No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación






descargar 57.01 Kb.
títuloNo es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación
fecha de publicación08.03.2016
tamaño57.01 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Literatura > Documentos
Usos de b y v

El uso de b y vno es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación.

Se escriben con b las palabras que:

  • Después de la m viene el sonido /b/: tambor, bombón, temblor, sombrero y tumba.

  • Terminan en –bilidad, –bundo y –bunda: amabilidad, posibilidad, moribundo, afabilidad, vagabunda; con excepción de las palabras civilidad y movilidad, y sus derivados.

  • Terminan en –aba, –abas, –ábamos, –abáis, –aban, producto de la conjugación en pretérito |imperfecto, también llamado copretérito, de las palabras con terminación –ar: amaba, caminábamos, odiábamos, bailaban, alabáis.

  • En infinitivo terminan en –bir y –buir, así como todas las formas de estos verbos: subir, recibir, escribir, distribuíamos, atribuimos.

  • El sonido /b/ antecede a otra consonante en la misma o distinta sílaba: oblicuo, brazo, blando, bravucón, abnegación.

  • Empiezan con el elemento compositivo1[1]biblio–, que significa ­'libro', y con las silabas bu–, bur– y bus–, con excepción de vudú: bibliófilo, biblioteca, búsqueda, busto y burla.

  • Empiezan con los elementos compositivos bi–, bis– y biz–, que significa 'dos' o 'dos veces': bicolor, bilingüe, bisexual y bizcocho.

  • Comienzan con las secuencias abo–, abu– y bea–: abogado, beatificación, abuchear, aburrir, abundancia y abultado; con excepción de las palabras avocar —que significa 'atraer a sí la resolución de un asunto o causa cuya decisión correspondería a un órgano inferior'— avutarda y avoceta —que son dos aves zancudas.

  • Los verbos que en infinitivo terminan en –aber y sus derivados: saber, caber, haber.

  • Todas las formas de los verbos deber y beber: debieran, debiere, debáis, bebo, beberán, bebieran.

  • Comienzan con el elemento compositivo sub–,cuyo significado es 'bajo' o 'debajo de' y denota inferioridad de posición o categoría: subterráneo, subalterno y submarino. Sobre esta regla se debe de tener cuidado con las palabras subscribir, substancia, substitución y substraer, pues éstas son arcaísmos, es decir, palabras cuya forma ya resultan anticuadas y en desuso. Al respecto, la Real Academia Española continúa admitiendo estas palabras; sin embargo, es preferible escribirlas sin la b: suscribir, sustancia, sustitución y sustraer.

  • Inician con el elemento compositivo bien–o su forma bene–: bienaventurado, bienvenido, bienhechor, beneplácito, benefactor.

  • Empiezan con las silabas ha–, he–, hi– y hu–: haba, hebilla, había, habrá, habano.

  • Contienen el elemento compositivo bio– o –bio, que significa 'vida': biología, biodegradable, biográfico y microbio.

  • Contienen el elemento compositivo fobia o su forma –fobo, que significan 'temor': homofobia, tanatofobia, xenofobia e hidrófobo.

  • Cuando después de la sílaba tur continúa el sonido /b/: turbina, turbulento, y perturbación.

  • Inician con bar–, bor– y bot–: bárbaro, barco, bordado, botánico.

Se escribe conv:

  • Después de las letras b, d y n: advertencia, invitado, obvio.

  • Las palabras que comienzan con vice–, villa–: vicepresidente, villancico, villano; con excepción de bicéfalo, bíceps y billar.

  • Las palabras que inician con pre–, pri–, pro–, pol–, y a continuación aparece el sonido /b/: preventa, privado, proverbio, polvo; con excepción de prebenda, preboste, probar, probable, probeta, problema y probo, así como aquellas palabras formadas con el prefijo pro–, por ejemplo, probélico.

  • Los adjetivos de acentuación llana con las terminaciones –ava, –ave, –avo, –eva, –eve, –evo, –iva, –ivo: suave, bravo, leve; a excepción de las palabras árabe y sílaba, y sus compuestos: mozárabe, trisílaba.

  • Las palabras terminadas en –viro, –vira,ívoro e ívora excepto víbora: omnívoro, carnívora, desvira.

  • La conjugación en presente de indicativo, imperativo y subjuntivo del verbo ir: voy, vaya, vas, y pretérito indefinido, el pretérito imperfecto y el futuro subjuntivo de los verbos estar, andar y tener y sus compuestos: estuve, anduviera y tuviese.

