Instituto Bíblico Reformado






descargar 94.04 Kb.
títuloInstituto Bíblico Reformado
página1/2
fecha de publicación31.05.2015
tamaño94.04 Kb.
tipoDocumentos
l.exam-10.com > Documentos > Documentos
  1   2
Instituto Bíblico Reformado

 

 

Consejería Pastoral

 

E6

 

 

Por

Gregorio Vicente Martín

 

 

Consejería Pastoral

 

 

 

 

 

Introducción

 

  1. I.            La Tarea Pastoral

  2. II.          El Consejo Bíblico

  3. III.       Métodos de Consejería Pastoral

  4. IV.       La Práctica

 

Conclusión

 
 

 

Introducción

 

“Y salió Jesús y vio una gran multitud, y tuvo compasión de ellos, porque eran como ovejas que no tenían pastor, y comenzó a enseñarles muchas cosas.” S. Marcos 6:34

 

La compasión de Jesús es la base de toda consejería pastoral. Por naturaleza la gran multitud de la humanidad es como si fueran ovejas sin pastor, y como sabemos, sin pastor las ovejas están desamparadas, perplejas, e indecisas. Por lo tanto, durante su ministerio nuestro Salvador enseñó muchas cosas, es decir, el Señor les dio consejos sabios a sus discípulos con el fin de que sus ovejas recibieran dirección y ayuda para seguir a su Pastor y para caminar en su sendero hacia la felicidad de su reino.

 

Antes de su ascensión, Jesús les dio a sus apóstoles y a los pastores de su iglesia la comisión de enseñarles a sus ovejas. (Lea S. Mateo 28:20) Consecuentemente, hasta el fin de los siglos los pastores deben estar listos para ayudar a las ovejas del Señor con consejos sabios, porque, como vamos a ver en la lección siguiente, es una parte integral de la tarea pastoral.

 

Aunque la consejería pastoral de su propia naturaleza es una tarea o un deber de los pastores de la iglesia, en un sentido más general podemos decir que darles consejos cristianos a nuestros vecinos que experimentan una hora de necesidad en la vida es una responsabilidad de cualquier creyente. Debido a eso, este curso sería un beneficio no solo para pastores sino también para cualquier creyente que quiera desarrollar su habilidad de ayudar a su prójimo con consejos bíblicos, como consuelo para su hermano cristiano o como una manera de testificar de la sabiduría de Dios en sus contactos con no-creyentes.

 

Por eso, es evidente que el tema de consejería pastoral merece un curso específico en el currículo de nuestro Instituto Bíblico Reformado. La compasión de Cristo que debemos compartir con nuestros prójimos en su hora de necesidad, el llamado de ser discípulos, la comisión del Salvador, y los dones que el Espíritu Santo ha dado a sus siervos, todo eso se justifica en este curso.

 

Consejería pastoral entonces permite que los pastores y todos los miembros de la iglesia que también comparten este don del Espíritu Santo muestren la compasión de Jesucristo y la sabiduría de Dios Padre con el fin de que los que sufran con los problemas de la vida terrestre reciban consuelo y consejo bíblico.

 

1.¿Cuál es la base de toda consejería pastoral?

________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

2.¿Cuáles son los propósitos de la consejería pastoral?

________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

3.¿Por qué específicamente deben los pastores prepararse para darles consejo bíblico a las personas perplejas?

________________________________________________________________________________________________________________________________

 

4.¿Cómo es la consejería pastoral una parte de nuestro testimonio cristiano?

________________________________________________________________________________________________________________________________

 

 

 

I.            La Tarea Pastoral

 

La Palabra de Dios habla sobre la tarea pastoral en 2 Timoteo 4:2: “Que prediques la palabra, que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina.”

 

La primera tarea pastoral es, como vemos, predicar la palabra. ¡Qué importante es predicar! No obstante un pastor verdadero no es solo un predicador, porque leemos también en el mismo versículo que un pastor debe reargüir, reprender y exhortar, es decir, él debe dar consejos cristianos para que el creyente obedezca todas las enseñanzas de la Palabra en toda su vida.

