Argentina






descargar 242.91 Kb.
títuloArgentina
página1/7
fecha de publicación08.09.2015
tamaño242.91 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Literatura > Documentos
  1   2   3   4   5   6   7
 Isla Negra 6/254

Casa de poesía y literaturas

Septiembre - 2010


suscripción gratuita. Lanusei,Italia. Dirección: Gabriel Impaglione.

Publicación inscripta en el Directorio Mundial de Revistas Literarias UNESCO

revistaislanegra@yahoo.es - - http://revistaislanegra.blogspot.es
Martín Micharvegas

Argentina


Perdido de todo!
Ganado de nadie!”

"Parajodas (sic)", es una recopilasión escrita en fonética rioplatense, ante los "Fastos del Biserpentario”


Otto René Castillo

Guatemala - 1936 - 1967

Intelectuales apolíticos
Un día,
los intelectuales apolíticos de mi país
serán interrogados por el hombre
sencillo de nuestro pueblo.

Se les preguntará sobre lo que hicieron
cuando la patria se apagaba lentamente,
como una hoguera dulce, pequeña y sola.
No serán interrogados sobre sus trajes,
ni sobre sus largas siestas después de la merienda,
tampoco sobre sus estériles combates con la nada,
ni sobre su ontológica manera de llegar a las monedas.

No se les interrogará sobre la mitología griega,
ni sobre el asco que sintieron de sí, cuando alguien,

en su fondo, se disponía a morir cobardemente.

Nada se les preguntará sobre sus justificaciones absurdas,
crecidas a la sombra de una mentira rotunda.

Ese día vendrán los hombres sencillos.

Los que nunca cupieron en los libros y versos de los intelectuales apolíticos,
pero que llegaban todos los días a dejarles la leche y el pan,
los huevos y las tortillas, los que les cosían la ropa, los que le manejaban los carros,
les cuidaban sus perros y jardines, y trabajaban para ellos, y preguntarán,

"¿Qué hicisteis cuando los pobres sufrían, y se quemaba en ellos,
gravemente, la ternura y la vida?"

Intelectuales apolíticos de mi dulce país, no podréis responder nada.
Os devorará un buitre de silencio las entrañas.
Os roerá el alma vuestra propia miseria.
Y callaréis, avergonzados de vosotros.

 
Gustavo Pereira

Venezuela

Somari de los huevos de paloma
Los huevos de paloma son como los cohetes
Todo el mundo presume que volarán algún día.
Gabriel Cacho Millet

Mendoza, Argentina
Y fue por pensar apasionadamente en todas estas cosas trascendentales e ínfimas, por lo que junté unas palabras con otras, esperando que Borges o su fantasma se aparecieran en algo que pudiera asemejarse a un poema. De los dos, no sé cuál vino. El recuerdo transforma todo en fantasía. Sé que antes de pasar las primeras lineas al papel,  vi a Borges en sueños errar por una selva, como un viejo elefante que busca su secreto cementerio, porque no quiere -por pudor- que los otros de su especie lo vean morir.(Él sabía, por ejemplo, «que hay lugares en los Andes Meridionales donde van a morir los guanacos»). Otra vez, en mi sueño, era un esquimal cargado de años que, sintiendo la proximidad de su hora  -por educación- se aleja del helado caserío sin hacer ruido y se pierde por los glaciares...

 

Borges
Por perdidos glaciares de Alaska

vaga esta noche un esquimal. Fatalmente

deja caer la gastada trama de sus huesos

al borde de un río invisible.

Lo acompañan la inconstante luna

y  el lento andar del  agua bajo el hielo.

Antes que la rigidez sea toda su alma,

el hombre piensa en la casa que no volverá a ver

y que desde esta noche es más grande,

en la borrosa imagen de una mujer que amó,

en los hijos que festejan su viaje

como quien se ha librado de un estorbo,

en el gran dios del frío burlado

que no puede tender trampas

al que solitario adelanta la hora

y de antemano fija el lugar de la cita.

                               A orillas de otro río,

en el hemisferio austral, otro hombre,

por oficio, lo ve salir del mundo y acaso

lo envidia. Harto de ser quien es,

engarza palabras con el hilo del sueño.    

Clandestinamente deja la casa,

el hábito del verso, Bioy y el bastón de laca.

Sus huellas se pierden cerca del Ródano,

que es un río que muere en Francia.

Ignoro si abrevió su noche.

Ignoro si llegó a su patria.
                                                    ¿Me oye, don Jorge?  


