Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9






descargar 249.28 Kb.
títuloProgramas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9
página4/5
fecha de publicación01.07.2015
tamaño249.28 Kb.
tipoPrograma
l.exam-10.com > Historia > Programa
1   2   3   4   5

En cuanto a su clasificación, la mejor forma es teniendo en cuenta el asunto del que tratan. Así, podríamos hablar de críticas literarias, cinematográficas, teatrales, musicales… Sin embargo, es un texto que puede ser muy creativo, por lo que es posible distinguirlas teniendo en cuenta otros criterios.

Por ejemplo existe una propuesta de cuatro tipos de críticas de arte basándose en el objetivo principal que persigue su autor, lo que da lugar a una clasificación que puede ser eficaz para explicar las posibilidades de este género periodístico:

El modelo estético, que es el texto donde el crítico tiene una gran libertad para analizar la obra desde el punto de vista de la belleza de la misma, sin preocuparse por el estudio analítico de su estructura o las relaciones históricas; el modelo formalista, cuya principal preocupación es la actitud científica frente a la estética y donde el crítico no tiene valor creador y se limita a explorar la obra en su estructura formal; el modelo culturalista, que estudia la obra en relación con los condicionamientos históricos y el medio en el que la desarrolló su autor; y el modelo sociológico, que es el texto donde el crítico hace un análisis muy comprometido del momento político y social en el que se desenvuelve la obra en cuestión.

Pero en la práctica no se presentan en toda su pureza. Evidentemente, toda crítica sobre una obra de arte se preocupa de la estética, pero, si pretende ser rigurosa no puede dejar de analizar su estructura formal, sus condicionantes históricos y su relación con la sociedad que representa, por lo que es posible que todas tengan algo de cada uno de los modelos propuestos.

Por último, hay críticas que buscan casi exclusivamente la belleza estética del texto. Con estos criterios diferenciamos la crítica analítica, la laudatoria, la descriptiva, la expositiva y la estética.

  1. La crítica analítica. Es la crítica de arte propiamente dicha. En ella se analizan con rigor cada una de las partes de la obra que se enjuicia, con valoraciones concretas sobre su realización, dirección o interpretación. Normalmente utiliza un estilo informativo alejado de los recursos literarios, aunque al ser un género de autor depende de quien la firma.



  1. La crítica laudatoria. En ocasiones encontramos en los periódicos alguna crítica de arte en la que su autor prodiga excesivamente elogios hacia todas y cada una de las partes de la obra enjuiciada. Son textos en los que el crítico se recrea en la belleza extraordinaria del objeto artístico analizado, y no siempre aporta datos concretos. Es una apología del autor y de su obra, por lo que la denominamos crítica laudatoria.



  1. La crítica descriptiva. Es aquella donde no se analiza el contenido de la obra, y el crítico se centra en exponer los detalles que la componen. En la argumentación, lo importante es la descripción de las partes, y la valoración, si la tiene, se convierte en algo secundario. Es un relato sobre todo lo visto -en el caso de una crítica sobre pintura-, o lo ocurrido durante el concierto o representación teatral. El lector recibe una información bastante completa de la obra artística.



  1. La crítica expositiva. Es la crítica que ni siquiera describe la obra artística. Habla de su autor, o de su repercusión social, pero no entra en detalles de las partes que la componen o el trabajo de dirección, realización o interpretación. Se asemeja a un artículo firmado, ya que muchas veces se ocupa de analizar las últimas novedades producidas en la modalidad artística de la que habla. Incluso se aproxima al contenido de una reseña, ya que no entra en un análisis profundo.



  1. La crítica estética. Es aquella que se asemeja a un artículo firmado, en la que, con belleza expresiva, se hace un recorrido por la historia de la obra o de su autor, pero no describe, ni analiza, ni expone ninguna parte de la obra. El fin que persigue es el placer de su lectura, más que un juicio de la obra de arte. Se trata de un texto culto donde la estética del escrito es particularmente importante. Un ejemplo importante es el de el look de Viviana Canosa. ¿Será su cabello parte del juego?


