El movimiento estudiantil y su papel en la revolución






descargar 87.8 Kb.
títuloEl movimiento estudiantil y su papel en la revolución
página1/3
fecha de publicación12.03.2016
tamaño87.8 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Derecho > Documentos
  1   2   3
¿Qué es el poder estudiantil?

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución

¿Habría que ir más allá del movimiento estudiantil?

Por Marbin Amílcar Pérez

El marxismo como una doctrina de pensamiento crítico, como pensamiento de vanguardia, de liberación de arma libertaria para la clase oprimida, como el martillo o la almádana para estatua, así es el marxismo contra el capitalismo y el imperialismo, como buen seguidor de Karl Marx, creo que hoy más que nunca tenemos que hablar de marxismo dentro y fuera de la Universidad, en el barrio, en la colonia, en las fábricas, en el caserío llevarlo a todos lados, ya que esta es la única arma que salvara a nuestra clase oprimida. Y no estoy hablando de marxismo de cátedra, sino del marxismo practico llevarlo a su realización, entre teoría y práctica hay mucha diferencia, y a esto me refiero. Marx tiene vigencia hoy al igual que ayer, en el presente, en el futuro también la tendrá mientras hayan explotados y explotadores, tiene vigencia igual que tuvo y la seguirá teniendo en el siglo XIX, antepasado XX, en el siglo pasado y en el presente, XXI, no se trata que le hagamos correcciones y decir al igual que los reformista dicen por allí, que hemos creado una teoría que supera, el materialismo dialéctico, o el materialismo histórico y estos tratan de negar la lucha de clases, aduciendo que podemos tener un capitalismo más humanista, y que todos los hombres y mujeres podemos abrazarnos en paz con nuestros enemigos. Sabemos que semejante afirmación es una quimera, esto es propio del socialismo utópico, que tanto los combatió el genio Marx, los derroto a todos. Lo mismo que combatió a los anarquistas es el caso de Proudhon, y a Bakunin. Cuando escribo estas líneas no tengo miedo a las críticas, no puedo ser tan iluso y decir como dicen algunos dogmáticos, dividiendo la crítica en constructiva y destructiva: Eso me parece un horror y no un error, no importa si te tiran flores, igual si te tiran fechas las tienes que recibir. Soy blanco de sus críticas así, aquí las espero. Hoy tenemos que rescatar, o resucitar también a nuestros teóricos en América Latina, como es el caso José Carlos Mariátegui, César Vallejo, Leopoldo Zea, Enrique Dussel, Paolo Freire, y luego volver al pensamiento americanista de Simón Bolívar, de José Cecilio del Valle, de Francisco Morazán Quesada, y el Americanista José Martí. Hay que volver a desempolvar todos los tomos de Marxismo y, de pensamiento americanista, hay que aclarar que los gringos se han adueñado (expropiaron estas categorías) o robándose esos pensamientos diciendo que solo ellos son americanos, pero este concepto, no se pueden adueñar solo para ellos, sabemos que esto no es cierto, porque todos los que nacemos en América somos americanos, al igual que Morazán nunca dijo soy hondureño, siempre decía centro americano por nacimiento.

1.1) Las luchas de los estudiantiles son verdaderos combates callejeros;

Pero no solo eso también es combates con las ideas, ya que esas son las espadas más mortales, que pueden herir el corazón del enemigo. Salí a la calle, creo que estaba medio o completamente dormido, era como a medio día, a esa hora esperaba la salida de la luna; no sé si tropecé con el fantasma, que le rezaba a oído a Descartes, o era el demonio de Maxwell. Pero no era ninguno de los dos. Era un tercero era el fantasma, al que refería nuestro abuelo Marx, el fantasma de comunismo. Pero el fantasma que me encontré con él en la calle, es el fantasma de la lucha estudiantil, como sinónimo de poder estudiantil, sinónimo de rebeldía y por supuesto que también de la revolución. Ese fantasma que camina por las calles de Santiago, también caminaba descalzo por las calles de Honduras, nuestra Honduras como una niña dormida, pero a los gritos de la revolución despertó, hay pobre niña desnuda bañada de lágrimas su rostro. Los estudiantes son las aves libertarias que el viento les roto las alas, rotas por la libertad dice el poeta maldito. Aunque aún yacen rotas sus alas, pero la revolución las ha sanado. Son el aguacero que baña el planeta, son la gota de agua que apaga el fuego del impero y lo hace cenizas.

