECITADOR2

(FOTOS DE REBAÑOS Y GENTE ORDEÑANDO)
EN CUCLILLAS, ORDEÑO
En cuclillas,
ordeño
una cabrita y
un sueño.

Glu, glu, glu,
hace la leche
al caer
en el cubo. En el
tisú
celeste va a
amanecer.

Glu, glu, glu. Se infla la espuma,
que exhala
una finísima
bruma.

(Me lame otra cabra, y bala).

En cuclillas, ordeño
una cabrita y un
sueño (foto cabrita)

MIGUEL: A los nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas….Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado.

RECITADOR3

Yo quisiera, quisiera
yo quisiera ser pájaro:
un asiento de ramas,
y de plumas los brazos:
el quehacer de aire y nada,
y de pico los cánticos,
el amigo en el cielo
y el amor en el árbol.
Yo quisiera, quisiera
yo quisiera ser campo,
la cabeza de almendra,
los cabellos de esparto
el aliento de pinos
y los picos de sembrados,
el hablar de silencios
y de surcos los labios


MIGUEL: Empiezo a escribir poesías con 15 años. Mi inspiración es el lugar donde vivo, la huerta, la montaña, el pastoreo…. Tengo que esconderme de mi padre, pues no le gustaba mi afición por la poesía. Me publican algún poema en los periódicos de Alicante.
(Empieza a sonar el video de Andaluces de Jaén en la pantalla grande… se va bajando y queda de fondo musical para oir el recitado del alumno)….APARECEN EN ESCENA LAS BAILAORAS
RECITADOR4

Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
decidme en el alma: ¿quién,
quién levantó los olivos?


No los levantó la nada,
ni el dinero, ni el señor,
sino la tierra callada,
el trabajo y el sudor.


Unidos al agua pura
y a los planetas unidos,
los tres dieron la hermosura
de los troncos retorcidos.


Levántate, olivo cano,
dijeron al pie del viento.
Y el olivo alzó una mano
poderosa de cimiento.


Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
decidme en el alma: ¿quién
amamantó los olivos?


Vuestra sangre, vuestra vida,
no la del explotador
que se enriqueció en la herida
generosa del sudor.


No la del terrateniente
que os sepultó en la pobreza,
que os pisoteó la frente,
que os redujo la cabeza.


Árboles que vuestro afán
consagró al centro del día
eran principio de un pan
que sólo el otro comía.


¡Cuántos siglos de aceituna,
los pies y las manos presos,
sol a sol y luna a luna,
pesan sobre vuestros huesos!


Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
pregunta mi alma: ¿de quién,
de quién son estos olivos?


Jaén, levántate brava
sobre tus piedras lunares,
no vayas a ser esclava
con todos tus olivares.


Dentro de la claridad
del aceite y sus aromas,
indican tu libertad
la libertad de tus lomas.


MIGUEL: Con 21 años viajo a Madrid por primera vez, pero no recibo el apoyo esperado, por lo que vuelvo dos años después publicando mi libro “PERITO EN LUNAS”
Conozco a Rafael Alberti y Pablo Neruda. Por esta época conozco a quien será mi mujer y el amor de mi vida : JOSEFINA MANRESA

(Aparecen con la música de fondo las fotos de Rafael Alberti , Pablo Neruda y Josefina en la pantalla)
RECITADOR 5

Cerca del agua te quiero llevar
porque tu arrullo trascienda del mar.


Cerca del agua te quiero tener
porque te aliente su vívido ser.


Cerca del agua te quiero sentir
porque la espuma te enseñe a reír.


Cerca del agua te quiero, mujer,
ver, abarcar, fecundar, conocer.


Cerca del agua perdida del mar
que no se puede perder ni encontrar


Ser onda, oficio, niña, es de tu pelo,
nacida ya para el marero oficio;               
ser graciosa y morena tu ejercicio
y tu virtud más ejemplar ser cielo.
              
¡Niña!, cuando tu pelo va de vuelo,
dando del viento claro un negro indicio,               
enmienda de marfil y de artificio
ser de tu capilar borrasca anhelo.
              
No tienes más quehacer que ser hermosa,
ni tengo más festejo que mirarte,               
alrededor girando de tu esfera.

Satélite de ti, no hago otra cosa,
si no es una labor de recordarte.               
-¡Date presa de amor, mi carcelera! 