4. CUARTA PARTE:
OBJETIVOS DE LOS PROGRAMAS DE CHIMENTOS:
La propuesta esta basada en desarrollar un noticiero acerca de la vida de la "farándula", siendo el objetivo criticar, investigar, sorprender y enjuiciar al mundo del espectáculo argentino. El ciclo tendría diferentes secciones como parodias de programas, mostraría trabajos que los actores y actrices querrían olvidar, mostraría un juicio televisado a famosos elegidos que se presten a participar en el banquillo de los acusados y móviles en los lugares indicados donde se encontrarían las primicias.
La idea era y es poner en evidencia la frivolidad de la farándula, según palabras de Jorge Rial, "y para esto vamos a tratar de estar en todos lados. La diferencia con los demás programas sobre la farándula es que nosotros no vamos a ser rosas porque todo el mundo sabe que yo no soy rosa. Hoy vende más el embarazo de una actriz que Alfredo Alcón haciendo Hamlet", confesó el conductor a Clarín en una entrevista horas antes del comienzo del ciclo.

Los Profesionales de Siempre tiene la intención de buscar nuevos caminos en cuanto a programas de famosos se refiere pero tal vez, esto sea una forma de ampliar un género que la misma Canosa pone en tela de juicio. La televisión nuestra tiene que ver con el país, que haya tantos programas de espectáculos tiene que ver con la frivolidad y con la estupidez.

Los Profesionales de siempre junto con Intrusos en el espectáculo son unos de los programas que actualmente se dedica casi exclusivamente a la farándula. Su actual referente, Jorge Rial, opina que el show argentino es "papel picado", que su conocimiento sobre el medio televisivo implica funcionar según lo que indican los números, a veces a costa de lo que sea.

Así es que noto un gran cambio, una transformación en los programas de espectáculos actuales y aquellos primeros programas de crítica del espectáculo de décadas anteriores.

Estos programas no sólo viven de rumores sino que inventan "famosos" con vocación para el show mediático. Se abocan a construir celebridades dudosas, que saltan de un canal a otro, haciendo escándalos, al igual que en las revistas del género.

El requisito en el caso de las mujeres es cuidar la apariencia física de forma impactante, y esto demanda algún tipo de intervención quirúrgica. En cambio los varones requieren de una alta dosis de audacia y certeza en sus desplantes. En algunos casos inclusive, la sensibilidad sirve para atraer la cámara.

La figura en cuestión debe estar dispuesta a ser interpelada y responder sin recato, acerca de todo tipo de asuntos íntimos propios y, mejor aún, si son ajenos.

Los asuntos en cuestión suelen ser peleas públicas con "ex", ya sean maridos/ esposas, parejas, amigos/ as o colegas, discrepancias contractuales, confidenciales y/ o habladurías de índole diversa.

EL CHISME:

El chisme es tan antiguo como el hombre mismo, porque para qué negarlo, difundir o escuchar rumores forma parte de su naturaleza, tanto como enamorarse, enojarse o tener miedo. El más antiguo del cual haya registros data de dos mil años atrás. Existen tambien los chismes míticos que refieren a los amores clandestinos de nuestro primer padre, Adán, con Lilith, la segunda mujer, que había sido creada por Satán.

Esos que se difunden en las revistas llamadas "del corazón" o por radio o por TV es los programas llamados "de espectáculos" que a veces provocan hasta procesos judiciales por calumnias e injurias, y que otras veces se resuelven poniendo el ojo en compota del difusor. Jorge Rial, Carlos Monti ó Lucho Avilés, el inventor de este tipo de periodismo en Argentina, lo saben por experiencia propia.

Pero, ¿qué es un chisme? El diccionario lo define como "noticia verdadera o falsa con la que se pretende indisponer a unas personas contra otras o se murmura de algunas" Esta definición discrepa de la concepción del término que tiene Jorge Blanc, reconocidísimo periodista de espectáculos y ex director de la revista Radiolandia, hoy hombre de televisión y radio que dice que "si es verdadero no es chisme, es noticia. El chisme es algo no comprobado y tal vez, no comprobable, una murmuración que casi siempre es maliciosa, no siempre".

Coinciden con él los mencionados Avilés y Rial: "Nosotros damos noticias que generalmente se refieren a avatares amorosos, tanto sea de amores triunfantes como claudicantes o derrotados, pero no siempre es así. A nuestro público también le interesa saber que una figura determinada escribió una carta a la cigüeña a Paris o que se compró una casa en Punta del Este"

En definitiva, un chisme jamás es un elogio para las víctimas, en este caso los "famosos", calificativo que incluye actrices, actores, millonarios, políticos, artistas, periodistas. Un presidente de la Nación, un actor o una actriz de moda despiertan el interés de todo el mundo, y el chisme revela que son tan vulnerables y falibles como cualquier hijo de vecino, por lo cual tiene un efecto socialmente compensador al fin de cuenta todos somos iguales, es la deducción final.