Me confundí en medio de ellos como un alma que el diablo lleva. Cantábamos consignas como estas en la calle; “educación pública primero para el hijo del obrero, educación privada después para el hijo del burgués”. Éramos centenares de miles de estudiantes en las calles, parecíamos arenas en la playa, o como abejas en colmena todos hacia solo fin, y utilizando en mismo medio. Eso se escuchaba como en enorme maremoto dispuesto a llevarle los viejos cimientos del capitalismo. Un estudiante decía, nuestro Norte es el Sur. Después mañana nuestro Sur será el Norte. Si llevaremos la revolución proletaria a los Estados Unidos. Cuando hablamos de Norte América el filósofo marxista Alan Woods dice, [...] la vieja sociedad está muriendo, la nueva sociedad lucha por nacer, y lo que hoy ha sucedido en Venezuela, mañana sucederá en Gran Bretaña, en Rusia en China y en los propios EEUU […] (Goods, 2008, 14). Leí este libro hace dos años, y dije que bien interpreta Alan el concepto de revolución Internacional que planteaba Marx, pero miraba una dificultad grandísima cómo, se iba a dar ese camino del cual estaba hablando, y decía estamos lejos, pero es posible que también tan cerca, y ahora que veo las manifestaciones de los indignados volví a releer este libro, si esto ocurriera sí, no tenemos la menor duda que va ocurrir. Pero si en estos países capitalistas el socialismo llega a tomar el poder político, a través de la revolución socialista, el socialismo, sería un hecho realmente innegable, ya que Marx hablaba, que en los países industrializados era donde iba tener mayor éxito el socialismo. El en aquel momento mencionaba a Francia y Alemania, como países industrializados. La revolución según Marx requiere violencia, o fuerza, aunque en este apartado no trato específicamente el tema de revolución, y de reforma y de rebelión, pero más adelante daremos ejemplo de cada uno de ellas. Pero vean lo que dice Alan la vieja sociedad está muriendo, esa sociedad a la que se refiere es la sociedad capitalista, pero la nueva sociedad lucha por nacer, esta es la revolución que está gestando el pueblo bolivariano, y por eso Goods dice que la revolución en Venezuela, no se ha completado, hace falta confiscarle los bienes a la burguesía, porque si bien es cierto, Chávez es un líder pero hace falta la abolición de la propiedad privada. Entonces el mismo Goods se pregunta hasta cuándo hay que esperar para que el gobierno bolivariano haga esto. Ya que si vemos a la burguesía sigue teniendo los medios los cuales le permiten seguir atacando la revolución, (contrarrevolución) la televisión la radio, la prensa. Sobre el mismo fenómeno escribe Alan, [...] estamos presenciado en América Latina donde la tendencia revolucionaria ha ido más allá que en ninguna otra parte, la revolución venezolana es la respuesta final a todos aquellos cobardes y apóstatas que dijeron que la revolución y el socialismo ya no estaban a la orden del día [...] (Goods, 2008, 13) volveremos sobre este páginas más adelante por ahora seguiremos con el tema del movimiento estudiantil. Tormentas de piedras comenzaron a llover por las espaldas de los Gorilas. La bandera Yaqui ya no tendrá barras y estrellas, más bien tendrá la cara de Ernesto el Che Guevara, el Cristo libertario, el Jesús de los americanos. Entonces este es el Cristo revolucionario. Las calles estaban llenas de banderas negras y rojas. Las paredes llenas de letras, este es el periódico del pueblo.