 

Además la Palabra habla de la Biblia misma en 2 Timoteo 3:16 y nos dice: “Toda la Escritura es inspirada por Dios y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia.” Para ser fiel a las Escrituras entonces, un pastor debe predicar la Palabra cada vez que está en el púlpito, y también un pastor debe darles consejos cristianos a los miembros de la congregación en conversaciones personales, durante visitas, etcétera, porque también es una oportunidad importante para ministrar y para obedecer a la instrucción que el Señor les da a los pastores, la cual es la siguiente: es una responsabilidad pastoral en cuanto a las ovejas del Señor reargüir, corregir, e instruir en una manera bíblica y muy personal.

 

Un buen pastor no puede decir: solo voy a predicar los domingos en la iglesia. Por supuesto predicar es sumamente importante, pero la tarea pastoral es más amplia, y por eso un buen pastor quiere darle consejos de la Biblia para que un miembro que lucha en medio de los retos de la vida reciba ayuda práctica y eficaz para resolver sus problemas.

 

Por supuesto la tarea pastoral es una tarea espiritual. La consejería pastoral debe reflejar esa verdad en una manera práctica. Un pastor no es un señor reverendo Sabelotodo. En ningún capítulo del Nuevo Testamento leemos que el Espíritu Santo les da milagrosamente a los pastores la habilidad de darles consejos a personas en cuanto a asuntos médicos, por ejemplo. Tampoco les da el Espíritu Santo a los pastores el poder de convertirse en abogados para darles consejos legales a sus hermanos cristianos. Con humildad un pastor debe evitar la tentación de Satanás de falsificar sus habilidades.

 

Por lo contrario es la tarea de cualquier pastor orar con fervor con el objeto de que el Espíritu Santo le dé lo que es necesario para cumplir su tarea verdadera, porque es una tarea muy importante y valiosa, la cual es darles consejos espirituales a todas las personas que desean ayuda en cuanto a su vida espiritual, es decir, su fe, su participación en la iglesia, los retos de cumplir una vida cristiana en medio de un mundo pecaminoso, sus preguntas sobre asuntos éticos y religiosos, etcétera. ¡Cuán grande e importante es la tarea pastoral que el Salvador les dio a los pastores de su iglesia!

 

Es obvio que un pastor, quien honra a Dios, quien es fiel a su Palabra, y quien ama a las ovejas del Señor, va a hacer que el consejo pastoral sea una parte importante de su ministerio de enseñar, de redargüir, de corregir, y de instruir según la voluntad de Dios para cumplir sus deberes pastorales en una manera bíblica y cariñosa.

 

5.¿Por qué creemos que la tarea pastoral no es solo predicar?

________________________________________________________________________________________________________________

 

6.Según la Biblia (Lea 2 Timoteo 3:16) ¿Cómo podemos usar las Escrituras para ministrar en la tarea de la consejería pastoral?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

7.Si la tarea pastoral es una tarea espiritual, ¿Qué debe hacer un pastor y que no debe hacer, cuando él le dé consejos a una persona?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

 

 

Al asesorar, el pastor (o consejero cristiano) debe pensar bien en su llamado de ser fiel a Dios y en el estándar el la Biblia de comportamiento para impedir cualquier pecado o tentación en su propio corazón, porque en su tarea de dar consejos el pastor trabaja con las ovejas del Señor mas débiles y enfermas. Es un asunto de la ética cristiana.

 

Además, las normas de la ética cristiana exigen que el pastor no use la consejería para tratar de resolver sus propios problemas emocionales, o jamás para satisfacer sus deseos sexuales, o para escuchar chismes. Por lo contrario un pastor debe merecer la confianza del asesorado y debe guardar silencio en cuanto a los pecados, tentaciones, y debilidades de las cuales se le han dada cuenta por medio de las confidencias que ha oído.

 

Un pastor debe ser prudente, y un prudente pastor se protege a si mismo y hace su ministerio en una manera sabia. Por eso, un pastor debe tener mucho cuidado en asesorar a las personas del opuesto sexo, por ejemplo, él nunca se reúne con una mujer en un sitio solitario, o en su carro, o sin el conocimiento de su propia esposa y de los ancianos de la iglesia. Es obligatorio evitar cualquier contacto seductivo para que no haya ninguna sospecha de conducta mala o emociones inapropiadas entre el pastor y la asesorada.