Ahora bien, los "victimarios" conocidos como periodistas de espectáculos son quienes difunden estos chismes, pero ¿hay en ellos mala intención o sólo hacen su trabajo a veces muy bien pago? Ambas circunstancias son posibles, pero digamos E su favor que cuentan con la astucia de llegar sólo a ciertos límites, protegidos por una figura jurídica que se llama animus iocandi, es decir, ganas de bromear, y evitan el animus injurandi, penado por la ley. Añaden además la complicidad de quienes lees cuentan a ellos los chismes y de quienes los consumen y los aceptan como verdades reveladas.

Sin embargo, se cumple una función, como ya dijimos, socialmente igualadora, que demuestra que los nobles y los millonarios viven, sufren, disfrutan de los mismos pesares y alegrías que la gente común o no famosa.. Los chimenteros cuentan con muy buenas fuentes de información, siendo algunas de ellas muy interesadas, como s el caso de dueños de boliches o restaurantes que quieren que se sepa que entre sus clientes figuran famosos, de modo que se ponen en contacto con las redacciones para pasar esta información tan valiosa.

Otras veces son actores o actrices poco conocidos quienes, a cambio de una nota cuentan lo que les ocurre a sus colegas célebres. Hay, por fin, paparazzi (término que deriva de un célebre fotógrafo romano de apellido Paparazzo que se especializaba en sorprender en falta a los famosos) que todas las noches patrullan boliches cámara en mano, en todas las ciudades.

El chisme es el arma y los famosos son el blanco preferido por el último boom de la TV. Se trata de poner en duda las cualidades morales de alguien conocido y reemplazar el caso por rumores frescos cuando las reglas de la primicia lo determinan.

FORMATO DE ESTE TIPO DE PROGRAMAS:

El formato del periodismo de espectáculos televisivo ha sufrido, desde su creación hasta nuestros días, un cambio radical. La imagen de sus conductores y la producción sobre la que se asientan sus propuestas ha variado, en general, de manera escandalosa hacia horizontes que poco tienen que ver con el enriquecimiento del género.

Este tipo de programas tiene como :


  • Tema principal a: personajes famosos, artistas, políticos, deportistas, etc.




  • El carácter es privado.




  • Su estructura interna es de:

    1. Organización narrativa: es seriada, autónoma con continuidad y conclusividad.




  • Espacio: real.




  • Estilo: es funcional narrativo, conversacional.




  • Registro estilístico: es emotivo, sensacionalista, entretenido, paródico e irónico.



La PARODIA puede llegar a la descencia y a la polémica. Se trata de una revista especializada en los temas propios del corazón y del “cholulismo”.

5. QUINTA PARTE:

EL RATING: ¿ ES UN NEGOCIO?

Ranking Diario

Señal

Rating



14,3%



8,6%



4,5%



3,1%



1,1%

LOS PROFESIONALES DE SIEMPRE:

  • Promedio acumulado del mes de Junio: 8,1

  • Promedio acumulado del mes de Mayo: 10,1

  • Promedio acumulado del mes de Abril: 9,7

  • Promedio acumulado del mes de Marzo: 7,9

Se define "rating" como el porcentaje de hogares o individuos que están viendo un programa de televisión en un momento determinado. La relación equivale a: 1 punto de rating es igual a 100.000 personas.

Como se ha mencionado anteriormente, los mediáticos tienen una función específica: conseguir un mayor rating en los programas de televisión. Los escándalos atraen al público en grandes masas.

Un ejemplo claro es el programa "ZAP TV", que llegó a alcanzar los 15 puntos dando un total de 1.500.000 personas que lo veían, esto es atípico para este tipo de programas ya que se emitía a las 15:00hs. El programa fue pensado como uno de espectáculo, en donde habría columnistas y panelista y cada uno se encargaría de hablar sobre un tema específico. Además los participantes de la tribuna cumplirían misiones específicas, con esto querían intentar diferenciarse de la mayoría de los ciclos de espectáculos que se encontraban en el aire, a pesar de intentar innovar el rating era bajo y en las únicas ocasiones en que subía eran en los momentos que figuras escandalosas aparecían ya sea en el estudio o en notas realizadas. Esto provoco un cambio en la organización del programa y se empezó a pensar los contenidos en función a los mediáticos y en sus escándalos, con esto se logro alcanzar el rating esperado.