Un estudiante de cabellera corta gritaba, color del sol decía: vi al demonio en las calles, y ese demonio es León Trostky. Un estudiante gritaba me siento acobijado bajo las ramas de los árboles, estos son los soles rebeldes. Otros estudiantes citaban frases del viajo Marx. Un fantasma recorre las calles de Honduras. No es casual que este fantasma ya haya recorrido hace medio siglo, América Latina que sus huellas quedaron plasmados en suelo sagrado de Córdoba, hoy sus rastros los llevamos prendidos en el alma. El escritor Palma, dice o se pregunta, “¿existe un pensamiento auténtico en nuestra América? Y ¿será el movimiento de reforma universitaria una representación fidedigna de este pensamiento la reforma de Córdoba?” [...] (Palma, 2010, 18) El poder estudiantil en primer lugar es un pensamiento rebelde, pero luego después de canalizar esa fuerza ese deseo de ser libre, llega a la revolución en la práctica, los estudiantes son los primeros en darse cuenta de sus conciencia de clase luchar por la libertad. Es un proceso por medio del cual, estos sujetos históricos se reconocen así, mismos como sujetos hacedores de la historia, de su propia historia, y al mismo tiempo de su época, de la lucha revolucionario. La libertad ontológica es de vital importancia, para la lucha estudiantil cuando adquiere esa libertad de la que nos habló siempre el camarada Sartre, “el hombre está condenado a ser libre”. No dice está condenado hacer esclavo, y en todo caso si está condenado hacer ser esclavo pero de la revolución proletaria. Del socialismo, y luego la transición al comunismo como lo entendió Marx. El movimiento estudiantil es una nueva forma de poder, es un contrapoder. Cuando acudimos a dar una definición de un concepto no hay nada mejor que un ejemplo, y porque no dar, estas citas de los movimientos estudiantiles, y por ejemplo, el más clásico del movimiento estudiantil Latinoamericano, lo encontramos en el movimiento estudiantil de Córdoba en 1918, hay muchos autores, .que afirma que este movimiento tuvo carácter revolucionario. El poder estudiantil, dice así, la humanidad está enferma de muerte, tienen un cáncer mortal y ese cáncer mortal es el capitalismo y el imperialismo. Queremos a una sociedad sin cáncer sin capitalismo, si, queremos el capitalismo alistemos la tumba de esta sociedad, porque tarde o temprano morirá. Si no terminamos con el imperialismo el sí terminara con nosotros. Y tal vez o lo más seguro es que acabaremos como los dinosaurios, en la completa catástrofe. Los psiquiatras cura los males del alma, y la revolución cura, los males de la clase obrera, oprimida y esclava del capitalismo. Si clase obrera esta semimuerta la única que le promete vida es la revolución. El astuto zorro Maquiavelo hoy cosecho los frutos del árbol que un día sembró Rousseau; El viejo árbol se secó pero han nacido las semillas del árbol nuevo y revolucionario. En este artículo, nos encargaremos de definir, cuatro conceptos, y estos son poder estudiantil, rebelión, revolución y reforma. Y luego que el poder estudiantil, es rebelde, revolucionario, y ha dado muchos aportes para las grandes reformas. Primero se comienza por lo primero ¿qué es el poder estudiantil? Y luego ¿Qué tienen que ver los estudiantes en la revolución? Y por último, ¿cuál es la diferencia entre, rebelión, revolución y reforma? O ¿o es estos tres conceptos que hicimos referencia son una sinonimia? Aquí lo vamos saber. Así, que hay más claro no puede mencionarse ¿entonces que es el poder estudiantil? Es tan difícil hablar de la revolución, como no mencionar el papel en la rebelión y en la revolución a los estudiantes. Los movimientos estudiantiles, siempre se han manifestado en contra de las dictaduras, de la derecha y tanto de izquierda, que hace sus dictaduras. Diciendo que son dictaduras del proletariado, más bien, habría que decir que son dictaduras en contra de los proletariados, podríamos preguntarle a estos comunistas de corte reformistas: ¿cuál dictadura del proletariado? Ahora bien: porque no decir que esas dictaduras, que los comunistas de corte estalinista, hacen lo único que hacen es una dictadura de la burocracia, estas son características del comunista ortodoxo. La Burocracia, que tanto la combatió nuestro abuelo Marx. Como otros tantos neo-marxistas, tal es caso de la comadrona de la revolución alemana de 1918, la gran Rosa de Luxemburgo, la Rosa más roja del socialismo como le gusta decir a Néstor Gohan, esta mujer tan valiente critico severamente el peligro de la burocratización de la Revolución Rusa, en su Libro, Huelga de masas partidos Y Sindicatos. Y para citar a su compañero o su camarada como es el caso, del Gran Lenin padre de la revolución proletaria, Marx fue un soñador, soñó con un sueño, pero Lenin realizo el sueño. El poder estudiantil es un movimiento social en el verdadero sentido de la palabra, en oposición a los poderes fácticos, entonces esto se puede definir con la palabra compuesta de contrapoder. Para entender esta historia de movimientos sociales especialmente de los nuevos movimientos sociales, nuevos y viejos, los primeros se caracterizan por no ser verticales y están en contra del autoritarismo del totalitarismo, en cambio los segundos son de corte menos democrático y nada de horizontal ni revolucionarios, con su participación directa desde arriba, a los que se refiere Alain Touraine1. Pero en mi opinión habría que hablar de un renacimiento de los movimientos sociales y estudiantiles, reminiscencia, como es el caso del movimiento estudiantil, chileno, en este momento es la referencia a nivel Mundial. Y esa ruptura la que había hablado más arriba, la podemos encontrar en los movimientos estudiantiles de Mayo 1968. Estos fueron los que abortaron a los viejos movimientos sociales de corte estalinista. Hay que buscar la verdadera génesis de estos movimientos de Mayo, como un movimiento de vanguardia, frente a las dictaduras a las guerras, como el caso de la guerra de invasión de los gringos al pueblo de Vietnamita. Y la gran valentía de los estudiantes mexicanos y el caso de los estudiantes de Tlatelolco. Como olvidar la noche más sangrienta. La noche de 2 de Octubre de 1968. Poder estudiantil no solo significa el poder que los estudiantes tenemos como intelectuales o pequeños burgueses, como nos califican por allí algunos sociólogos. Hay que acabar con esa idea tan académica de los estudiantes y de los profesores, de ambientes intelectualiodes. En Cf. Alain Touraine. ¿Nuevos Movimientos Sociales? el contexto hondureño el poder estudiantil debería significar, el poder también de la clase obrera, de los pobres, de los descalzos, el tema de la etnias, el poder de los garífunas, el poder de los misquitos, el poder de los Pech, el poder de los Lencas y todos nuestros pueblos aborígenes, de nuestra América, también los pueblos afro-descendientes, y el poder estudiantil a nivel latinoamericano y también amplitud del continente y mundial. El poder estudiantil es un poder alterno a los tradicionales, que sean estos de la derecha o de la misma izquierda reformista, que creyendo que haciéndole reformas al sistema capitalista, se puede tener un capitalismo humanitario. Así, como piensa los reformista que reformando el sistema, van a liberar a la clase obrera. Que con una simple reforma, ya los pobres se van volver ricos todos, a ser acabo el problema.