  • Las terminaciones –servar y –versar de los verbos conservar, observar, reservar y conversar.

  • Comienzan por avi–, ave–, eva–, eve–, evi–, evo–: evidente, evacuar, evasión.

  • Los numerales: diecinueve, noventa, novecientos; con excepción de billón.


Mayúsculas y minúsculas

Las mayúsculas pesan, atraen, dan importancia… o eso creemos. En ocasiones, el uso indiscriminado de estas letras termina por provocar el efecto contrario: todo se vuelve tan importante que nada es importante. Por ello, es necesario tener claro cuándo y cómo se utilizan las mayúsculas; así como saber en qué casos, por mucha que sea la tentación de resaltar algo, es necesario utilizar minúsculas.

Aquí están las normas básicas del uso de mayúsculas y minúsculas. En el apartado de ejercicio pondremos dos actividades para reforzar este conocimiento.

Mayúsculas

Épocas históricas: el Renacimiento, el Siglo de las Luces.

Etapas históricas: Independencia, Porfiriato, Revolución Mexicana, Primera Guerra Mundial, Segunda Guerra Mundial.

Nombres propios de accidentes geográficos: río Usumacinta. Excepción: nombres oficiales compuestos: Río Bravo, Golfo de México.

Apodos o sobrenombres de personajes: El Curro; La Rosenda.

En cursivas los títulos de obras artísticas, programas de televisión, emisiones radiofónicas y discos: El barbero de Sevilla, El cartero llama dos veces. Sólo la primera letra y los nombres propios van en mayúscula.

Las publicaciones periódicas se refieren en cursivas y con mayúscula en todas las palabras, excepto artículos, preposiciones y conjunciones intermedias: El Sol de México, La Voz de la Frontera.

Nombres de medios de transporte y establecimientos. El artículo sólo va en mayúscula cuando es parte del nombre: el Titanic, el Ipiranga, La hija de los Apaches, La Única de Reforma, El Corte Inglés.

Nombres de calles y plazas (en alta cuando es parte del nombre): Parque Delta, Plaza de las Américas, parque de Los Venados, avenida Mártires del 5 de febrero, calle de Independencia.

Nombres oficiales de premios, distinciones, certámenes y de acontecimientos deportivos y culturales: la Feria Internacional del Libro, los Premios Goya o Premios Anuales de la Academia, los Juegos Olímpicos. Con la siguiente excepción: los nombres de los premios se escriben en minúsculas cuando se refieren al objeto físico o a la persona, por ejemplo: Puso el goya en su estante favorito, Hoy tenemos como invitado al nobel de química de este año.

Nombres de astros, planetas, galaxias y constelaciones (excepto sol y luna cuando no se refieren a los astros): Saturno, Orión, la Vía Láctea.

“Dios”como nombre propio: Dios dijo. “Señor”, como sinónimo de Dios: Te alabamos, Señor.

Sobrenombres y apodos como Felipe el Hermoso, Alfonso el Sabio.

“Iglesia”y “Estado” cuando se habla de las instituciones. Minúscula en sus denominaciones: Iglesia protestante, Estado mexicano.

La entidad federativa se escribe en minúsculas: el estado de Veracruz. Excepción: Estado de México.

Partido, congreso, asamblea, cuando son denominación oficial: Partido Verde, Asamblea de los Pueblos; el partido político, la asamblea matutina.

Constitución cuando se refiere al conjunto de leyes nacionales: Constitución mexicana.

Poder Legislativo, Poder Ejecutivo, Poder Judicial, Presidencia de la República, Presidencia, Ejecutivo. También Constitución, cuando se refiera a conjunto de leyes nacionales.

Oriente, Occidente, Norte y Sur cuando refieren regiones o relaciones políticas o económicas: Oriente ha hecho temblar a Occidente; El Norte ha sembrado el Sur de maquiladoras.

Deben mantenerse las incluidas en citas.

Minúsculas

Cargos, ocupaciones y tratamientos: diputado, general, profesor, licenciado.

Días, meses y estaciones del año: miércoles, abril, verano. Excepto cuando forman parte de fechas históricas, festividades o nombres propios: Primero de Mayo, Viernes Santo, Hospital Veinte de Noviembre.

Corrientes culturales: barroco, cubismo, etcétera.

