Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles






descargar 0.5 Mb.
títuloReunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles
página14/17
fecha de publicación27.06.2015
tamaño0.5 Mb.
tipoReunión
l.exam-10.com > Economía > Reunión
1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   17

Sr. Presidente. – Tiene la palabra el licenciado Kicillof.

Sr. Viceministro de Economía y Finanzas. – Las cuestiones generales me llevarían demasiado tiempo. Voy a ir a los puntos nodales que hacen a la ley.

Ya dije que la empresa sigue perteneciendo al sector privado. Se ha juzgado conveniente solamente actuar sobre las acciones que hacen a la dirección. Convertir la empresa en una sociedad del Estado o alguna otra modalidad la sacaría de la oferta pública, y tendría que ser contra los restantes inversores privados que con sus acciones no contribuyen a la dirección de la empresa pero que tienen derecho respecto a la propiedad de la empresa. Sería actuar contra todo ese universo.

No obsta, por ejemplo, que una de las primeras instrucciones del interventor, el ministro De Vido, es que junto con la intervención empezara a actuar la Sindicatura General de la Nación, las auditorías.

Ahora bien, que sea una empresa privada no quiere decir que esté exenta de las auditorías, todo lo contrario. Hay muchas normas de auditoría tanto internas como externas que hay que cumplir por la Ley de Sociedades. No la convierte en una empresa “no auditada” porque, de ser así, estaríamos en un vacío jurídico.

Concretamente no cambia de derecho por esta decisión de seguir manteniéndola como una empresa privada, como una sociedad anónima, sin cambiarle la forma jurídica. Esta ha sido la decisión.

En cuanto a empresas privadas petroleras que tengan interés en  Vaca Muerta o en todos estos presuntos recursos, le comento que hay empresas como Petrobrás y otras que tienen concesionadas, aunque YPF es mayoritaria en Vaca Muerta, que han iniciado… Incluso algunas están obteniendo recursos de tipo shale no convencionales, y que en el propio proceso de recuperación de los recursos encuentran que hay partes convencionales. Eso está en camino.

Nosotros no estábamos en esta posición porque efectivamente respecto de buena parte de las áreas que están concesionadas a YPF ahora tendrán que aproximarse otros capitales privados que tengan intención de asociarse con alguna modalidad si es que lo vemos conveniente y está previsto por la ley.

El otro día en la reunión pública con Exxon manifestaron su interés. Doy un ejemplo por mencionar alguna empresa.  Pero si les consultan a los propios gobernadores, han hablado de Total y de otra empresa muy importante norteamericana. Todos están muy interesados.

Aun así, nuestra principal preocupación es obtener resultados rápidos en base a lo convencional que está subexplotado. Esa es una preocupación inmediata que requeriría poner en marcha los equipos que se han abandonado, etcétera.

Pierdan cualquier cuidado porque las empresas privadas cuando hay recurso no se asustan mucho por el tipo de propiedad o de participación del Estado. Por lo menos, eso es lo que dicta la experiencia internacional.

Sr. Presidente.-  Tiene la palabra la señora senadora Negre de Alonso.

Sra. Negre de Alonso.- Señor presidente: en primer lugar, voy a continuar con un punto mencionado, porque la preocupación sobre el tema de la sociedad anónima lo plantearon los senadores Cabanchik y Morandini.

Recuerdo que en agosto de 2004, cuando yo era presidenta de la Comisión de Legislación General, vino el ministro De Vido y se planteó este mismo debate con Enarsa. En esa ocasión, uno de los planteos que hacía la Unión Cívica Radical era que no estaba sujeta al control de la SIGEN ni de la Auditoría. En realidad, las sociedades anónimas tienen su propio control y sería imposible que el Estado entrara con sus órganos de derecho público al ámbito del derecho privado.

Ahora bien, también relacionado con eso ─y lo quiero traer para hacer las preguntas─,  justamente estaba leyendo acá que en ese momento, el senador Fernández hizo una encendida defensa en el debate del plenario sobre Enarsa. Y dijo que, por fin, el gobierno argentino entraba con mucha fuerza a través de Enarsa al mercado energético, y que así íbamos a solucionar el tema de la privatización de YPF.