1.2) El papel de los frentes en la actualidad en la UNAH

Hace un poco más de dos años escribía un pequeño artículo el cual llevaba el título, ¿cuál es el posición del movimiento estudiantil en frente del golpe de Estado? Espere y una otra vez pero nunca vi de parte de ambos frentes de la izquierda verdadera posición revolucionaria. Me canse de esperar he seguido esperando, y nunca encontré la posición de los verdaderos revolucionarios. Creía que los estudiantes iban o íbamos a tener un papel detonante, con respecto a esta coyuntura. El FUR, por un lado obedeciendo a las políticas reformistas o maniobrista de la UD, nunca pudo paralizar las actividades académicas en UNAH, llamar a una Huelga de masas a los estudiantes y crear las condiciones, para una Huelga General, que hubiera significado la muerte de la dictadura. Y de parte del FRU, este se apegó a las políticas de Zelaya. Y así nunca el movimiento estudiantil universitario tomo el camino correcto, quizás en ese momento una decisión de radicalización de la lucha por parte de movimiento estudiantil universitario, se quedó además de corta sin un plan de lucha de forma o de adquirir autonomía. Ninguno de los dos frentes tuvo una decisión correcta de lucha, para poder contrarrestar el golpe de Estado. Ambos frentes lamentablemente por seguir las líneas políticas de partidos ya desgastados no pudieron tener un papel protagónico el movimiento estudiantil, y haber llevado la revolución por el camino correcto, nunca apareció la crítica jamás la Universidad estaba, como si nada había ocurría.

1.3) ¿Dónde estaba un frente alternativo o independiente o un partido marxista?