Derec Walcott

Santa Lucía - 1930

El amor después del amor

El tiempo vendrá
cuando, con gran alegría,
tú saludarás al tú mismo que llega
a tu puerta, en tu espejo,
y cada uno sonreirá a la bienvenida del otro,
y dirá, siéntate aquí. Come.
Seguirás amando al extraño que fue tú mismo.
Ofrece vino. Ofrece pan. Devuelve tu amor
a ti mismo, al extraño que te amó
toda tu vida, a quien no has conocido
para conocer a otro corazón,
que te conoce de memoria.
Recoge las cartas del escritorio,
las fotografías, las desesperadas líneas,
despega tu imagen del espejo.
Siéntate. Celebra tu vida.

Mairym Cruz-Bernal

Puerto Rico

Cateterismo

la tarea del poeta es vencer al miedo…
y ayudarlo para que el miedo no tenga miedo.
Aristóteles España


 

Tengo miedo de las pecas que se esparcen en mis muñecas
lunares pequeñísimos
muestran la ausencia de caricias
artritis florecida
manos que se niegan a dar amor
Tengo miedo ahora en este momento
de la mujer en el cubículo a mi izquierda
amenaza con ser fantasma
acabo de abrazarla y repetirle
varias veces la palabra Amor
pienso que si la digo se ilumina
su cuerpo
y el mío
Tengo miedo que no llegue a octubre
se haya derretido para siempre
el helado de turrón
que pienso regalarme con él
un hombre que también como yo
va fragmentándose
y desea que cambie el rostro de su espejo
El miedo esta mañana tiene otros nombres
ausencias que han dejado de doler
Desde la ventana de mi cuarto
el miedo a que me ahogue en el mar
por eso coloco mi cama de espaldas
y la luz se convierte en miedo a mi desnudez
El miedo anoche fue su voz
pedirle hablar con Dios y saber que nadie escucha
ni él ni Dios
el miedo es esa lágrima que se atasca entre mis ojos
como la sangre en el ventrículo izquierdo
del corazón de mi madre
El café acelera mi pulso
este miedo no está triste ni desea desaparecer
no es el miedo de los gatos de Aristóteles
que van al circo a disfrazarse de quienes no son
Mi miedo es un ser iluminado
que siente en el mundo
algo    alguien    una esquina
que ha de encontrarla
porque este miedo que me mueve
siendo sólo una palabra
no es tonto ni inteligente
es sólo una palabra que busca como yo su definición
El miedo sigue siendo el abismo entre dos bocas
el riesgo de ese último salto
lanzarse sin paracaídas posible
El miedo es un apartamento en Manhattan
que pide tu boca cuando nadie más pide tu boca
libertad y resurrección
el miedo puede ser ese apartamento
sus cuadros como caras vivas
esperando aletargados
tras los rojos, los violetas de sus labios mudos
El miedo ya no está en mi reloj sin tintagueo
ni en el viaje interminable de los aeropuertos
El miedo sopla por mi ventana de cristal abierta
después del asesinato sin aclarar
de mi vecina muerta muerta muerta
cuchillo al cuello
un nuevo tango para inventarse a solas
por un hombre que se queda solo
e inventa el último tango de su vida
El miedo es siempre un miedo
que me atrae al exilio de otro cuerpo
esta mujer despatriada mira la bahía y sueña con partir
camina al mar y sueña con un velero que la lleve
En mis aguas los peces no me hablan, compañero
porque en mi vida hay dos peces humanos
Daniel Tevini en Buenos Aires
Madeline en la isla de Manhattan
Pez-Mujer y Pez-Hombre
hermana pez, hermano
ambos sumergidos
 respirando leche en el oxígeno del agua
anclas de algo bueno que está vivo
hermanos peces en esta Amazona
mis hermanos peces no tienen miedo
se columpian en el vértigo diario de sus países
e ignoran que son peces
y nadar en el aire no nos salva
El miedo es una palabra imbécil
solo una palabra
que esta mañana desde este hospital
me hace rabiar en tinta negra
por las pecas que aun no han manchado mis manos
y vendrán

Rabiar por las sandalias rotas que calzan mis pies
no tienen miedo de caer
caer es el primer movimiento para el vuelo
El miedo hace rato me enseñó a ser felíz sola
y que las canciones en boca de cualquier cantante
son mentiras
en Uruguay   Chile   Cuba
en cualquier ciudad que alguien cante
el amor tiene que ver con un Tú que no llega
o ha llegado y hace doler
también la verdad miente
El miedo esta precisa mañana sabe a metal
a cuchilla que va a abrir el pecho de mi madre
a la cuchilla que mató a mi vecina
a mi hija que duerme sola con su perra que ladra y canta
sin que entendamos sus palabras
Y ahora siento el miedo en mis brazos fríos
que amanecieron sin abrazos y lo sintieron
el miedo a la noticia
el miedo a entrar al infinito
Porque este poema mío
este poema mío de los miedos
ya no tiene miedo
me empujo al vacío y caigo
toco el filo de la navaja
esa tinta roja me sirve para escribir Amor
Sí, este poema mío ha vencido al miedo
ahora habrá que salvar al miedo
para que el miedo no tenga miedo del poema