Realmente, el objeto de Enarsa ─y, por supuesto, acompañamos y compartimos la forma jurídica que se le estaba dando porque creíamos, y seguimos creyendo, que es la correcta─ era el estudio, la exploración, la explotación de los yacimientos de hidrocarburos sólidos, líquidos y gaseosos, el transporte, el almacenaje, la distribución, la comercialización e industrialización de estos productos y sus derivados directos e indirectos.

Entonces, quiero hacer son dos o tres preguntas. Con relación a esto, yo me pregunto:  la expropiación de las acciones de YPF, ¿las hacemos para expropiar un activo que hace a una empresa histórica de la República Argentina? ¿Había otras formas de hacerlo? Digo esto, porque el Estatuto prevé la forma de venta de las acciones. En tres artículos prevé cómo se tendrían que comprar las acciones. A lo mejor habría sido un costo mucho menor para el Estado argentino, sobre todo porque viene teniendo una baja importante en su cotización.

Y también me pregunto ─porque tampoco me quedó muy en claro en esta discusión que hubo con el senador Cimadevilla─, ¿cuál es el activo? Si el activo es la bandera, la marca de bandera de Yacimientos Petrolíferos Fiscales. Digo esto porque, por otro lado, veo contradictoria toda la enumeración que se hace ─y que vemos en los diarios─ de la rescisión del contrato que están haciendo las provincias, porque es una pérdida de activo.

Entonces, yo digo: si nosotros expropiamos porque expropiamos la histórica y estratégica empresa de bandera, es un tema. Si expropiamos porque queremos realizar exploración, etcétera, significa que desde 2004 hasta ahora no pudimos capitalizar Enarsa.  Me pregunto:  entonces, ¿fue un fracaso Enarsa?

Y, en tercer lugar, escuché y leí el mensaje de la presidenta respecto de los dividendos. Quiero saber concretamente: ¿el director del Estado aprobó los balances? ¿El director que representaba al Estado hizo reserva para pedir la nulidad de esos actos asamblearios?

Hemos leído en los diarios ─por lo menos yo en los diarios, no sé sí habrá llegado un documento últimamente a la comisión respectiva─ que Aerolíneas Argentinas  plantea la rectificación de los balances aprobados por asamblea porque ha habido fraude. Después vendrán las responsabilidades de los directores de Aerolíneas Argentinas que representaban al Estado y que, en algunos casos, hicieron reserva y luego aprobaron retroactivamente.

En todo caso, yo quiero preguntar si estos balances que han sido cuestionados por la presidenta en su discurso y que figuran en el mensaje que envía al Congreso, si el director del Estado hizo algún tipo de reserva o los aprobó lisa y llanamente.

Sr. Presidente.- Tiene la palabra el ministro De Vido.

Sr. Ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios.-  Muy sintéticamente quería explicarles que Enarsa para nada fue un fracaso. Hace muy poco tiempo inauguró Central Ensenada de Barragán. Son 500 megavatios que son propios de Enarsa. Tiene 3.000 megavatios en energía distribuida sumados a la red nacional. Tiene 200 millones de barriles de reserva en la Franja del Orinoco, en Venezuela, que seguramente con esta nueva herramienta podremos explotar. Y, seguramente, también va a ser propietaria del Gasoducto del NEA, que estamos licitando en este momento.

O sea que hoy estamos hablando de una empresa que maneja un capital del orden de los 3.000 millones de dólares. Seguramente, si somos inteligentes deberíamos sinergizarla inmediatamente con YPF, una vez que contemos con la ley, y hacer una sola unidad de negocios.

Usted recuerda que en la fecha que estuve acá yo le decía que me sentaba a hablar con mi par boliviano para poder rehacer los contratos de gas que se suspendieron en el 94, creo, y me costaba encontrar el rol porque la Argentina se había quedado sin empresa testigo. También fue en ese momento una necesidad de tener un rol, un papel que ustedes entendieron bien; de hecho, la ley salió votada de acá.

Evidentemente, Enarsa, ante lo que explicó hoy Axel en relación al efecto económico que tienen las distintas actitudes ─y que ha tenido sobre todo el socio controlante español─ en YPF, evidentemente su rol ha compensado. Hemos importado hidrocarburos gracias a que teníamos Enarsa, si no hubiéramos tenido falta de hidrocarburos, que es lo que tratamos de remediar ahora con esta nueva ley.