Religiones: catolicismo, judaísmo, budismo, etcétera.

Los puntos cardinales cuando no son parte de nombre propio: el norte de Veracruz; División del Norte.

Nombres de marcas comerciales cuando adquieren carácter genérico: kleenex.

Los tratamientos: usted, don, señor, fray, santo, etcétera.


Conectores

La escritura nos permite expresar ideas, desarrollar argumentos y enunciar conclusiones. Para que esto sea posible, debemos unir nuestras oraciones con claridad.

Cuando las oraciones no forman una secuencia lógica, es muy fácil que el lector pierda el hilo, se confunda o entienda algo diferente a lo que el autor desea expresar. Para evitar esto, los conectores son una valiosa herramienta.
Cabe añadir que el uso de conectores permite mantener la lógica de lo escrito, dar congruencia a los argumentos y guiar al lector a lo largo del documento.

Además de lo anterior, los conectores permiten intercalar nuevos datos sin romper la estructura del texto. También permiten enfatizar lo importante, marcar consecuencias y ejemplificar.

A continuación presentamos una lista de los conectores más comunes, tal como los enlista el rincón castellano.
Identifica cuáles te son útiles y aplícalos para dar claridad a tu documento.

Introducción de temas

Presentación: ante todo, en primer lugar, lo primero que, el objeto de, en relación a, antes de nada.

Apoyos o inicio de texto o discurso: bueno, bien, vaya por delante, alguien se preguntará, me pregunto.

Explicaciones sucesivas

Adición: más aún, incluso, asimismo, además, también, cabe añadir, después de, por otra parte, aún más, todavía más.

Advertencia: mira, fíjate, observa, cuidado con, te pongo en antelación, piensa detenidamente.

Aprobación: sí, claro, bien, así es, por supuesto, en efecto, por descontado, desde luego.

Atenuación: en cierto modo, hasta cierto punto, si acaso, siquiera.

Autocorrección: mejor dicho, dicho de otro modo, quiero decir, o sea, más bien, deseo decir, esto es.

Causa: así que, así pues, puesto que, pues, porque, la razón del hecho, esto tiene una explicación.

Comparación: de igual modo, como, de modo semejante, similarmente, asimismo, parecido a.

Concesión: a pesar de todo, con todo ( y con eso), aunque, por mucho que, pese a, si bien, por otro lado.

Consecuencia: por tanto, por consiguiente, por eso, por lo cual, de ahí, de forma que, con que, total que.

Continuación: a continuación, posteriormente, después, ahora bien, entonces, volviendo a lo anterior.

Contraste: al contrario, pero, en cambio, no obstante, sin embargo, por el contrario, antes bien.

Corrección: mejor dicho, quiero decir, más bien digo, en otros términos u otras palabras, dicho de otro modo.

Correlación: ahora – luego, no sólo - sino también, aquí – allí, cerca – lejos, por un lado – por otro, antes – después

Deixis (referencia deíctica): dicho esto, de ahí que, a ello vamos, habla mucho, lo sabemos ya.

Digresión: a propósito de lo dicho, al respecto, así también, aunque no venga a cuento, me viene a la mente.

Duda: acaso, quizá, tal vez, ya veremos, no tengo claro, sería cuestión de, no tengo criterios para:

Ejemplificación: por ejemplo, pongo por caso, así sucede en, es decir, pongamos por ejemplo, como.

Enumeración: en primer lugar, en segundo; primero, segundo, luego, después, antes – ahora, después.

Evidencia: claro, es evidente, ciertamente, está claro que, por supuesto, desde luego, no hay duda, sin duda.

Excepción: si acaso, salvo, excepto, al menos, un caso excepcional, caso aparte, al margen.

Explicación: es decir, en otros términos, a saber, mejor dicho, o sea, esto es, o lo que es igual, en todo caso.

Expresión negativa: ni mucho menos, ni aun así, en absoluto, no, tampoco, ni hablar, nunca, jamás.

Generalización: de cualquier modo, generalmente, en sentido amplio, en líneas generales, de todos modos

Matización intensificadora: sobre todo, principalmente, más aún, es más, aún más, de sumo interés

Precisión: en rigor, más exactamente, es más, esencialmente, en realidad, exactamente, claramente

Puntualización: estrictamente, ahora, aquí, en este instante o lugar, precisamente ahora, ahora pues

Relación espacial: aquí, allí, abajo, aliado, encima, arriba, en medio, a la derecha, al fondo, a la izquierda.