Las empresas no querían pautar con programas de este estilo ya que su imagen quedaría ligada a la de los mediáticos. Esto producía una escasez de presupuesto por los que las multas alcanzadas de $6.000.000 no podían ser pagadas. Estos dos factores influyeron en el levantamiento del programa.

A través de esta experiencia podemos concluir en que efectivamente los mediáticos eran y siguen siendo utilizados como generadores de rating.

Por otro lado, los programas se disputaban el paso de los mediáticos mas importantes, por ende no era de extrañarse verlos un mismo día en diferentes canales.

La repentina desaparición del boom de los mediáticos en la televisión fue ocasionada por distintos motivos, por un lado, la gente manifestaba aburrimiento ante lo que estaba viendo. La redundancia de los temas que se trataban en los programas no podía seguir sosteniéndose ante el público que exigía algo novedoso y por otra parte los programas de ficción se reforzaron gracias a mayores inversiones y una nueva forma de televisión. El público prefería ver ficciones bien realizadas que programas sin guionar con escándalos improvisados.

La televisión contaba con una mejoría económica que no sólo desplazaba a los programas de chimentos y espectáculos (de bajo presupuesto), sino que apartaba a las novelas extrajeras y en parte a ciertos programas del género periodístico. Esto influyó a gran escala en la cantidad de programas de espectáculos emitidos.

En la televisión actual se le da más importancia a los temas referidos a los pases de los diferentes artistas a otros canales y a la pelea pujante por el rating.

Las empresas publicitarias observaron que no convenía involucrar la imagen de sus productos con dichos programas y personajes, ya que finalmente era la empresa –como institución- la que se veía afectada.

Por último, y no por ello menos importante, las reiteradas multas de grandes valores que debían pagar producían una pérdida en el canal. El COMFER los sancionaba por el uso de lenguaje inadecuado, por los actos de violencia, por las injurias, por no respetar el horario de protección al menor, etc., que incrementaban las cifras.

A medida que se acerca el verano, los programas y las principales figuras de los canales comienzan a tomar su período de receso hasta el siguiente año. En esta época, comienzan a resurgir los programas de chimentos para rellenar espacios en la programación. Los principales temas a tratar son las obras teatrales que se efectúan en los principales centros turísticos del país siendo el centro de atención la guerra de las llamadas vedettes quienes comienzan a generar conflictos internos en el elenco.

Y así, por la tardes la TV chismosa llega a su apogeo, con programas como Indiscreciones, Rumores, Telepasillo, Zap (con Marcelo Polino), Contalo Contalo, con el paso de dos años a Intrusos que lleva ya seis años en pantalla, y por fin llegamos a Los Profesionales de Siempre. Su premisa es "estar allí" cuando las actrices de segunda línea se revelan golpeadas o las vedettes afilan sus garras para atacar a una colega, "la guerra de..." es el recurso por excelencia.

Han descubierto estos célebres profesionales que la información del espectáculo acrecienta el rating y todos la incluyen, hasta Mariano Grondona en "Hora Clave" tuvo su sección de espectáculos o Telenoche que tiene a Catalina Dlugi con su segmento de espectáculos que deja entrever algunas noticias de la vida íntima de los famosos. El argumento de mucho defensores es invocar la "voz del público" para legitimarse.

Pero veamos, en este "pacto comunicacional" entre teleplatea y programa de chimentos, el público entrega rating (producto de la curiosidad, la sorpresa y el morbo) a cambio del puro sensacionalismo bien calibrado para generar la ansiada adicción televisiva.

Los periodistas, conocido como "chimenteros" montados sobre la premisa: "no dejes que la verdad te empañe una nota" (frase atribuida a Chiche Gelblung), escarban, inventan, pagan, revuelven, y agigantan las intimidades y detalles laborales de las estrellas del espectáculo y de otros personajes creados por ellos mismo para matizar. La técnica que utilizan, precisa y bien aplicada, se basa en el manoseo de la emotividad irracional de un público que, aún así, no está exento de responsabilidades: sin juicio crítico, sin exigencias de contenido y entregado a este juego manipulatorio sin ningun retaceo. Domina la consigna de fomentar la mencionada manipulación, disfrazada de tarea periodística seria y responsable.