 

Ante el rostro de Dios, el pastor es responsable de ser un hombre fiel, humilde, justo, y cuidadoso, es decir, debe ser un creyente que practica la plena ética cristiana, la cual es el estándar de su propia vida y de toda la consejería suya.

 

8.¿Cuáles son lunas normas de ética cristiana que todo pastor debe reconocer y practicar?

________________________________________________________________________________________________________________

 

9.¿Cómo puede ser prudente un pastor en el ministerio de asesorar?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

10.¿Cómo se puede evitar sospechas y chismes en la práctica de la consejería pastoral?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

II.          El Consejo Bíblico

 

Primero que nada la consejería pastoral es consejo bíblico, porque la Biblia nos da todo lo que Dios quiere que sepamos claramente de la santa fe cristiana y es la revelación de la perfecta voluntad de Dios para la vida cristiana. La Biblia es el estándar o la norma, y el Espíritu Santo siempre trabaja en acuerdo total con las enseñanzas que Él nos dio en la Biblia. Consejos que no estén de acuerdo con la doctrina bíblica provienen del diablo, el padre de mentiras.

 

Debido a eso, un pastor debe ser un estudiante fiel de las Escrituras, y debe entender bien por medio de sus propias experiencias la verdad de Salmo 1:2 “sino que en la ley de Jehová está su delicia y en su ley medita de día y de noche.” Para prepararse un pastor tiene que meditar en toda la ley de Jehová, porque la base de sus consejos pastorales es la revelación que Jehová nos dio, es decir, la Biblia. Es muy importante entender que la base de la consejería pastoral no es opiniones personales, no es las costumbres nacionales, no es las normas de una sociedad secular, sino la base es la verdad objetiva de la Palabra de Dios.

 

Además vale la pena que pensemos en el significado de la palabra “meditar.” Nos dice Salmo 1:2 “en su ley medita...,” consecuentemente un pastor debe meditar, es decir, leer la Biblia con oración, con calma, con estudio, con devoción, para que el pastor entienda bien la plena voluntad de Dios, porque el consejo bíblico no es solo escoger un versículo u otro para darle fácilmente a una persona perpleja un consejo sin pensar bien en la verdadera necesidad de la persona.

 

Entonces, debemos usar la Biblia en la manera correcta: con el motivo justo, es decir, con amor (Lea Efesios 4:15), porque sin el motivo correcto no podemos ofrecer ninguna ayuda cristiana a nuestros prójimos; con respeto para el espíritu de la ley como nos enseñó el Salvador (Lea S. Mateo 5:17-20, S. Mateo 7:12, S. Lucas 6:35,36); y también en acuerdo con las decisiones de los concilios de la iglesia y la doctrina reformada, porque leemos las Escrituras como miembros de la iglesia y no de una interpretación privada, la cual es condenada por el apóstol Pedro (Lea 2 Pedro 1:20).

 

No somos los primeros cristianos que han experimentado la salvación de Jesucristo o la obra del Espíritu Santo en el corazón. Somos una parte, la parte actual, de la santa iglesia universal, y consecuentemente debemos usar todos los recursos de la iglesia que Dios nos ha dado por medio de dos milenios de estudios bíblicos, de nuestra herencia espiritual que tenemos en la gran Reforma de la iglesia de la edad media; y también gozamos del uso de muchos buenos comentarios evangélicos y nuestro propio Instituto Bíblico Reformado. Todo eso nos ayuda a evitar los errores de una interpretación privada, si un pastor está dispuesto a humillarse ante el rostro de Dios y si él busca y usa los recursos que Dios nos ha dado en la abundancia de su gracia.

 

En resumen podemos decir que la Biblia es el texto de la consejería pastoral. Está llena de consejos específicos y muy sabios, y más que nada la Biblia nos explica el espíritu y la manera que gobiernan la práctica de dar consejos pastorales.

 

11.¿Cuál es la norma de todo consejo pastoral?

________________________________________________________________________________________________________________

 

12.¿Por qué tiene un pastor que meditar en la ley del Señor?

________________________________________________________________________________________________________________

 

13.¿Cuál es el significado de la palabra “meditar?”