Con respecto al tema societario, está claro que es una sociedad de derecho privado con participación del Estado, tal cual lo plantean ustedes. Eso no indica que los directores del Estado en algún momento puedan tener algún tipo de auditoría por parte de la Sindicatura General de la Nación que maneja la presidenta de la Nación o la Auditoría, que tiene otras funciones, y que manejan ustedes desde el Senado.

Creo que las preguntas están contestadas. Me gustaría que Axel hiciera algunas reflexiones sobre Aerolíneas Argentinas... Perdón, voy a decir algo con relación al balance de reserva de YPF.

Nosotros dijimos hoy que, a nuestro criterio, ese balance está de alguna manera mentido en base a la falta de inversiones que ha habido en el descubrimiento de nuevas reservas. Pero está claro que el Estado argentino ni Repsol dicen que en Neuquén, en el área que mencionaba la senadora Morandini, Vaca Muerta, hay 240 TCF, que son 240 trillones de pies cúbicos de gas que equivalen a 40 ó 50 veces la reserva que hoy tiene la Argentina. Si yo no las tengo certificadas, no puedo venir a esta Casa, con seguridad, a decir “tengo 300 trillones de pies cúbicos de gas porque van a decir: “¿dónde está la certificación?” No está. Eso es lo que queremos hacer, queremos ponerla en valor.

Como había explicado Axel, Total, Petrobras y Exxon están ansiosas y deseosas de vincularse, en este caso a YPF, para poder llevar adelante yacimientos no solamente como el de Vaca Muerta, sino Aguada Pichana. En ese sentido, seguramente mañana o pasado avanzaremos rápidamente con Total, que nos ha llamado, y hablaremos con ellos. ¿Por qué? Porque la forma asociativa que plantea la ley es muy diferente al esquema asociativo que nos planteaba al Estado nacional una YPF privatizada, con un socio que después de una oferta hostil tuvo una gestión muy negativa.

Reivindico y creo que aspiramos a tener una figura jurídica como la anterior a la oferta hostil, que fue muy ponderada por la presidenta en esta Casa y yo no tengo que repetirlo. Yo coincido con eso.

Sr. Presidente (Fernández).- Tiene la palabra la señora senadora Estenssoro.

Sra. Estenssoro. – Señor presidente: quiero agradecerle a usted y a los funcionarios por estar presentes. Al leer el proyecto que ingresó ayer al Senado de la Nación no puedo más que compartir el objetivo prioritario para la República Argentina que es el logro del autoabastecimiento así como la explotación, industrialización, transporte y comercialización de hidrocarburos a fin de garantizar el desarrollo económico con equidad social. También me parece que es importante que un objetivo nacional estratégico sea garantizar la soberanía hidrocarburífera de la República Argentina.

Ahora bien, me pregunto por qué el autoabastecimiento en nueve años –no estamos diciendo uno, dos o tres años– no parece haber sido un objetivo de este gobierno y quien ha estado al frente de esta área ha sido el ministro De Vido y el secretario Cameron principalmente. La verdad es que, por los resultados del sector y por declaraciones que han hecho hasta hace muy poco, el autoabastecimiento, que es una prioridad estratégica nacional, ya no era importante.

El autoabastecimiento es un objetivo que la Argentina se trazó en 1922 con la creación de YPF y que no fue tan fácil alcanzar, recién logramos el autoabastecimiento pleno en 1989, durante el gobierno de Raúl Alfonsín, los colegas radicales tan denostados por ustedes. Sin embargo, fue durante la presidencia de Raúl Alfonsín, cuando el país tenía una crisis bastante seria, que YPF siguió aumentando su producción y alcanzó el autoabastecimiento. Después, ese autoabastecimiento que fue mínimo, se consolidó en la década del 90. Eso quiere decir que la Argentina tardó 70 años en alcanzar el autoabastecimiento energético, que era una meta estratégica de nuestro país.

Durante la década del 90 no solamente nos autoabastecimos, sino que hubo saltos enormes en la producción y en las reservas de gas y petróleo de todo el sector. Y la Argentina pasó de ser importador neto a ser exportador y hasta hace dos años la energía daba cuenta de gran parte del superávit comercial. Ustedes lo saben muy bien, en 2006 la mitad de la balanza comercial se explicaba por el superávit energético de seis mil millones de dólares.