  23 de agosto 2010.- después del poema La mueca del miedo de Aristóteles España

Mario Trejo

Buenos Aires, Argentina - 1926

La loca del rubí
1
Esa mujer no estaba en sus caníbales
Amaba con presentimientos feroces
Regalaba somníferos en prueba de amistad
No insistir
No molestarla
Que la melancolía ya tiene con sus abejas
2
¿Dónde están las mujeres de Babilonia
Con ombligos de 21 rubíes?
Venus está ahora en la casa de los viajes largos
Yo resisto aquí, lejos, en otra parte
3
Endemientras conspiras con insomnios y miedos
Con silencios y jaguares
Eres un blanco fácil en el fondo del desfiladero
Despertamos al sueño para escuchar su ruido
4
La loca del rubí aúlla de rabia o gime de placer
No es de dolor su alarido
Sos vos el único que emite espantos
5
Apagamos la luz
para lamer
nuestra soledad

Roque Dalton

El Salvador - 1935 - 1975

Ballet

Para B.H

El último vagón ha matado al cisne…

    Su mayor enemigo fue la mancha de barro
y he aquí que hoy sus estertores anegan
de suciedad los trajes de los traseúntes.

    Los niños ríen y traen varitas agudas
para rematarlo a estocadas.

Gonzalo Arango

Andes, Antioquia, Colombia -1931 - 1976

La salvaje esperanza
Eramos dioses y nos volvieron esclavos.
Eramos hijos del Sol y nos consolaron con medallas de lata.
Eramos poetas y nos pusieron a recitar oraciones pordioseras.
Eramos felices y nos civilizaron.
Quién refrescará la memoria de la tribu.
Quién revivirá nuestros dioses.
Que la salvaje esperanza sea siempre tuya,
querida alma inamansable.

Arnold de Vos

Holanda – reside en Trento, Italia

Las heridas de las olas
Fluyo a lo largo de tus riveras

en la larga noche que se cierne sobre mí,

tierra prometida que me exilias

golpeo tus costas,

enjuto arrecife de caricias

excavo en tus escollos

muralla de moluscos,

agua que se lastima

en tus puntas de diamante.

Diáspora de la noche, ayúdame

a despumar de la ley del Talión

las heridas de mis olas.

Versión de Isabel Ruiz Boggio


James Joyce

Irlanda – 1882 -1941
Ella llora en Rahoon

La lluvia en Rahoon cae suavemente, suavemente cae,
donde mi oscuro amante yace.
Triste es su voz que me llama, tristemente llama,
cuando gris asciende la luna.

Amor, escucha tú
cuán suave, cuán triste su voz llama siempre,
siempre sin respuesta y la oscura lluvia cayendo
entonces como ahora.

Oscuros también nuestros corazones, oh amor, yacerán fríos
como su triste corazón ha descansado.
bajo las ortigas grises de luna, la negra tierra
y la lluvia que murmura.

Jorge Boccanera


Bahía Blanca, Argentina - 1952

Suceso X



los pájaros que construyen la noche

sueñan con ella

prolongan sus silencios hasta inventar

países

y cuidan de ella como si ella fuese

su corazón un ala o una rama

los pájaros que construyen la noche

la brisa de la noche

sueñan con ella

porque los gestos de ella

como pájaros senos muslos bocas se ponen

a volar

ella se pone a volar
en fin

los pájaros que construyen la noche

aullan por ella.

de Noticias de una mujer cualquiera


"¿Creen que los hijos del país puedan volver a las cadenas?¿No conocen los enemigos que, aún cuando logren nuestro exterminio, nuestros hijos han de vengar la muerte de sus padres?"- Mariano Moreno
  1   2   3   4   5   6   7

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Argentina iconLiteratura Argentina puca poesía romántica en la Argentina sxix

Argentina iconBuawaigaai ayuyisaa "argentina" do ia kaawaea ummooemmi ia oyagaa*...

Argentina iconArgentina: El presidente Ortiz se enferma de diabetes y pide licencia....

Argentina iconLa Embajada Argentina, el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales,...

Argentina iconResumen : El Observatorio de Política Exterior Argentina (opea) opera...

Argentina iconResumen : El Observatorio de Política Exterior Argentina (opea) opera...

Argentina iconArgentina

Argentina iconArgentina

Argentina iconArgentina

Argentina iconArgentina






© 2015
contactos
l.exam-10.com