________________________________________________________________________________________________________________

 

14.¿Cómo podemos usar la Biblia en la manera correcta? Explique el motivo, el espíritu, y el papel de la iglesia en usar correctamente la Santa Biblia en el ministerio de la consejería pastoral.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

En el transcurso de su ministerio, todo pastor encuentra a personas que luchan con pecados y tentaciones específicas, por ejemplo los retos y problemas del sexo que toca los temas bíblicas de noviazgo, matrimonio, separación y divorcio, infidelidad y perversiones sexuales. También hay tensiones intra familiares: la enseñanza y disciplina de niños, los problemas de guiar a los adolescentes y la delincuencia, los retos de la vejez, y la violencia entre familiares. Además hay personas que sufren de enfermedades terminales y que tienen que enfrentar la muerte. También el pastor encuentra a las personas con problemas emocionales: depresión, enojo, celos, sentimientos de culpa, ansiedad, etcétera.

 

Quizás en un libro de 100 capítulos se puede tocar cada tema, reto, tentación, o pecado en una manera individual, con un estudio bíblico extensiva, pero para cumplir el propósito de nuestro curso es suficiente que toquemos los temas en un modo más general, como es nuestra costumbre.

 

En cuanto a los retos y problemas del sexo, cuando un pastor ministra a personas en asuntos sexuales, él siempre debe llamarlas a respetar el concepto bíblico de matrimonio cristiano, en el cual Dios permite que un marido y una esposa compartan una expresión física en la cual ellos se hacen “una sola carne” según el plan divino (Lea Génesis 2). Fuera del matrimonio cristiano cualquier acto de sexo es vacío y pecaminoso.

 

Según la Biblia el matrimonio no es sacramento, sino es un pacto aprobado por Dios para que un varón y una mujer se unan para toda su vida terrestre y dentro de su unión ellos pueden disfrutar el don del sexo. Hoy en día muchas personas piensan que si hay problemas en la familia, la solución es separarse y divorciarse. Después de divorciarse, para satisfacer los impulsos sexuales, la pareja divorciada busca nuevas relaciones hedonísticas, el hombre con su concubina y la mujer con su amante. No es el patrón bíblico.

 

En la conserjería de personas quienes luchan contra los pecados de la carne, sean solteros o sean parejas, el deber del pastor es ayudarlas a reconocer el llamado de Dios a ser fiel al estándar bíblico. Para solteros, es decir todas las personas no casadas, la norma es abstenerse del sexo, porque es reservado para la relación matrimonial. Para parejas la norma es fidelidad dentro del pacto de matrimonio. Si hay problemas es mejor que los cónyuges se reconcilien con la ayuda de Dios, en vez de divorciarse. Según la Biblia el divorcio no es una opción; sólo es permitido en el caso de adulterio.

 

Por los años los concilios de la iglesia han ofrecido buenos consejos y han hecho decisiones importantes en cuanto a la separación y divorcio, y todo pastor debe conocer bien esas decisiones y debe dar sus consejos en pleno acuerdo con ellas.

 

En el asunto de los problemas familiares, es bueno que el pastor estudie el libro de Efesios, especialmente capítulo 5 versículo 21 hasta capítulo 6 versículo 9. La enseñanza de la Palabra de Dios es una llamada a maridos, esposas, y niños: “Someteos unos a otros en el temor de Dios.” (Efesios 5:21) El espíritu de someterse, de amor, de obediencia es la ayuda que ellos que luchan con problemas dentro de su familia necesitan.

 

Mas que nada, un niño o adolescente necesita sentir el amor de los padres, y la disciplina paternal, una disciplina con castigo proporcionados y justa, la cual es una señal verdadera de amor. (Lea Hebreos 12:6,7 y Proverbios 13:24)

 

Los adolescentes están en viaje a ser adultos. La edad de la adolescencia es una edad de complejidad, porque hay cambios físicos y deseos de ser independiente. Ellos desarrollan su vida social y sexual. Ellos necesitan padres y líderes de la iglesia que les muestran el amor y la compasión de Jesús y también ellos deben entender que hay límites y, si hay faltas e infracciones deliberadas, hay castigos apropiados.