En ese sentido, este gobierno recibió un país que tenía un superávit energético de cuatro mil millones y ahora tenemos un déficit de cuatro mil millones de dólares. Entonces, tenemos que preguntarnos cómo puede ser que el gobierno que perdió el autoabastecimiento, porque no lo consideró una prioridad durante nueve años, pueda garantizar la soberanía hidrocarburífera y el autoabastecimiento.

Quiero señalar, porque el tema del petróleo es muy cercano al corazón de todos los argentinos por el significado que tuvo y por la meta del autoabastecimiento, que la Argentina hasta el momento ha sido un país petrolero modesto, salvo que se lleguen a convertir en reservas las predicciones de que podemos tener algunos de los yacimientos más importantes del mundo de hidrocarburos no convencionales. Sin embargo, teníamos la ventaja, que no tiene Chile ni Uruguay y que Brasil no la tenía hasta hace poquitos años, de casi autoabastecernos, es decir, no teníamos que destinar grandes sumas de dinero para importar energía.

Les pido si por favor me pueden escuchar, sobre todo el secretario Cameron, porque me estoy refiriendo a su gestión.  

Respecto de la evolución de la producción de gas de la Argentina, me voy a referir a las décadas en democracia, no voy a empezar a hablar de 1920. En la década del 80, a pesar de los problemas duros que tuvo que enfrentar el gobierno radical, la producción de gas aumentó 126 por ciento, con una YPF totalmente estatal, y las reservas aumentaron cinco por ciento. Durante la década del 90 la producción de gas aumentó 94 por ciento y las reservas aumentaron 10 por ciento. En la última década de gestión kirchnerista la producción de gas de todo el país, no solamente de YPF, cayó 13 por ciento. Y lo que es más grave, las reservas de gas, que dan cuenta de la mitad de nuestras necesidades energéticas, cayeron 55 por ciento.

En materia de petróleo, en la década del 80 la producción cayó tres por ciento y las reservas 12 por ciento con una YPF totalmente estatal. Y en la década del 90, con una YPF míxta, controlada por el Estado argentino, la producción de petróleo aumentó 64 por ciento y las reservas un 96 por ciento, que son más importante porque nos asegura la sustentabilidad futura, lo que significa que hubo una política de restituir las reservas que se extraían en producción, porque esa es una política sustentable. En esta década la producción de petróleo cayó 27 por ciento y las reservas cayeron 18 por ciento.

Ahora, si uno ve los cuadros históricos desde 1922, la Argentina nunca tuvo tantos años consecutivos de decadencia en la producción de hidrocarburos. Es decir, no ha habido una caída de esta magnitud y de esta permanencia en los cien años de historia de la industria petrolera argentina. Ni siquiera en la época de Perón –que tuvo problemas serios en cuanto al autoabastecimiento por lo que se tuvo que importar grandes cantidades de petróleo– fue tan duradero porque después se recuperó la producción nacional. O sea que esta es la peor década, la más dramática. Y si tardamos 70 años en lograr el autoabastecimiento y 10 años más en consolidarlo, me preguntó cuánto tardaremos en recuperar lo que este gobierno dilapidó.

No solamente me refiero a Repsol porque, si reivindicamos la política, me imagino que también tenemos que hacernos cargo de una política energética que hizo que un sector estratégico para el país, y una industria nacional que era relativamente sana, se desplomara en estos años.
1   ...   9   10   11   12   13   14   15   16   17

similar:

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconLas comisiones de Comunicaciones e Informática, de Presupuesto y...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconXxiii reunión Plenaria de la Red de Vinculación Tecnológica

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconChile: Derechos contenidos en el artículo 28 de la Declaración onudpi...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconGuerrero: Anuncian movilizaciones para demandar mayor presupuesto...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconArtículo 15. Exigencias básicas de ahorro de energía (HE)
«db-he ahorro de Energía» especifica parámetros objetivos y procedimientos cuyo cumplimiento asegura la satisfacción de las exigencias...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconResumen la energía nuclear procede de reacciones de fisión o fusión...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconLas Medidas Cautelares constitucionales

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconResumen: En circunstancias, la ausencia o mala configuración de las...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles icon16 La transición a la democracia. La Constitución de 1978. Principios...

Reunión plenaria de las comisiones de presupuesto y hacienda, de asuntos constitucionales y de mineríA, energía y combustibles iconCuestionario sobre minería hecho por religios@s






© 2015
contactos
l.exam-10.com