Pues la verdad es que no existía dentro de la universidad un frente independiente y mucho menos de corte marxista, lo que si existía tal vez éramos estudiantes marxista y lo mismo que profesores, pero sin organización, ¿qué podríamos haber hecho? Al perecer ninguna cosa, sin contar con el apoyo de las masas estudiantiles, y luego posteriormente habernos convertido en una referente político para la clase obrera, y hacer un parangón con los camaradas de Mayo 1968, en París, que al menos unos 300 mil estudiantes lograron sacar a la calle casi ocho millones de obreros ese es un acontecimiento sin precedentes en la historia del movimiento estudiantil revolucionario a nivel mundial. El problema que la revolución fracaso porque el Partido comunista Francés, no se propuso tampoco la toma del poder político del Estado burgués en Francia. Y aquí tendríamos, que preguntarnos ¿por qué no lo hizo? Esa es buena pregunta en primer lugar hay que aclarar que el partido comunista PCF, no estaba siguiendo los lineamientos de la teoría política de Marx o de Lenin, sino que de Stalin, y es más obvio que hay una abismal diferencia entre el marxismo y el estalinismo, aquí están los reformista y oportunista y hasta franquistas. El partido convoco con a la clase obrera a la huelga y esta salió, pero ¿qué ocurrió después? No se plantearon la toma del poder político sino que pretendían otras cosas, como por ejemplo lograr diputaciones en el Parlamento Francés y así fue llego la traición tanto al pueblo francés, al movimiento estudiantil revolucionario de Francia, a la clase obrera del gran laborioso pueblo que vio nacer la primera revolución violenta, en la era contemporánea.

1.4) ¿Qué papel jugamos los intelectuales en la revolución?

No es cierto que nosotros como intelectuales vamos a hacer la revolución, si bien que somos en la mayoría de los casos los que comprendemos en qué consiste la revolución, pero si no nos acercamos a la clase obrera a organizar esta y hacer sentir y pensar, repensar y volver a pensar, y así poder construir sus propias teorías, y ¿cuáles teorías? Las teorías de la liberación, pero esas teorías de la liberación las comprende el campesino el obrero hasta que ya las llevado a la práctica, pero no se puede afirmar que nuestros obreros no puedan llegar a comprender a Marx, si él escribía tan fácil de entender, y además escribía para ellos se desvivía por ellos, nació para la clase obrera, vivió por estos, y nunca vivió de ellos, pero si murió por ellos y él para la clase trabajadora mundial. Un intelectual de la clase de Marx no creo que vuelva a ver a luz la clase obrera, aunque es cierto que existió Lenin Mao, Fidel el Che, pero un teórico tan grande como Karl Marx se ve bien difícil de encontrar por parte de la clase obrera. ¿Cuál es el papel de los intelectuales en la revolución? Llevar el germen a la clase obrera, educar a nuestros campesinos a nuestros obreros, organizarlos y hacerles conciencia de sus condiciones de vida, ya que ellos son el sujeto de la revolución, hay que poner a ellos hacer la revolución, y teniendo la revolución igual hay que poner la revolución al servicio de ellos. Si bien es cierto que nosotros como intelectuales somos importantes en el proceso revolucionario pero tenemos que llevar presente consigo mismo que no somos nosotros los que vamos hacer la revolución, quizás probablemente la tengamos que conducir, porque hoy recodemos a Lenin, “no hay movimiento revolucionario sin teoría revolucionaria”. Pero tampoco debemos de creer erróneamente, como Bretón que este se olvida que revolución proletaria no la hacemos los intelectuales sino la clase obrera. Así dice Mario Benedetti citan al gran filósofo y poeta peruano César Vallejo César Vallejo refutaba sin embargo el surrealismo en estos términos citando literalmente al poeta: Bretón se equivoca si en verdad a leído y se ha suscrito al marxismo, no me explico cómo olvida que dentro, de esta doctrina, el papel de los escritores no está en suscitar crisis morales e intelectuales más o menos graves o generales, es decir en hacer la revolución por arriba, sino al contrario, en hacer 'por bajo'. Bretón olvida que no hay más que una sola revolución: la proletaria, y que esta revolución la harán los obreros con la acción y no los intelectuales con sus crisis de conciencia. Aquí se da un error de apreciación por parte del poeta surrealista o bien es que es que estaba intentado hacer una teoría propia, y pasa lo que Marx dice en la Ideología alemana, que los idealista alemanes pretenden, “bajar el hombre del cielo a la tierra, pero es al contrario dice Marx, el hombre tiene que subir de la tierra al cielo”. Me parece que podemos hacer esta analogía con el poeta francés: Y continua Benedetti con tema de los intelectuales en la revolución, todo esto estimulando también por los naturales prejuicios que el obrero tiene a veces frente al intelectual. ¿Cuál es entonces la receta? ¿Será cierto que el intelectual está condenado al funcionamiento elitario y en consecuencia dadas sus dificultades de la integración en un movimiento político o en un trabajo de masas, debe de optar por aliarse en su faena técnica o en su elaboración teórica en el mundo de la ficción? ¿O por el contrario el escritor debe buscar así sea a contrapelo y a expensas de su propio desajustes un modo de integración en el que menudo ha de sentirse como sapo de otro poso? ¿Es por otra parte, es inevitable que el escritor políticamente comprometido se exprese en una literatura misional o en un arte panfletario? Este mismo tema del intelectualismo a veces se pega mucho y tratamos de menospreciar a los obreros solo porque estos no comprende a Marx, pero este es otro de los graves errores que no debemos de cometer como intelectuales veamos, lo que dice Rosa de Luxemburgo al Benedetti Mario (1986) El Escritor Latinoamericano y la Revolución posible. Editorial Nueva Imagen México