Relación temporal: ahora, antes, luego, más tarde, finalmente, en cuanto, después, a continuación.

Relación temática: en cuanto a, con respecto a, en relación a, por lo que se refiere a, a propósito de.

Relación de transición: por otro lado, en otro orden de cosas, pasando a oto asunto, además, siguiendo.


Conclusiones


Formas de conclusión: en consecuencia, a fin de cuentas, en última instancia, resumiendo.

Cierre de discurso o texto: en definitiva, por fin, en suma, en resumen, finalmente, terminando, en breve.

FUNCIÓN REFERENCIAL DEL LENGUAJE.

El lenguaje se usa para comunicar una realidad (sea afirmativa, negativa o de posibilidad), un deseo, una admiración, o para preguntar o dar una orden. Según sea como utilicemos las distintas oraciones que expresan dichas realidades, será la función que desempeñe el lenguaje.

El lenguaje tiene seis funciones:

1. Función Emotiva o Expresiva

2. Función Conativa o Apelativa

3. Función Referencial

4. Función Metalingüística

5. Función Fática

6. Función Poética

1. Función emotiva o expresiva: El mensaje que emite el emisor hace referencia a lo que siente, su yo íntimo, predominando él, sobre todos los demás factores que constituyen el proceso de comunicación.

Las formas lingüísticas en las que se realiza esta función corresponden a interjecciones y a las oraciones exclamativas.

Ejemplos:

- ¡Ay! ¡Qué dolor de cabeza!

- ¡Qué gusto de verte!

- ¡Qué rico el postre!

2. Función conativa o apelativa: El nombre conativa deriva del latín "conatus" que sigifica inicio. En ella el receptor predomina sobre los otros factores de la comunicación, pues la comunicación está centrada en la persona del tú, de quien se espera la realización de un acto o una respuesta.

Las formas lingüísticas en las que se realiza preferentemente la función conativa corresponden al vocativo y a las oraciones imperativas e interrogativas.

Ejemplos :

- Pedro, haga el favor de traer más café

- ¿Trajiste la carta?

- Andrés, cierra la ventana, por favor

Ver: PSU: lenguaje; Pregunta 09_2006



3. Función referencial: El acto de comunicación está centrado en el contexto, o sea, en el tema o asunto del que se está haciendo referencia. Se utilizan oraciones declarativas o enunciativas, pudiendo ser afirmativas o negativas.

Ejemplos :

- El hombre es animal racional

- La fórmula del Ozono es O3

- No hace frío

- Las clases se suspenden hasta la tercera hora

4. Función metalingüística: Se centra en el código mismo de la lengua. Es el código el factor predominante.

Ejemplos:

- Pedrito no sabe muchas palabras y le pregunta a su papá: ¿Qué significa la palabra “canalla”?

- Ana se encuentra con una amiga y le dice : Sara, ¿A qué operación quirúrgica te refieres?

5. Función fática: Consiste en iniciar, interrumpir, continuar o finalizar la comunicación. Para este fin existen Fórmulas de Saludo (Buenos días, ¡Hola!, ¿Cómo estai?, ¿Qui ´hubo?, etc), Fórmulas de Despedida (Adiós, Hasta luego, Nos vemos, Que lo pases bien ,etc.) y Fórmulas que se utilizan para Interrumpir una conversación y luego continuarla ( Perdón....., Espere un momentito..., Como le decía..., Hablábamos de..., etc).

6. Función poética: Se utiliza preferentemente en la literatura. El acto de comunicación está centrado en el mensaje mismo, en su disposición, en la forma como éste se trasmite. Entre los recursos expresivos utilizados están la rima, la aliteración, etc.

Ejemplos :

- “Bien vestido, bien recibido”

- “Casa Zabala, la que al vender, regala”

SIGNIFICADO DENOTATIVO.

SIGNIFICACIONES DENOTATIVAS Y CONNOTATIVAS

A) SIGNIFICACIÓN DENOTATIVA:

Es la que expresa directamente aquello de lo se esta hablando; en el sentido recto de las palabras, tiene una sola interpretación.

Ejm:

  • - Te compraré un par de zapatos

  • - Tienes los zapatos sucios

  • - Los delincuentes entraron por la ventana

  • - La ventana esta limpia

B) SIGNIFICACIÓN CONNOTATIVA:

Es la que expresa más de un significado. Es el sentido figurado de las palabras. Se utiliza en la literatura, en el cine, en algunos campos de periodismo, el humor, en la publicidad, etc.