MIGUEL: La muerte de mi gran amigo RAMÓN SIJÉ es un golpe duro en mi vida…

ELEGIA A RAMÓN SIJÉ
.
(En Orihuela, su pueblo y el mío, se me ha
muerto como del rayo Ramón Sijé, con quien
tanto quería.)
.
Yo quiero ser llorando el hortelano
de la tierra que ocupas y estercolas,
compañero del alma, tan temprano.
.
Alimentando lluvias, caracoles
Y órganos mi dolor sin instrumento,
a las desalentadas amapolas
.
daré tu corazón por alimento.
Tanto dolor se agrupa en mi costado,
que por doler me duele hasta el aliento.
.
Un manotazo duro, un golpe helado,
un hachazo invisible y homicida,
un empujón brutal te ha derribado.
.
No hay extensión más grande que mi herida,
lloro mi desventura y sus conjuntos
y siento más tu muerte que mi vida.
.
Ando sobre rastrojos de difuntos,
y sin calor de nadie y sin consuelo
voy de mi corazón a mis asuntos.
.
.Temprano levantó la muerte el vuelo,
temprano madrugó la madrugada,
temprano estás rodando por el suelo.
.
No perdono a la muerte enamorada,
no perdono a la vida desatenta,
no perdono a la tierra ni a la nada.
.
En mis manos levanto una tormenta
de piedras, rayos y hachas estridentes
sedienta de catástrofe y hambrienta
.
Quiero escarbar la tierra con los dientes,
quiero apartar la tierra parte
a parte a dentelladas secas y calientes.
.
Quiero minar la tierra hasta encontrarte
y besarte la noble calavera
y desamordazarte y regresarte
.
Volverás a mi huerto y a mi higuera:
por los altos andamios de mis flores
pajareará tu alma colmenera
.
de angelicales ceras y labores.
Volverás al arrullo de las rejas
de los enamorados labradores.
.
Alegrarás la sombra de mis cejas,
y tu sangre se irá a cada lado
disputando tu novia y las abejas.
.
Tu corazón, ya terciopelo ajado,
llama a un campo de almendras espumosas
mi avariciosa voz de enamorado.
.
A las aladas almas de las rosas...
de almendro de nata te requiero,:
que tenemos que hablar de muchas cosas,
compañero del alma, compañero.

MIGUEL: Durante los años de la Guerra Civil Española me caso con Josefina y tenemos un niño que morirá antes del año. Se publican varios de mis libros. Lucho en el frente, y tengo que hablar de los horrores de la guerra…

(fotos de guerra en la pantalla y video de Paco Damas TRISTES GUERRAS….)

RECITADOR 6

Tristes guerras

si no es amor la empresa.

Tristes, tristes.

 

Tristes armas

si no son las palabras.

Tristes, tristes.

 

Tristes hombres

si no mueren de amores.

Tristes, tristes.

RECITADOR7

Para la libertad sangro, lucho, pervivo.
Para la libertad, mis ojos y mis manos,
como un árbol caudal, generoso y cautivo,
doy a los cirujanos.


Para la libertad siento más corazones
que arenas en mi pecho; dan espuma mis venas
y entro en los hospitales, y entro en los algodones
como en las azucenas.


Porque donde unas cuencas vacías amanezcan
ella pondrá dos piedras de futura mirada
y hará que nuevos brazos y nuevas piernas crezcan
en la carne talada.


Retoñarán aladas de savia sin otoño
reliquias de mi cuerpo que pierdo en cada herida
Porque soy como el árbol talado, que retoño:
porque aún tengo la vida.


MIGUEL: En 1939 nace mi segundo hijo. Acabada la guerra soy apresado, encarcelado y condenado a muerte. En la cárcel escribo un poema para mi hijo titulado “NANAS DE LA CEBOLLA” Me cambian la pena de muerte por cadena perpetua…..