D.F p. 11

3 Autor ya citado. Página 15.

Respecto dice Rosa, [...] no se puede arrojar contra los obreros insulto más grosero, ni

Calumnia más indigna que las frases, “las polémicas teóricas solo son para los académicos” [...] (Luxemburgo, 2007, 35) allí está presente el tema de un verdadero humanista de un verdadero y auténtico revolucionario, qué puede saber si esa persona la a la estoy despreciando yo sea más revolucionaria que mi eso no lo sé en verdad, pero es posible que así sea.

1.5) La desorganización del movimiento estudiantil de vanguardia

Es una lástima que los estudiantes revolucionarios en especial los marxista no hayamos tenido una organización política en la Universidad y con ese descuido por parte, de los intelectuales, es un verdadero desperdicio no haber estado organizado, y tener verdadero contacto con el movimiento proletario hondureño, como el papel que jugó el Partido comunista hondureño en la Huelga de 1954. Los marxista tenemos que luchar por la liberación completa del proletario, y tenemos que tener presente que libertad solo la vamos, a lograr mediante un partido que nos conduzca a la toma del poder político, y ese partido no es cualquiera partido, es un partido revolucionario, León Trostky nos dice, [...] un partido que no participe de los sindicatos reales, no es un partido revolucionario [...] (Trostky, 2010, 75). un partido revolucionario se propone como fin la toma del poder, y no es una cosa de aventura, es un planificación, una estructura orgánica que se vuelva impenetrable por el enemigo , pero debemos reconocer que aquí en Honduras estas condiciones no estaban dadas, y no hablo de las condiciones subjetivas u objetivas porque están ya están dadas, lo que hace falta es una dirección, para tomar poder político, porque esas si no estaban más que dadas, el problema es que mirábamos el fin, pero nos nos dábamos cuenta que no teníamos el medio para llegar hacia ese fin, arrancarle de las manos el poder a la burguesía. El dirigente que teníamos como líder estaba conciliando con los organismos Internacionales, por ejemplo nunca dejo de creer en la ONU, la OEA, y como dice el poeta cubano Carlos Puebla la OEA, es cosa de risa. Pero el miedo de Zelaya que movimiento obrero lograra una revolución proletaria es demasiado, acaso se nos puede olvidar que el señor Zelaya él es un terrateniente, un oligarca, él no es un hombre de cuna revolucionaria más bien creo que no habría que pedirle mucho. Pero continuemos con nuestra exposición ¿cuándo la burguesía va querer una revolución obrera campesina proletaria? donde haya diputados campesinos y hasta porque no decirlo amas de casa, claro la burguesía no iba ni va permitir eso porque tiene mucho miedo y mucho que perder, y en cambio el movimiento obrero este no tiene nada que perder, y cambio tiene todo para ganar, su emancipación, soltarse las cadenas que le atan de pies y manos. El camino que hay que recorrer es un camino no tan corto pero no tan largo creemos como marxista, que no estamos tan largo para que la historia nos dé un oportunidad a nosotros para conducir un movimiento de tal naturaleza, y así poder plantearle al proletario hondureño la toma del poder político, que este es el problema central de los marxistas. Si nosotros nos fijamos el movimiento de Resistencia nunca se propuso la toma del poder, por el problema de conducción siempre Mel hablo de revolución pacífica, craso error a nuestro juicio, se puede hablar de revolución pacífica quizás solo con lo que ocurrió en Rusia, cuando los Bolchevique habían participado en elecciones, en 1917 y ellos ganaron por mayoría en el Congreso, y el dirigente de la revolución Lenin llamo tanto al proletario como a los diputados socialista a tomar el poder político, pero sin olvidar, que la revolución empezó desde, la huelga general, en 1902 y en 1905 comenzó la batalla campal, la fuerza la violencia , y sabemos que estas cosas no había ocurrido aquí y que por tanto tener una visión así , es olvidar que para hablar de revolución pacífica, en estas condiciones, son o le corresponde a la burguesía tener una visión mecánica de la revolución, inmediatamente aparecieron los profesores liberales y burgueses defendiendo las posturas reformista de Zelaya, objetando que las revoluciones violentas eran cosa del pasada y ya del presente no. Pero lo que si estamos seguros es que la historia no los absorberá que más bien los condenara a los oportunistas, que desperdiciaron una gran oportunidad de hacer la revolución, pero nosotros esperamos pacientemente nuestra oportunidad, para demostrar cómo se conduce un proceso revolucionario y no un proceso burocrático como el que ha creado el Frente