Ejm:

  • - ¿Dónde estás corazoncito?

  • - Vuelve palomita a tu dulce nido

  • - Madona sigue siendo una estrella

Metáfora: Significa “llevar más allá”, “trasladar” , representa en su esencia el sentido figurado, se produce por semejanza o analogía.Ej:

  • - El crepúsculo de la vida por muerte

  • - La aurora de la vida por nacimiento


ORACIONES COORDINADAS Y SUBORDINADAS.

Una oración coordinada es la que está conformada por dos o más cláusulas que no dependen gramaticalmente una de la otra. Conceptualmente, se opone a la oración subordinada, en la cual al menos una de las cláusulas sí depende de la otra, por ser un constituyente sintáctico de ella (cumple la función de sujeto o de objeto directo, de adverbio, de adjetivo, etc.). Por ejemplo, al decir "Gloria trabaja y su hijo estudia", tenemos dos oraciones, coordinadas por la conjunción "y", que funcionarían con sentido independiente si estuvieran separadas. En cambio, al decir "Gloria trabaja para que su hijo pueda estudiar", la segunda cláusula cumple la función de adverbio y, si dijéramos solamente "su hijo pueda estudiar", nos quedaría faltando algo. En ese caso la segunda parte es una oración subordinada de la primera.

La oración coordinada involucra la unión de elementos de igual categoría, por lo general unidos solamente por un conector, casi siempre una conjunción no subordinante. En este sentido, la coordinación consiste en la unión de dos o más cláusulas en una unidad mayor (la oración compuesta) que funciona del mismo modo que sus componentes.

A diferencia de lo que sucede en las oraciones subordinadas, en las oraciones coordinadas no existen restricciones de consecutio temporum (o secuencia de tiempos), por lo que los valores del modo y tiempo gramaticales son independientes para cada una de las cláusulas.

USO DE C, S, Z, X

1. Todas las palabras que terminen en el sonido dez, llevan z, como: palidez, honradez, validez, rigidez… 2. Las palabras que terminen en los sonidos cia (con acento o sin acento), cie y cio, llevan c, como: noticia, ciencia, especie, planicie, negocio, socio. En el sonido cia hay muchas excepciones: Asia, autopsia, controversia, iglesia, idiosincrasia, hipocresía, poesía, ansia, Hortensia, fantasía, anestesia, amnesia, membresía, hidropesía, cortesía, gimnasia, magnesia, Rusia y algunos términos científicos como agenesia o geodesia. En cio puede haber excepciones en nombres como Ambrosio, Nicasio y otros similares.

3. Cuando las palabras terminan en zar, la z se convierte en c, como comenzar-comience, analizar-analice, empezar-empiece. Nota: por regla general, el idioma español no tiene los sonidos zi, ze. Si los hubiese, se trata de palabras que no son españolas: Zeus, Zenaida, Zinc y algunas pocas más.

4. Si la palabra termina en z, cuando se transforme al plural, la z se convierte en c, por el mismo principio de la regla anterior: veloz-veloces, lápiz-lápices, capaz-capaces.

5. Hay una serie de palabras que tienen una combinación especial de sc, en ese caso, es mejor estudiarlas aparte: discípulo, ascenso, adolescente, disciplina, consciente, suscitar, fascinar, discernimiento, omnisciente, piscina, lascivia y unas cuantas más. Sucede igual con la combinación xc, como: excepción, excelente y otras.

6. Llevan c las palabras que terminan en los sonidos cer, cibir, cender, citar, ceder y cir, como: aparecer, recibir, encender, recitar suceder. En el sonido cer, se exceptúan toser, coser y ser.

7. Los aumentativos terminan en azo y llevan z, como cantazo, golpetazo, etc.

8. El uso de la x está relacionada en español con el sonido fuera de lo común o la idea de fuera de, como: extranjero (viene de otro país) exhibir (se coloca fuera para verlo), expresidente (ya no lo es). Sin embargo, hay muchas palabras que usan la letra x y no tienen la idea de fuera: oxígeno, óxido, sexo, sexto, nexo, próximo, reflexión, texto, auxilio, asfixia, máximo, conexión, léxico y otras, pero muy pocas. 9. Llevan z las palabras que terminen en el sonido eza, como: delicadeza, grandeza, belleza, franqueza. De esa misma manera se procede con terminaciones como: iz, iza, oz, az, ez.