NARRADOR:

ENFERMO DESDE HACE TIEMPO DE UNA AFECCIÓN PULMONAR, MIGUEL HERNÁNDEZ MUERE EN LA CÁRCEL DE ALICANTE EN 1942

TENÍA SÓLO 31 AÑOS

RECITADOR 8

NANAS DE LA CEBOLLA
.
 ( Dedicadas a su hijo, a raíz de recibir una carta de su mujer,
en la que le decía que no comía más que pan: y cebolla)
 .
La cebolla es escarcha
cerrada y pobre.
Escarcha de tus días
y de mis noches.
Hambre y cebolla,
hielo negro y escarcha
grande y redonda.
.
En la cuna del hambre
mi niño estaba.
Con sangre de cebolla
se amamantaba.
Pero tu sangre,
escarchada de azúcar,
cebolla y hambre.
.
Una mujer morena
resuelta en luna
se derrama hilo a hilo
sobre la cuna.
Ríete, niño,
que te traigo la luna
cuando es preciso.
.
Alondra de mi casa,
ríete mucho.
Es tu risa en tus ojos
la luz del mundo.
Ríete tanto
que mi alma al oírte
bata el espacio.
.
Tu risa me hace libre,
me pone alas.
Soledades me quita,
cárcel me arranca.
Boca que vuela,
corazón que en tus labios
relampaguea.
.
Es tu risa la espada
más victoriosa,
vencedor de las flores
y las alondras
Rival del sol.
Porvenir de mis huesos
y de mi amor.
.
La carne aleteante,
súbito el párpado,
el vivir como nunca
coloreado.
¡Cuánto jilguero
se remonta, aletea,
desde tu cuerpo!
.
Desperté de ser niño:
nunca despiertes.
Triste llevo la boca:
ríete siempre.
Siempre en la cuna,
defendiendo la risa
pluma por pluma.
.
Ser de vuelo tan lato,
tan extendido,
que tu carne es el cielo
recién nacido.
¡Si yo pudiera
remontarme al origen
de tu carrera!
.
Al octavo mes ríes
con cinco azahares.
Con cinco diminutas
ferocidades.
Con cinco dientes
como cinco jazmines
adolescentes.
.
Frontera de los besos
serán mañana,
cuando en la dentadura
sientas un arma.
Sientas un fuego
correr dientes abajo
buscando el centro.
.
Vuela niño en la doble
luna del pecho:
él, triste de cebolla,
tú, satisfecho.
No te derrumbes.
No sepas lo que pasa ni
lo que ocurre.

RECITADOR 9

(sobre el video en pantalla de Paco Damas y L E Aute)

Tus ojos se me van
de mis ojos y vuelven
después de recorrer
un páramo de ausentes.


Tu boca se me marcha
de mi boca y regresa
con varios besos muertos
que aún baten, que aún quisieran.


Tus brazos se desploman
en mis brazos y ascienden
retrocediendo ante esa
desolación que sientes.


Desolación con hielo

aún mi calor te vence.

(VIDEO CON LA VOZ DE MIGUEL HERNÁNDEZ)

MIGUEL:

"Adiós, hermanos, camaradas y amigos. Despedidme del sol y de los trigos.“

(FOTO DE LA TUMBA DE MIGUEL HDEZ. …….VA SUBIENDO LA MÚSICA SOBRE FOTOS DE CAMPOS DE TRIGO….)

ANTOLOGÍA

CORAZÓN ALADO

Un pastor en la gran ciudad

Yo soy más allto.. (consultar Antologia)

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconDesde hace nueve años los hombres de ciencia han venido discutiendo...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconCaracteristicas generales del niño y la niña hasta los seis añOS....
«de leche» y termina entre los 2 años y los 2 años y medio. Estos dientes serán sustituidos en los siguientes años por los definitivos....

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconDesde muy corta edad, quizá desde los cinco o seis años, supe que...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconLos años 20 fueron los años del cine mudo. Uno de los actores más...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconCómo me gustaría envejecer
«querrá decir cómo envejecer aún más», en sintonía con la frase estupefacta de Mafalda al enterarse de que su padre tenía 40 años:...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconDe nuevo tengo que ir al centro, a la Universidad, para buscar dólares....

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconPor consejo del maestro Pérez Badía, obtuvo una beca que, en 1899,...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconLiteratura chilena
...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconFernando Savater Ética para
«Y cuando estemos muy adentro siguió fantaseando la tierna criatura os tiraré a los dos al agua para que os ahoguéis.» Del cora­zón...

Miguel: a lo s nueve años consigo que me admitan en un colegio de jesuitas Obtengo muy buenas calificaciones, pero a los 15 años tengo que abandonar los estudios para ayudar a mi padre con el ganado iconSin duda es normal empezar un libro, y este libro en particular,...
«otro» lado del valle del Rift, y con Martine Lebrun a Quentin, el único de los cinco que nació al norte del Loira. El día en que...






© 2015
contactos
l.exam-10.com