1.6) Un artículo que escribí en septiembre de 2009

Recuerdo que escribía en ese pequeño artículo, en el que decía que se tenía un capítulo en blanco en la Historia de Honduras, y ese capítulo en blanco era la revolución y referencia hacia a una revolución violenta que en todo centroamericana se había escrito esta página sobre la cual iba a escribir en ese mismo instante, pero que casi estaba seguro que ahorita íbamos a escribirla, pero estaba creyendo que el movimiento estudiantil actuaria con plena independencia, pero jamás ocurrió. El movimiento estudiantil universitario se quedó en deuda, y especialmente los frentes que en los años ochenta eran el referente de la revolución en la Universidad. Ninguno de los movimientos actuó como esperábamos que debería actuar con una política revolucionaria, y con independencia de todos los partidos políticos, el caso de FRU, ya sabemos que iba obedecer las líneas de partido Liberar, y que no iba a oponerse a lo que dijera el pseudo comandante Vaquero, y la FUR, la de la prostituta UD, tampoco pudo tener independencia de su partido político, por medio del imperio llamaron a elecciones, para limpiar el golpe, a la cual los estudiantes de la militancia del antes mencionado fue casi, corriendo jamás criticaron la posición del partido. Cuanto falta hizo aquí un partido marxista leninista para que condujera al movimiento obrero, y como que no iba a tener trascendencia si hubiese sido de la universidad, pero nunca por ningún lado, el partido de las masas. En estas condiciones de partido marxista Loen Trostky escribe así, [...] que los están pretendiendo tener autonomía revolucionaria, se deben imponer frente a los reformistas y el oportunismo, o sea el marxismo revolucionario se debe imponer. El papel del Partido Comunista PC, es en caso de la agitación etcétera. En la Huelga le corresponde a los sindicatos. La situación cambia radicalmente cuando la movilización toma la forma Huelga General o incluso en la lucha directa por el poder político. [...] (Trostky, 2010, 25) esto desgraciadamente nunca ocurrió en nuestra lucha, una porque no había quien la dirigiera la lucha sindical, porque los oportunista se impusieron frente a pequeños células de la izquierda que estaba desorganizada, y que el golpe nos tomó por sorpresa a todos, bueno hay decir aquí que el Partido comunista, PC, no existía y la pregunta es, ¿quién tenía que tomar el sartén por la cola? No existía quien lo hiciera. La única posibilidad eran los estudiantes comunista pero tampoco no aparecieron nunca bueno ya sabemos porque, bueno lo vamos a decir así, rápidamente, porque en los años ochenta los liquido la contrainsurgencia, y el terror influyo en la mayoría de los estudiantes de corte marxista, jamás se pudieron volver a organizar. Los oportunistas se impusieron lo lamentable de todo esto es que Zelaya hablando de revolución pacífica. Vamos a decirle a Roque Dalton que le dé la respuesta, Néstor Kohan citando Un libro rojo para Lenin, de autor mencionado, escúchemele y digámosle a Zelaya a los oportunista y reformista que tenga oído a las palabras del poeta salvadoreño: cuando usted tenga el ejemplo de la primera revolución socialista hecha por, “vía pacífica”, le ruego que me llame por teléfono sino me encuentra en casa me deja un recado en casa, con mi hijo menor que para entonces ya sabrá de problemas políticos. [...] (Néstor Kohan, 2006, 21) como que un hombre como Roque no iba a entender también la teoría marxista leninista de la toma del poder, cosa que si vemos aquí en Honduras nunca se plantearon por parte de la resistencia un plan para tomar el poder. La burguesía le huye más bien a la revolución socialista, y hasta lo último que puede llegar es a ser reformista, y si hay alguna línea de la izquierda oportunista, que es el caso de Honduras, representado por el Zelayismo, y toda la izquierda se sometió a lo que dijo Zelaya ni una tan sola critica. Pero si hubo algunos intelectuales de la izquierda que si criticaron el papel oportunista de Zelaya en la dirección, como es el caso del camarada Tomas Andino, y ahora la crítica de este compañero viene a demostrar que tenía la razón. […] El primer desafío que existe en la actualidad dice Andino, es superar la fuerte