Jorge Rial, uno de los popes actuales de género y protagonistas de este trabajo de investigación, labra su perfil como el de un pícaro juguetón que no hace esfuerzos por disimular su dedo hurgador de bajezas sino que lo postula como "natural" ante el universo temático que aborda. Rial se construye a sí mismo como el simpático bravo y sanar periodista al que no se le escapa una y que tampoco la deja pasar.

Carlos Monti. y Susana Roccasalvo, en cambio, se paraban en la era de Rumores como comunicadores comprometidos y responsables que analizan de modo incisivo un aspecto de la "actualidad". Partiendo de esta falacia (considerar al chusmerío como realidad informativa) se construyen como profesionales de ética intachable

Chiche Gelblung y Lucho Avilés son, sin lugar a dudas, maestros en el oficio. Chiche es un hábil promotor de falsos presupuestos bien enmascarados: deja picando un tema que luego no será ni la sombra de lo anunciado, entre otras tantas tretas por el estilo.

Se dice que alguna vez uno una división entre programas "serios" y "de chismes". Hoy la ideología según la cual la vida privada de los famosos debe ser pública se ha instalado en lugares antes impensados. Los cierto es que los chimenteros viven la expansión de género como una reivindicación, "somos tan periodistas como los que antes nos criticaban" afirma Carlos Monti.

MEDICIÓN DE AUDIENCIA DE TELEVISIÓN

Planillas de Rating

Overnight, la planilla de Ratings de IBOPE Argentina, es un flash informativo producido cada mañana a las 10:00 hs que brinda datos provisorios sobre la audiencia televisiva del día anterior.

Overnight Incluye:

    • Hogares : Rating y Reach promedio por programa Rating promedio cada 15 minutos Hora de inicio y fin de toda la programación.

    • Rating acumulados desde principio del mes vigente a la fecha por franjas horarias.

    • Individuos Rating y Share promedio por programa Rating promedio por programa.

    • Rating promedio por medias horas Horario inicio y fin de cada programa.

    • Rating y Share acumulados desde principio del mes vigente a la fecha en las siguientes franjas horarias: 12:00 a 23:59, 12:00 a 15:59, 16:00 a 18:59, 19:00 a 23:59 y Apertura-Cierre.

Los datos son presentados por:

    • Promedio día vigente.

    • Promedio lunes a viernes.

    • Promedio lunes a domingo.

"Overnight ofrece informes sobre los canales de TV abierta que incluyen la programación. Además, brinda estadísticas por bloques horarios para total TV abierta, total cable, total otros y total encendido. Desde diciembre/2003, se ha incorporado un adicional de información exclusiva para nuestros clientes (enviado a posteriori de la planilla overnight), que presenta el rating hogar por programa, pero abierto por nivel socio-económico"

6. SEXTA PARTE:

ENTREVISTAS:

LUIS PIÑEYRO:

1   2   3   4   5

similar:

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconProgramas cortos de entrenamiento para profesionales de la salud

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconErnesto Cardenal nació el 20 de julio de 1925, en Granada, Nicaragua
«haciendo que los dos mares se juntaran (¿el Canal de Nicaragua?) pero entonces perecerían los españoles (¿el Canal Norteamericano...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconAlfredo Cantón nació en el pequeño pueblo de la Línea, como se llamaba...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconDesde la antigüedad, una lenta etapa experimental precedió al «Cinematógrafo»...
«Cinematógrafo» de los Lumière. Ya fuera por ciencia, curiosidad o espectáculo, se trabajó incansablemente por ofrecer al publico...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconCon la innecesaria excusa de conmemorar el ciento cincuenta aniversario...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconEl centro de la pta son sus programas. No hay una declaración más...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconLos poetas elogian el especial interés que presta fenavin al contexto cultural del vino

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconCurrículo de los módulos profesionales

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconPaper La economía del entretenimiento (la civilización del espectáculo...

Programas de crítica del espectáculo, en especial: “Los profesionales de siempre”, Canal 9 iconSinopsis ¡Un espectáculo de peluquería a ritmo de música para los que no se cortan un pelo!






© 2015
contactos
l.exam-10.com