10. Terminaciones como oso, osa, ese, ense, eso, llevan s, como: vanidoso, orgullosa, estuviese, londinense, expreso, regreso y otras.

11. Un problema serio es saber cuando sión lleva s y cuándo ción lleva c. Se resuelve muy fácilmente. Veamos. Llevan sión con s cuando se pueden formar los sonidos so, sivo y sor. Por ejemplo, pasión lleva s porque formas pasivo, invasión lleva s porque formas invasor, dispersión lleva s porque formas disperso. La clave es buscar una que termine en los sonidos so, sivo y sor, pero si no la encuentras, entonces el ción lleva c, como en el caso de oración o percepción. Se exceptúa nocivo que lleva c por noción.

12. Los diminutivos llevan c cuando digas golpecito, pececito, huequecito. Pero si la palabra tiene s cuando digas el diminutivo será así: bolso-bolsillo, pasar-pasillo, francea-francesita, camisa-camisita. También puede formar el diminutivo en ecillo, ecilla: calzoncillo, redecilla.

13. Llevan c las palabras terminadas en cero, como: lucero, sincero y otras.

14. Un caso particular ocurre con cer y cir: cuando se ponen en la persona de yo, generan el sonido zco; por ejemplo: aparecer-aparezco, conocer-conozco, introducir-introduzco y así sucesivamente

Prototipos textuales:

Los prototipos textuales son las características estructurales de los textos que definen un texto como tal. Cada prototipo textual tiene un lenguaje específico y estructuras externas e internas particulares.

  • Las características externas. Son aquellas que se observan a simple vista sin necesidad de leer el texto y se refiere a la distribución del contenido y al esquema de presentación.



  • Las características internas. Estas son aquellas características que se observan al leer un texto tales como la objetividad, subjetividad, marcas textuales, modos discursivos y prototipos textuales.

Los prototipos textuales son:

  1. Narración

  2. Descripción

  3. Exposición

  4. Argumentación

  5. Dialogo

Definiremos brevemente los prototipos textuales:

- Narración: Cuenta de manera ordenada un suceso o historia, ya sea real o imaginaria, intervienen personajes ficticios. Los elementos que se distinguen en una narración son: narrador, personajes, tiempo y lugar. Las narraciones se presentan con una introducción, nudo o desarrollo y un desenlace.

- Descripción: Informa acerca de las características detalladas de algo o alguien, es decir, como es, ha sido o será una persona, animal u objeto, real o imaginario, ya sea de manera objetiva o subjetiva.

-Exposición: Se define por la intención para que su receptor comprenda un fenómeno o acontecimiento, presenta el resultado de un estudio, una reflexión, una investigación o un trabajo sobre un asunto o tema para que lo conozcan.

- Argumentación: Tiene como finalidad persuadir o convencer al destinatario acerca del punto de vista del emisor, utilizando una redacción correcta, es decir, el escrito debe ser coherente, adecuado y con elementos cohesionadores.

- Dialogo: Significa intercambio comunicativo entre dos o mas hablantes, pero en un sentido estricto denota conversacion entre dos o mas personas.

1[1] Los elementos compositivos son los prefijos, sufijos, preposiciones u otros elementos con los que se forman voces derivadas o compuestas; por ejemplo, hiperactivo, subatómico, vicepresidente.

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconBienvenidos seres vivos al mundo de los no-vivos este libro está...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconEl tema de la curación es tan antiguo como las mismas edades y ha...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconSinopsis harvey Shine (Dustin Hoffman) es un tipico neoyorkino y...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconA continuación te presentamos algunas oraciones en pasado, el verbo...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación icon¿Cómo pudimos llegar a esto? ¿Cómo pudo ser que un país tan rico...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconYo conocí a una chica, era tan bella como el cielo y su belleza era...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconLo que sigue a continuación son algunas anotaciones hechas para

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconSegún exponemos este doloroso tema para nuestro pueblo, tengan en...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconA continuación se enumeran los temas que se tratan en las clases...

No es tan arbitrario como podría suponerse; su empleo está basado en algunas cuantas reglas sencillas que exponemos a continuación iconLa capacidad de cálculo basado en el silicio está cerca de su límite






© 2015
contactos
l.exam-10.com