dependencia política de la Resistencia respecto a liderazgo de Zelaya Rosales [...] (Serrano, Merlo, 2010, 203). El camarada Andino tenía razón, y la sigue teniendo, pero esto nunca ocurrió, la izquierda nunca tuvo independencia del zelayismo, pero esto tampoco quiere decir que no va ocurrir mientras la izquierda no tenga una verdadera dirección, esto no ocurrirá, pero lo que sí es cierto es que debemos de estar preparados, porque cuando se dé otra oportunidad de tomar el poder político, tengamos un partido revolucionario, un partido marxista leninista de la clase obrera, porque a estos utopistas no le entereza liberarse de la opresión a la clase proletaria. A la burocracia sindical y a la misma burocracia zelayista. Nos hizo falta a nosotros el Partido marxista, para que organizara y dirigiera la lucha, y en este sentido era la Huelga General, o Huelga de Masas, que le gustaba decir a Rosa de Luxemburgo, escuchémosla, citando a Bakunin. En el programa la huelga general es la palanca que hay que levantarse para desencadenar la revolución social. Una buena mañana los obreros de todos gremios de un país y hasta del mundo entero dejan el trabajo y en cuatro semanas a lo sumo, obligan a la clase poseedora a darse por vencidas o lanzarse contra los obreros con la cual dan a estos el derecho de defenderse y a derribar aprovechando la ocasión toda la vieja organización social. La idea dista mucho de ser nueva; primero los socialista franceses y luego los belgas se han hartado desde 1848 [...] por una parte, los gobiernos, sobre todo si, dejan envalentonar con el abstencionismo político, jamás permitirán que la organización ni las cajas de los obreros lleguen tan lejos; y, por otra parte, los acontecimientos políticos y los abusos de la clase gobernantes facilitaran emancipación de los obreros mucho antes que el proletario llegue a reunir esa idea y ese gigantesco fondo de reserva. Pero, si dispusiese de ambas cosas, no necesitaría dar el rodeo de la huelga general para llegar a la meta. Esta es la forma de lucha que tenían los anarquistas, pero hay puntos en que concuerda el anarquista, con el socialismo y Rosa no refuta nada por esta postura. Lo único es que los anarquistas niegan el poder, y quieren desaparecer el Estado de la noche a la mañana cosa que no se puede hacer la revolución de esa manera. Negando el poder del Estado, burgués pero el problema es que tampoco afirma el Estado socialista. Eso en la teoría marxista significa un doble, error que no es permitido porque entonces el enemigo, si cree en poder, porque el Estado burgués es un instrumento de opresión de la clase trabajadora, y la forma de emancipar esta es tomando el poder político del Estado, y tomar la máquina de muerte en sus manos para librarse de la cadenas que lo atan Luxemburgo, Rosa. (1970) “Escritos Políticos. Huelga de Masas, Partido y Sindicatos. Barcelona España. P.
  1   2   3

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconMovimiento autonomo estudiantil voluntario

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconMovimiento autonomo estudiantil voluntario

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconLa Revista Estudiantil Movimiento, de la facultad de sociología de...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconMovimiento autonomo estudiantil voluntario
«ciudadano», «civil», «relativo al ordenamiento de la ciudad», es la actividad humana tendente a gobernar o dirigir la acción del...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconTema de investigación: "Actores de la revolución mexicana: posturas,...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconLa Revolución Francesa es el movimiento político, social y económico,...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconEl Romanticismo es un movimiento cultural, no solo literario, que...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconEl muralismo es una gran aportación del arte mexicano al mundo, entendido...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución icon1. Fundamentos ideológicos de la Revolución en América Latina, con...

El movimiento estudiantil y su papel en la revolución iconAldo Gonzalez representante estudiantil






© 2015
contactos
l.exam-10.com