 

Los cónyuges enfrentan el reto de mantener el respecto mutuo en el contexto de su matrimonio. ¿Cómo? El primer paso es obedecer la Palabra de Dios y someterse a Cristo. Muchas veces los problemas entre los cónyuges son por falta de comunicación. Se dice: en boca cerrada no entran moscas, pero el silencio por causa de cólera o tensión no sana nada. El marido y la esposa deben comunicarse para experimentar la unión en su vida en la casa y en su vida espiritual.

 

Otro problema muy grave que todo pastor enfrenta es el alcoholismo, porque aproximadamente cinco por ciento o más de los adultos en el país son alcohólicos. Aunque es posible decir que el alcoholismo es una enfermedad de adicción, también es la verdad que embriagarse es un pecado porque la Biblia habla contra la ebriedad en más de 600 versículos. El alcoholismo es la causa de muchos problemas familiares, querellas, gritos, peleas, y vergüenza. Por eso, la ayuda que necesita un alcohólico es sicológica y física y al mismo tiempo espiritual.

 

La organización con más éxito en el tratamiento de los alcohólicos, Alcohólicos Anónimos, reconoce esa verdad en sus famosos 12 Pasos. Si hay un grupo de Alcohólicos Anónimos en el sector o municipalidad es bueno que el pastor use sus recursos.

 

También la familia de cualquier alcohólico merece la compasión y los consejos del pastor, porque la familia siente vergüenza por la conducta del borracho, y muchas veces esa vergüenza produce soledad, ansiedad, enojo y desconfianza en los miembros de toda la familia. Ellos necesitan consejos cristianos para que puedan experimentar la gracia de Dios y para crecer en el Señor a pesar de pasar por momentos muy difíciles.

 

15.¿Cómo puede experimentar el alcohólico la liberación en Cristo?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

16.¿Cómo puede evitar el pastor que el alcohólico sufra con mas vergüenza en la comunidad cristiana?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________

 

17.¿Dónde queda el grupo de Alcohólicos Anónimos más cerca de su comunidad?

____________________________________________________________________________________

 

 

Todo ser humano va a encontrar la muerte. Los datos estadísticos son muy impresionantes: 100% mueren. Es obvio entonces que un pastor debe entender las enseñanzas bíblicas sobre el tema de la muerte y de las enfermedades terminales. Queremos que todo cristiano que sufre de una enfermedad terminal y que enfrenta la muerte experimente el consuelo del evangelio de Jesucristo y la promesa divina de la vida eterna.

 

Además es el pleno deseo de la iglesia que ellos que están de luto por un ser querido reciban el consuelo del Espíritu Santo por medio de la gracia de Dios y por su don de fe en Cristo, el Señor de la vida eterna.

 

Un pastor debe estar listo para ministrar a las personas que están de duelo por un difunto. Si el difunto murió sin testimonio cristiano alguno, el pastor no puede hacer nada por el difunto mismo, porque el Señor es el juez. Por eso, el pastor fiel enfoca su ministerio de consejería pastoral en los que viven para que ellos entiendan bien la necesidad de creer en Cristo y que ellos reciban a Jesús como Señor y Salvador, porque la muerte de un no-creyente nos sirve de escarmiento. Si el difunto murió con un buen testimonio cristiano, la tarea del pastor es ayudarles a las personas que están de luto a enfocarse en la buena esperanza que tenemos, no por obras nuestras, sino sólo en Cristo Jesús, el Salvador del difunto, y en la vida eterna que Él nos da por su gracia inmerecida.

 

 
  1   2

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Instituto Bíblico Reformado iconInstituto Bíblico Reformado

Instituto Bíblico Reformado iconP3 El Puesto del Pastor en la Tradición Reformada Instituto Bíblico...

Instituto Bíblico Reformado iconTeólogo español, Doctor en Teología por la Universidad Pontificia...

Instituto Bíblico Reformado iconEn el instituto, por entonces, sólo se hablaba de “la Esther”, la...

Instituto Bíblico Reformado iconResumen bíblico

Instituto Bíblico Reformado iconResumen bíblico

Instituto Bíblico Reformado iconII. Preparando el Estudio Bíblico

Instituto Bíblico Reformado iconSeminario bíblico de colombia

Instituto Bíblico Reformado iconPasaje Bíblico Hechos 14 y 17

Instituto Bíblico Reformado iconComentario bíblico del libro de malaquíAS






© 2015
contactos
l.exam-10.com